Darren Weeks empezó a invertir en la Bolsa de Valores a los 10 años. Aquí algunos consejos del 'Padre Rico canadiense'

El empresario nos habla sobre la importancia de una educación financiera y cómo podemos empezar a invertir.

Por
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

¿A qué jugabas de pequeño, qué era lo que más deseabas o qué hacías? Mi terapeuta dice que esos juegos que más disfrutábamos pueden ayudar a definir lo que nos apasiona más adelante en nuestra vida. 

Cortesía de Darren Weeks

Darren Weeks, mejor conocido como el ‘Padre Rico canadiense’, autor del libro “El Arte de Recaudar Capital”, quería ser millonario y en efecto, esa idea le ayudaría a construir un camino para llegar a su meta. 

“Cuando yo tenía seis años, me acuerdo que quería ser rico, así que empecé a hacer cosas que eran diferentes o fuera del alcance de un niño de mi edad, empecé a invertir en la Bolsa de Valores a los 10 años. Siempre fui muy muy trabajador, ya fuera que estuviera apaleando la nieve afuera de las casas de mis vecinos, o repartiendo periódicos, pero siempre estaba trabajando”, comenta Darren Weeks, en entrevista para Entrepreneur en español. 

No todo funciona para todos 

Weeks, logró reunir el dinero y comprar su primer coche cuando tenía 15 años. Sin embargo, en su mente siempre estuvieron los pensamientos de sus padres quienes le decían que “si quería ser rico tenía que ir a la universidad y conseguir un trabajo”. 

“Antes de la universidad me estaba yendo muy bien, estaba haciendo dinero invirtiendo en las acciones de la bolsa, en papel, en diferentes lugares”, dice. 

A pesar de ello, el ahora gurú de las finanzas, empezó a estudiar negocios en la Universidad de Alberta, Canadá, pero rápidamente se dio cuenta de que no era “tan bueno” en la escuela. Además, sufrió de una gran desilusión cuando acabó su carrera y no conseguía trabajo tan fácilmente. 

“Durante mis años de universitario también seguí haciendo negocios y ahí fue cuando compré mi primera propiedad, pero cuando me gradué de la universidad mis calificaciones eran tan bajas que no podía conseguir un trabajo. Me desilusionó muchísimo terminar una carrera universitaria y no poder ni siquiera conseguir un trabajo, así que después de la universidad empecé a invertir y pude comprar alrededor de 10 propiedades, y después de eso fue cuando leí el libro de Robert Kiyosaki, Padre Rico, Padre Pobre”, expresa. 

Mentor y amigo 

Leer este libro hizo que Darren Weeks se diera cuenta de la importancia de tener un mentor si quería seguir desarrollando su patrimonio. Posteriormente, conoció al autor y gracias a sus ganas de aprender y a seguir las reglas de juego que enseña Kiyosaki, ambos se convirtieron en grandes amigos. 

Robert Kiyosaki y Darren Weeks. Foto: Cortesía de Darren Weeks. 

“Con los años me volví más su amigo, en parte de su círculo y después de eso acaba él por preguntarme si quiero ser uno de los asesores de Rich Dad. Finalmente, pude recaudar muchísimo dinero, hicimos departamentos, y logré ganancias de 150 millones de dólares”, explica. 

Darren es conocido como el “Padre Rico canadiense” porque se dedica a ser conferencista, educador financiero y a participar en proyectos para enseñar a las personas a “hacer que el dinero trabaje para ellas”, carrera que empezó en su país natal Canadá. 

Actualmente, el empresario ejerce la educación financiera en nuestro país a través del Freedom Investment Club México. 

Sí, puedes hacerlo 

Ciertamente no todo el mundo tiene las mismas oportunidades para enfrentar los retos de la vida. Sin embargo, este mentor financiero opina que tanto él como Kiyosaki tienen su fe puesta en el sistema de creencias de que “sí, puedes hacerlo”. 

Para Darren no funcionó tanto la universidad y explica que desde su perspectiva lo mejor es enfocarse en la resolución de problemas y que muchas veces esas habilidades o respuestas no vienen en un libro o no significan un 10 de calificación.

“Lo que trato de hacer con la gente que trata de aprender de mí es no darles la respuesta, sino más bien motivarlos a que encuentren la respuesta, y si necesitas una respuesta exacta no la encontrarás. Robert Kiyosaki nunca me dio una respuesta exacta, pero al seguir a mi mentor, darme cuenta, y observar, pude obtener las respuestas correctas”. 

De igual forma, Darren Weeks nos compartió algunos consejos para aquellos que quieren empezar a invertir su dinero: 

1. Mejora tu disciplina: “lo primero que tienes que hacer es tener la disciplina de apartar dinerito todos los días, poco a poquito”. 

2. Edúcate: puedes empezar por contenido que te ayude a estudiar y aprender que sea gratis en Internet o incluso pedir a alguien que te regale algunos libros. 

“Empieza a invertir tiempo en educación financiera y empieza a buscar oportunidades de negocio” 

3. Analiza: tienes que saber cuál es tu propia situación financiera, escribe en un papel tus gastos e ingresos. 

“Eso significa básicamente que sepas exactamente cuánto dinero necesitas para poder vivir cada mes. Por ejemplo, si gastas 15,000 pesos en total al mes para todos tus gastos, tu trabajo es qué hacer con el dinero que no estás utilizando para sobrevivir, es llevarlo y encontrar oportunidades de negocio que te den flujo de efectivo, para que así puedas tener más dinero, o entradas pasivas de dinero que sean mayores a la cantidad de dinero que estás gastando conforme a los años van pasando”

4. Toma acción: ahora que estás informado ponte manos a la obra. 

“Cuando yo les digo, ‘tomar acción', me refiero a que si tomaron los pasos anteriores en cuenta, van a tomar una decisión informada, no va a ser una decisión a partir del miedo, tomar una decisión informada va a reducir el miedo substancialmente”. 

La educación financiera podría cambiar un país

Me parece que la educación financiera puede llegar a cambiar al país, y ahora me tomo un papel muy nacionalista, ahora que soy residente y que vivo en México, veo a tanta gente, entrepreneurs y dueños de negocios que trabajan tan fuerte y realmente lo único que necesitan es capital extra para poder hacer que sus negocios crezcan, pero los sistemas bancarios, o los sistemas financieros no tienen esa ayuda disponible, si esa ayuda estuviese disponible incrementaría el número de  trabajos que pudieran ofrecer estas compañías”, culmina. 

Ingresa Ahora