¿Cómo pagarle a tus empleados cuando están trabajando desde cualquier parte del mundo?

Esta creciente tendencia del talento global ha impulsado el crecimiento de las plataformas de pago.

Por
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Depositphotos.com

El talento es global. Esto lo sabíamos previo a la pandemia, pero hoy las facilidades para contratar personal en cualquier destino del mundo se expandieron y las empresas ya se dieron cuenta de que no importa cuán cerca viva la persona, sino cuán productiva y afín a la organización sea. Al mismo tiempo, en América Latina, los profesionales acostumbran buscar poder trabajar para el extranjero, pues intentan resguardar sus ingresos en una moneda más dura que la de su país de origen. Pero, aquí viene un nuevo reto: ¿cómo pagarle a esta gran masa de empleados o contratados tan dispersa por el planeta?

Para tener idea de cómo crece el interés de los latinoamericanos por exportar sus servicios, una reciente encuesta realizada por un portal de empleos (según Bumeran) registró que el 94% de los usuarios se encuentra interesado en trabajar para una empresa de otro país. Solo el 6% de los encuestados en la región aseguró no sentir atracción por este tipo de propuesta laboral. 

Incluso, en el mismo sondeo, el 36% de las empresas reconoció que contrataría a talentos que viven en otros países, y la misma proporción aseguró que no le molestaría que sus actuales empleados viajen y se instale en otro destino. 

El problema está en que esto diversifica los modos de pagos de la empresa, siendo un momento de extrema ocupación cuando son los días de liquidación de sueldo o de pago a proveedores. Ni hablar que aumenta la posibilidad de errores, lo que genera fricciones entre los colaboradores y la empresa. 

De aquí y de allá

A su vez, sobre todo en la industria IT y de asesoría de empresas, crece la cantidad de trabajadores freelance. Esto debido a que su profesión se encuentra entre las más demandadas y trabajar para varios clientes es más rentable que tener un sólo empleado. En estos casos la complejidad es a la inversa: ¿cómo logran ellos unificar tantas fuentes de ingresos? Que, además, seguramente provengan de diferentes destinos.

Para entender la magnitud de esta tendencia, la plataforma Workana, especializada en unir a freelance con empresas contratantes, aseguró que desde el inicio de la pandemia aumentó un 42% el registro de profesionales que ofrecen servicios a través de ella, solo en América Latina. 

En este escenario, México subió un 12% en el número de trabajadores que eligen ser independientes y abrirse a un mercado sin fronteras. En promedio, en nuestro país, cada año se crean cerca de cinco mil nuevas cuentas dentro de la plataforma. Además, es bueno saber que, si bien esta modalidad es sumamente natural para los menores de 30 años, ya son muchos los profesionales mayores de 40 que también la empiezan a abrazar. 

Para estos trabajadores freelance, cuando más fuentes de ingreso, mejor. Estas son posibilidades de mejora, una oportunidad para obtener una mayor remuneración y así ir subiendo el piso de ingresos mensuales. El administrar estos pagos es esencial para quienes son independientes. 

México subió un 12% en el número de trabajadores que eligen ser independientes / Imagen: Depositphotos.com

Soluciones

Esta creciente tendencia del talento global ha impulsado el crecimiento de las plataformas de pago. Lo anterior, debido a que las empresas necesitan soluciones para escenarios de pago complejos. En contraposición, la banca tradicional viene en desventaja frente a las fintech en el desarrollo de productos que den respuesta a esta nueva necesidad. 

Para las empresas es necesario acelerar el proceso de pago, para darle, además, a cada empleado o proveedor una solución que se adapte sin problemas a la legislación o las restricciones que puede haber en su país. Sabemos que en América Latina las normas para la transferencia de envío suelen ser muy complejas o diversas entre un país y otro. Por lo que contar con un socio como la plataforma colombiana OnTop, la alemana Lano, entre otras a nivel global, que ayudan al empleador a pagar a sus colaboradores sin importar en donde se encuentren les facilita de manera segura estas prácticas. 

Entonces, para los pagos B2B es preciso ampliar el enfoque, porque, en definitiva, esto es un valor agregado que suma a la marca empleadora. Además, claro, está, el departamento de Recursos Humanos, agradecerá la incorporación de la tecnología, porque les simplifica no solo los pagos, sino también la carga de impuestos, retenciones o pagos sociales. 

En estos contextos, aliados como las Fintech-as-a-Service resultan esenciales. ¿Por qué? Porque unifican en una sola plataforma todas las funciones que la empresa necesita, pero también el colaborador o proveedor. Esta agilidad se vuelve fundamental en estos días, en los que, ante la menor molestia, el talento busca nuevas empresas a las que venderse sus servicios. 

Por todo esto, es imperativo que las firmas consideren que buscar los mejores talentos, con los mejores precios e indistintamente de su ubicación geográfica, implica tener que admitir la diversificación de pagos. Y esto ya no es un proyecto a futuro, sino que es algo que se necesita desarrollar ya. Solucionar estas complejidades con un solo proveedor agrega valor y agilidad a la gestión de recursos humanos y de los talentos. 

Ingresa Ahora