Rozy, la influencer virtual que busca tener ganancias millonarias

Sin ser de carne y hueso, la influencer digital surcoreana ha conseguido 100 patrocinios y espera una ganancia de casi un millón de dólares.

Por

Los influencers se han vuelto un puente importante entre las marcas y las audiencias. Hay muchos que se han convertido es íconos de la cultura, como Yuya en México o la italiana Chiara Ferragni, por mencionar algunas, quienes actualmente ya usan su fama y posicionamiento para lanzar productos con solo su nombre. Pero, ¿qué pasa cuando las figuras del internet ya no tienen una persona de carne y hueso detrás de la pantalla? Esos son los incluencers digitales.

@Rozy.gram, Instagram

Un negocio muy lucrativo, porque las empresas ya no tienen que lidiar con las opiniones de una persona en sí. Están hechas como un producto perse.

Rozy es ejemplo de ello. La influencer digital tiene más de 70 mil seguidores en Instagram y se está convirtiendo en todo un fenómeno en Corea del Sur. Ella fue creada en agosto 2020 por Sidus Studio X, y con un poco de más de un año, Rozy es un producto altamente rentable.

La influencer digital, alcanzó el verdadero estrellado luego de aparecer en comercial de televisión para una compañía de seguros coreana, Shinhan Life. El anuncio ya obtuvo más de 11 millones de visitas en YouTube. Esto hizo que su fama empezara a repuntar. De acuerco con Allkpop, Baek Seung Yeop, CEO de Sidus Studio X, explicó “en estos días, las celebridades a veces se retiran de los rodajes en los que participan debido a la escuela, escándalos o controversias. Sin embargo, los ‘humanos virtuales’ no tienen de qué preocuparse”.

Rozy tiene 22 años (para siempre) y de acuerdo con Baek, ella tiene contratos con empresas y ha conseguido más de 100 patrocinios, con los cuales esperan ganar cerca de 854 mil dólares para finales del año.

Aunque Rozy aún no llega a los números de las influencers de carne y hueso, sí marca un hito, luego de que en un poco más de un año de su nacimiento casi llegue a ganar un millón de dólares en ganancias.

¿Quién es Rozy?

Aunque evidentemente no existe como tal, Rozy tiene una personalidad y apariencia que explotan en las redes sociales. Baek explicó que para su creación no se basaron en una persona real como modelo para su apariencia ni tomaron el estándar de la belleza occidental.

Según el Korea Net, Rozy tiene casi 800 expresiones faciales y movimientos extraídos de un actor a través de la tecnología 3D. Al ver sus imágenes de ella nadando, soplando una vela en un pastel o tomándose una selfie, es casi imposible saber si Rozy es o no humana.

Los planes a futuro para la influencer son bastos, van desde películas, telenovelas coreanas y programas de entretenimientos, hasta anuncios.

Para el CEO, la razón de la popularidad de los humanos virtuales radica en que no hay temor en que los anuncios se suspendan, no hay un límite en cuanto a espacio y tiempo, además de que ellos no se enferman, tienen problemas, no necesitan descansar ni tomar vacaciones, a diferencia de las personas de carne y hueso. Básicamente está a su total disposición.

Rozy no puede decir que no.

Una tendencia en auge

Los influencers con Inteligencia Artificial (IA) son la tendencia. En México, casi en las mismas fechas que “nació” Rozy, también apareció Mar.ia, la primera humana virtual en tierras aztecas. Ella destaca que la comida es “su verdadero amor” y cuenta con 110 mil seguidores en Instagram.

Aunque la mexicana no ha despegado como Rozy, la más famosa sin duda es la estadounidense Lil Miquela, ella cuenta con más de 3 millones de seguidores y ha logrado captar la inversión de hasta 125 millones de dólares de un fondo para startups llamado Spark Capital. Incluso, la revista Vogue la nombró en 2019 como la “chica ficticia del momento”. Ella se ha pronunciado como defensora de los derechos LGBTQ y el movimiento Black Lives Matter.

"Hace solo unos años, la idea de las personas influyentes en las redes sociales estaba en su infancia, por lo que su popularidad es una señal de la rapidez con que la tendencia se apoderó de la imaginación del público", dice la fotógrafa y comercializadora en línea Katerina Leroy sobre cuánto durará está tendencia.

Solo el tiempo dirá cuánto tiempo estarán presentes estos personajes ficticios. ¿Será que algún día nos costará trabajo diferenciar quién es real y quién no? Lo que sí sabemos es que hoy en día, las imágenes son cada vez más realistas y confusas para la audiencia.

Ingresa Ahora