Conozca a la empresa familiar con sede en Illinois que ayudó a que 'Nightmare Alley' fuera merecedora de un Oscar

El presidente de fabricación de Armbruster de cuarta generación, Hellar Armbruster, todavía no puede creer lo increíbles que se ven las carpas cosidas a mano de su compañía en el thriller de época de Guillermo del Toro.

Por
Este artículo fue traducido de nuestra edición en inglés utilizando tecnologías de IA. Pueden existir errores debido a este proceso.

Hellar Armbruster admite que estuvo muy atento a la carrera de los Oscar de este año. ¿Y por qué no? Su compañía tuvo más que una pequeña ayuda para ayudar al director Guillermo del Toro a hacer realidad su visión para la nominada a Mejor Película, Nightmare Alley . La película, que aspira a cuatro estatuillas en la 94ª edición de los Premios de la Academia de este domingo , narra el viaje del estafador de la era de la Segunda Guerra Mundial Stan Carlisle (Bradley Cooper). Es un viaje que comienza en medio de los polvorientos quioscos y las sórdidas atracciones secundarias de un carnaval ambulante. Carlisle y sus colegas ejercen sus oficios dentro de tiendas de lona familiares y amenazadoras, del tipo lo suficientemente resistente como para soportar todo tipo de clima del centro de Estados Unidos, y cuyas aletas agitadas por el viento atraen a los buscadores de curiosidad más allá del umbral de la decencia. Y cada uno fue cosido a mano y preparado para su primer plano por Hellar y su equipo en Armbruster Manufacturing Co , con sede en Springfield, Illinois.

El fabricante de tiendas de campaña y toldos de 147 años ha sido una empresa familiar desde sus inicios. Hellar, presidente de cuarta generación, heredó las riendas en 2005 de su padre, Bernard Armbruster. Desde entonces, la compañía ha contribuido con su artesanía a otras producciones de Hollywood, incluyendo Spider-Man 3 de Sam Raimi y Lone Ranger protagonizada por Johnny Depp. Pero también se ha enfrentado a cambios en la innovación y las necesidades del mercado, flujos y reflujos económicos y, como todos los demás negocios, la pandemia en curso.

Una de las carpas de Nightmare Alley en construcción en Armbruster HQ.
Crédito de la imagen: Hellar Armbruster/Armbruster Manufacturing Co.

Aún así, como su producto estrella, Armbruster se ha mantenido firme. Hablamos con Hellar unos días antes de la ceremonia de los Oscar y discutimos la euforia de ser elegidos por el equipo de Del Toro (es decir, la diseñadora de producción Tamara Deverell y el decorador de escenarios Shane Vieau, nominados juntos por Diseño de Producción); el secreto de capa y espada de su colaboración; y cómo una operación familiar perdura durante casi un siglo y medio sin desmoronarse por las costuras.

Relacionado: 18 películas que todo emprendedor debería ver

En primer lugar, sé que personalmente no estás nominado, pero felicidades. Casi tiene que sentirse como si lo estuvieras.

Sí, estamos muy contentos de estar asociados con ese proyecto. Eso fue divertido para nosotros.

¿Cómo se enteró por primera vez de la nominación?

He estado monitoreando en las redes sociales lo que ha estado pasando con la película, y vi todas las nominaciones, especialmente para [Diseño de Producción]. Y yo estaba como, "Guau". Quiero decir, hemos estado en muchas películas antes, pero fue la primera en la que la decoración del escenario está lista para un Oscar, así que estábamos realmente emocionados.

Y fueron Tamara Deverell y Shane Vieau quienes te localizaron para el proyecto, ¿correcto?

Sí, trabajé directamente con Shane durante todo el proyecto, y Tamara fue la protagonista. Estaba buscando un fabricante de carpas de circo fabricado en Estados Unidos que pudiera hacer carpas específicamente históricas. Cuando cayeron sobre nosotros, simplemente estaban abrumados. Dijeron: "No podemos creer que encontramos una empresa que podría hacer esto por nosotros".

¿Tienen una presencia web bastante sólida? ¿Así te encontraron?

Absolutamente, era nuestra presencia en la web, y habían visto otros proyectos de circo anteriores que habíamos hecho. Dijeron: "Creo que acabamos de encontrar lo que estábamos buscando", y eso fue lo que llevó a la llamada telefónica de Shane.

¿Saltaste y dijiste que sí o tuviste que evaluar si tenías el ancho de banda primero?

Bueno, para cada uno de estos proyectos, observo el ancho de banda, porque la primera [inquietud] que suele surgir cuando trabajo para películas de Hollywood es que necesitan estas cosas en dos semanas. Nunca me han dado suficiente tiempo, pero sabía que esta era una empresa más profesional. Bueno, al principio no sabía para quién era ni de qué iba la película, y no me lo dijeron hasta que el proyecto estaba casi terminado. Todo estaba en la oscuridad. Pero dieron tareas específicas y dijeron: "Bueno, no vamos a filmar hasta una fecha determinada", pero luego lo que cayó a nuestro favor es que cuando comenzó Covid, tuvieron que parar, y eso nos dio la oportunidad de ponernos al día donde sea que quisiéramos. estaban detrás. Y luego agregaron muchos más zócalos y detalles de lona que ves en los conjuntos. También construimos todo eso, todos los quioscos y todo eso. Cuando recibimos el primer envío de productos en Toronto, donde estaban filmando [en enero de 2021], quedaron muy impresionados. Regresaron y ordenaron mucho más.

Uno de los primeros anuncios de los servicios de Armbruster.
Crédito de la imagen: Armrbuster Manufacturing Co.

Puedo imaginar que conseguir este concierto fue un verdadero impulso tanto para la moral del equipo como para el resultado final.

En ese momento, la producción más grande que habíamos hecho para una película fue El llanero solitario , pero esto era mucho más, y la gente estaba emocionada. Fue un empujón de equipo completo con nuestro equipo de producción, y fue una gran inyección en el brazo comercial, especialmente al comienzo de toda la pandemia cuando todo el otro trabajo que tradicionalmente hacíamos simplemente se detuvo. Entonces eso nos salvó.

Pero ustedes pudieron proporcionar un producto que tantos negocios necesitaban en la era de las carpas para comer al aire libre. ¿Fue una lucha para llevar ese mensaje a la comunidad? ¿Cómo hiciste eso?

Solo con nuestra presencia en la web, ya través de nuestro trabajo de SEO. En eso es en lo que se especializa mi esposa. Ella construyó nuestro sitio web y todo. Es una arquitecta de la información y el diseño de la experiencia del usuario, por lo que realmente ha ayudado a proyectar una imagen de nuestra empresa a nivel internacional en los últimos 10 a 15 años.

Supongo que, independientemente del resultado de los Oscar, promocionarás esta conexión por todas partes.

Absolutamente. Tanto como me lo permita el NDA [acuerdo de confidencialidad]. [Risas] Quiero decir, todo lo que puedo hablar es sobre el tipo de tiendas de campaña que construimos y lo que hicimos aquí en la fábrica, pero cuando se trata de Tamara y Shane, cómo hicieron el diseño del escenario y la producción, y todo su alcance. de cómo quieren que se vea y todo con el director, no tengo permitido hablar de eso.

Entonces, mientras trabajabas en la película, en realidad no podías anunciar esa relación.

Si. Y como dije, no descubrimos hasta casi el final para quién lo estamos haciendo. Y de hecho, lo descubrí por mi cuenta simplemente buscando, "¿Qué directores están haciendo películas sobre circos antiguos en este momento?"

¿Ya eras fanático del trabajo de Del Toro?

Absolutamente. Estaba abrumado. Yo estaba como, "Tienes que estar bromeando. ¿Esto es para su película?" Y en ese momento, todo el mundo estaba extasiado.

Que agridulce que tuviste que morderte la lengua.

Es divertido, algunas películas son muy estrictas al respecto, y algunas lo hago yo: acabamos de trabajar para Steven Spielberg en Inglaterra para la nueva serie [ Masters of the Air ] que sigue a Band of Brothers , y no les importaría menos si nosotros habló de eso.

La diseñadora de producción de Nightmare Alley , Tamara Deverell, disfruta de un set con las creaciones de Armbruster.
Crédito de la imagen: © 2021 20th Century Studios Todos los derechos reservados

A pesar de proyectos de ensueño como este, es más desafiante que nunca mantener un pequeño negocio familiar después de tantas generaciones. ¿Alguna vez pensaste en colgar tus lienzos y dar por terminado el día?

[Risas] Confía en mí, sé que no puedo hacer esto para siempre, y se habla de que quizás mis hijos se involucren como la quinta generación en la empresa. Pero las cosas son tan volátiles y los mercados cambian. ¿Quién podría haber adivinado que esta pandemia iba a golpear, sabes? Y luego tuvimos la suerte de seguir siendo lo suficientemente flexibles para adaptarnos a eso. Nunca sé cuál será el próximo golpe, pero lo hemos hecho desde 1875. Quiero decir, mi bisabuelo, quien inició la empresa, tuvo el desafío más difícil de establecerse como inmigrante en Estados Unidos en ese momento. No puedo imaginar lo que tuvo que pasar para evitar que los barcos se hundieran.

Y siempre le pregunto esto a cualquier negocio familiar, pero ¿cómo no los destroza?

Oh, lo hace. Son las rivalidades familiares y esos desafíos los que acompañan a una empresa familiar, y los hemos tenido a lo largo de generaciones, pero siempre los superamos. Nos mantenemos enfocados en la meta. Nos mantenemos enfocados en nuestros empleados y el nombre de la empresa y lo que es más importante. Si alguien termina peleándose, siempre hay alguien para mantenerlo en marcha.

Allí mismo, en su sitio , enfatiza su "disposición para escuchar a los clientes y evolucionar con un mercado en constante cambio". En términos prácticos, ¿qué significa eso para ti?

Las personas tienen desafíos o problemas que deben resolverse y acuden a nosotros si creen que pueden hacerlo con una tela o una carpa. Esos desafíos a veces son más de lo que podemos manejar, pero muchas veces podemos ser creativos. Y solo miro hacia atrás con nuestra larga historia de lo que hemos hecho anteriormente que nos brinda esa experiencia para abordar cualquier problema actual. Lo que ha sido único acerca de las carpas históricas que hicimos para Nightmare Alley es que volví y abrí nuestros catálogos de la década de 1890 y principios de siglo, y todo estaba allí, y aquí estamos reproduciendo lo que fabricamos hace 100 años. . Es como si retrocediera en el tiempo.

Relacionado: Secretos de marketing que puede aprender de la película 'Office Space'

Ahora cuéntanos: ¿Cómo fue ver tu obra terminada allá arriba en la pantalla grande?

Llevé a mi esposa e hijos y, simplemente, ni siquiera escuché el diálogo. [Risas] Tengo que volver y ver la película tres veces más, porque estaba como, "Guau. Eso es todo en lo que trabajamos". Eso es todo lo que mis trabajadores trabajaron tan duro para que pareciera perfecto, y resultó increíble en la película. No podía creerlo. Mi esposa dijo: "Toda la primera mitad de esta película no es más que sus tiendas de campaña". [Risas] Y yo estaba como, "Lo sé, esto es increíble". Fue asombroso. Estaba muy, muy feliz de ver eso, y vi a Guillermo del Toro en algunas de las entrevistas que él habló sobre las carpas de respiración y la vida de las carpas, y cada vez que escuché eso o lo vi hablar sobre eso, simplemente casi se cayó de mi silla.