4 sorprendentes cosas positivas que ha dejado el COVID-19

Desde una disminución de la contaminación hasta la exposición de fallas en nuestros sistemas, hay algunas cosas buenas que pueden venir de la pandemia de coronavirus.
4 sorprendentes cosas positivas que ha dejado el COVID-19
Crédito: Depositphotos.com

Grow Your Business, Not Your Inbox

Stay informed and join our daily newsletter now!
Entrepreneur Leadership Network VIP
Tech / Blockchain Influencer, Investor & Advisor
7 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

A medida que avanza la pandemia de coronavirus, parece que no hay más que malas noticias cada hora: más casos, más tragedias y más restricciones. Aunque el virus ha causado un inmenso sufrimiento y desafíos desde el comienzo del año, ha habido algunas sorpresas inesperadas, lo que demuestra que nada es absoluto y que pueden salir cosas positivas incluso de las peores tragedias.

Disminución de la contaminación

Canales de Venecia limpios. Foto: Gunsclaxel vía Twitter. 

Cuarentenas sin precedentes a gran escala, una reducción en la producción industrial y una disminución dramática en la cantidad de tráfico de vehículos automotores: todos estos factores están contribuyendo a una mejor calidad del aire y del agua.

Las grandes ciudades son las principales culpables de las emisiones de contaminantes atmosféricos. Como resultado indirecto de las medidas de seguridad de COVID-19, las concentraciones de dióxido de nitrógeno (NO2) han disminuido drásticamente en todo el mundo. En Bérgamo, Italia, por ejemplo, la concentración promedio de NO2 durante una semana en marzo fue un 47 por ciento más baja que en la misma semana en 2019. En Barcelona, ​​la disminución alcanzó el 55 por ciento. Europa no es la única área que se beneficia de un aire más limpio: se ha observado el mismo fenómeno en China y Estados Unidos, entre otros países.

Naturalmente, esta mejora en la calidad del aire y el agua no va a durar, porque los niveles de contaminación volverán a subir una vez que se levanten las restricciones a la producción industrial y la libre circulación. Incluso podrían superar sus niveles previos al coronavirus, ya que se espera que muchos países aumenten la producción para compensar el tiempo de inactividad. Sin embargo, esta disminución temporal de la contaminación sirve como prueba de que, como sociedad global, podemos hacer una gran diferencia. Cualquiera que haya estado en Venecia se sorprenderá de las imágenes de canales completamente despejados, por ejemplo. Estas y otras imágenes nos muestran cómo serían nuestras ciudades y áreas naturales si se hiciera un esfuerzo consciente, sostenido y a gran escala para proteger el medio ambiente. Con suerte, servirán como herramienta de sensibilización como mínimo.

Un impulso para los nichos de negocios tecnológicos


La popularidad de Bitcoin ha subido como la espuma, sin embargo el mundo de las criptomonedas va mucho más allá de un único sistema de pago. Foto: Depositphotos.com

Ya hemos visto que el Bitcoin y otras criptomonedas, así como las empresas basadas en blockchain en general, están preparadas para generar mayores ingresos como consecuencia indirecta de COVID-19. Como método de pago remoto y una alternativa más o menos resistente a la inflación a las monedas fiduciarias, Bitcoin ya está aumentando el interés de usuarios individuales e inversores por igual.

Si bien muchas industrias han sufrido como resultado del bloqueo, el hecho de que millones de personas estén confinadas en sus hogares y obligadas a recurrir a soluciones digitales ha abierto nuevas oportunidades para las empresas en ciertos nichos tecnológicos.

Las compañías SaaS que brindan soluciones de videoconferencia, por ejemplo, están viviendo un aumento masivo del tráfico. Muchos han aprovechado esta oportunidad para proporcionar sus servicios de forma gratuita o con descuento por un tiempo limitado. Sin embargo, una vez que las empresas y los usuarios individuales hayan adoptado una solución particular, es probable que al menos una parte de ellos las sigan utilizando una vez que sus métodos de trabajo vuelvan a la normalidad, lo que aumenta el número de clientes potenciales para el proveedor.

A modo de consecuencias menos directas, se espera que la mayor necesidad de interacciones remotas confiables y rápidas tenga el potencial de acelerar la adopción de la conectividad 5G, así como las tecnologías de realidad virtual para las empresas (por ejemplo, para fines de capacitación remota).

El uso de las llamadas soluciones de ciudades inteligentes también ha aumentado, incluida, por ejemplo, la implementación de drones y aplicaciones diseñadas específicamente para el trabajo policial. La pandemia ha brindado la oportunidad de probar la efectividad de estos métodos basados ​​en tecnología, y potencialmente acelerar la adopción de más soluciones digitales en el futuro.

Aumento de las tasas de aceptación en la educación superior

Aumentará la educación a distancia. Foto: Depositphotos.com

Existe una gran cantidad de ansiedad en torno al problema de cómo el COVID-19 afectará el proceso de admisión en las universidades del Reino Unido y los Estados Unidos. Hasta ahora, sin embargo, el mensaje de las instituciones de educación superior es claro: no se espera ninguna interrupción.

De hecho, se ha sugerido que puede ser más fácil ingresar a muchas universidades en los Estados Unidos, y los procesos de admisión en el Reino Unido pueden ser más flexibles a la luz de la pandemia.

En los Estados Unidos, muchas universidades enviarán cartas de aceptación a un mayor número de futuros estudiantes como parte de un esfuerzo por garantizar un rendimiento suficiente. La incertidumbre no es solo el dominio de los estudiantes con esperanzas: la mayoría de las universidades y colegios tampoco pueden estar seguros de que asegurarán suficientes estudiantes para llenar todos los espacios. Sobrecompensar al aceptar un mayor número de estudiantes es la solución lógica.

Este enfoque más flexible probablemente no se extenderá a instituciones de primer nivel, como las universidades de la Ivy League en los Estados Unidos, porque estas escuelas tienen listas de espera prácticamente infinitas.

Otro aspecto de la influencia de la pandemia en la educación es el uso más extendido de plataformas de aprendizaje en línea a la luz del cierre de escuelas en la mayoría de los países. Esto proporciona una mayor conciencia entre los estudiantes sobre las herramientas disponibles para ellos en línea, quizás haciéndolos más propensos a considerar un título en línea.

Exposición de defectos en los sistemas económicos y sanitarios

Foto: Depositphotos.com

Esto es algo así como un lado positivo disfrazado. Es extremadamente desafortunado que haya salido a la luz de esta manera, pero la mayoría de los países se han mostrado lamentablemente poco preparados para manejar una crisis como la pandemia COVID-19. La emergencia del coronavirus ha probado todos los aspectos de los servicios públicos, desde la fuerza policial y la atención médica hasta las instituciones educativas y la preparación económica, de manera que ninguna simulación o modelo teórico podría haberlo hecho.

Con suerte, las autoridades a nivel local y nacional sacarán las conclusiones correctas de su manejo de esta crisis e implementarán soluciones y cambios apropiados para asegurarse de que todos los sistemas funcionen eficientemente en el futuro. Se han identificado las fallas y varían de un país a otro, lo que significa que los responsables pueden ver claramente qué aspectos necesitan mejoras. Con un poco de suerte, esto asegurará que si otra crisis ocurriera en nuestro planeta, estaremos mejor preparados.

Keep Reading

Latest on Entrepreneur