Por qué el autoliderazgo es esencial para su éxito

Para ser un líder de personas eficaz, primero debe ser un autolíder eficaz.

Por
Este artículo fue traducido de nuestra edición en inglés utilizando tecnologías de IA. Pueden existir errores debido a este proceso. Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Es una pena que no vengamos con un manual de instrucciones cuando nacemos. Si lo hiciéramos, sería mucho más fácil tomar mejores decisiones, reconocer nuestros errores, ser sinceros con nosotros mismos y con los demás, y mostrarnos como versiones óptimas de nosotros mismos, esencialmente, para llevarnos al éxito en nuestras relaciones y carreras. La ironía es que luchamos por dar lo mejor de nosotros y, al mismo tiempo, esperamos llevar a otros a ser suyos. Pero nuestros negocios y nuestras vidas personales dependen de que seamos líderes autónomos calificados antes que nada.

¿Qué es un auto-líder?

Ser un líder propio implica poseer y diseccionar las historias que te cuentas. En el mundo hipersocial de hoy, puede ser muy fácil crear una versión de nosotros mismos que no sea cierta. Podemos hacer esto para promover la positividad, pero si no somos personas verdaderamente positivas, actuando de acuerdo con nuestros sistemas de creencias positivas, este conflicto nos carcomerá y nuestros negocios y relaciones sufrirán. La solución para esto es la autoconciencia, que es esencialmente autogestión. La forma en que elegimos conscientemente ser escuchados o dar y recibir comentarios es el primer paso para sobresalir en el autoliderazgo.

Por qué es importante el autoliderazgo

Cuando somos proactivos y reflexivos, se erradica la toxicidad que puede erosionar las relaciones, socavar el trabajo en equipo y dañar la cultura de la empresa. El modelado de la comunicación efectiva, que comienza con nuestra reflexión personal sobre nuestras metas comerciales, deseos interpersonales y éxitos y fracasos pasados y actuales, conduce a una cultura de esa misma comunicación y al fomento de iniciativas exitosas de resolución de problemas que son parte integral del crecimiento. .

Así como es imposible liderar a otros con éxito si no se está dirigiendo a sí mismo primero en esa dirección, sus ejecutivos deben ser auto líderes igualmente fuertes si desean llevar a sus equipos a éxitos similares. Es fácil ver cómo el autoliderazgo a través de la cadena de mando se convierte en parte integral del éxito de una organización. Cuando el autoliderazgo se extiende a puestos de nivel inicial, ya sea en su empresa o simplemente en el caso de que su hijo de cinco años adquiera esos mismos hábitos en casa, todos los involucrados alcanzan su potencial a un ritmo mayor, y la organización, ya sea en los negocios o la familia, inevitablemente prospera.

Relacionado: 6 maneras en que el autoliderazgo puede ayudarlo a tomar el control de su vida

Formas de cultivar el autoliderazgo

Sea consciente de sí mismo, humilde y comprometido. Practique la autorreflexión para evaluar cómo contribuyó a una situación y comprométase a responder con su mejor yo. Comprenda cómo afecta a sus compañeros y los resultados compartidos de los equipos. Tu actitud y esfuerzo importan.

Ser responsable de la comprensión cultural. Cada miembro del equipo debe saber cómo apoya la misión de la empresa, así que asuma la responsabilidad de cómo contribuye a eso. Sea curioso y haga preguntas, ya que esto alimenta la inclusión, la proactividad y la creatividad.

Toma la iniciativa. No espere a que le digan qué hacer ni espere que otras personas le resuelvan los problemas. Levante la mano y sea voluntario. Hacer sugerencias de mejora. Nunca te conformes con la mediocridad.

Se responsable. Sé dueño de tu actitud, esfuerzo y errores. Evite quejarse y culpar; en su lugar, pregúntese qué puede hacer para mejorar las cosas.

Se realista. Proporcione comentarios directos, oportunos y afectuosos para ayudar a otros a ser lo mejor posible. Pide a otros que te devuelvan el favor.

Sé valiente. Comparta sus ideas, apóyense mutuamente y pida ayuda cuando la necesite. Estar de acuerdo con fallar, reconociendo que todos estamos aprendiendo más sobre cómo tener éxito todos los días.

Cuídate. Nadie te conoce mejor que tú. Asume la responsabilidad de tu salud, felicidad y actitud. Tenga conversaciones honestas con su gerente sobre su bienestar general. Recuerda que el autocuidado es una disciplina, no un lujo.

Los mejores líderes predican con el ejemplo. Saben que el autoliderazgo es esencial para el éxito. Cuando comprenda quién es y asuma la responsabilidad de cómo se presenta, tomará mejores decisiones y construirá relaciones más sólidas. Es más probable que las personas te respeten y confíen en ti, y se inspirarán para seguir tu ejemplo.

Relacionado: 8 consejos de autocuidado de emprendedores tremendamente exitosos