8 leyes innegables de los emprendedores de alto rendimiento con éxito duradero

Ser un emprendedor exitoso es fácil. Pero mantener ese éxito en los negocios y tener un alto desempeño es difícil.

Por
Este artículo fue traducido de nuestra edición en inglés utilizando tecnologías de IA. Pueden existir errores debido a este proceso. Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Ser un emprendedor exitoso es fácil. Pero mantener ese éxito en los negocios y tener un alto desempeño es, sin duda, lo más difícil de hacer. Es por eso que creé estas ocho leyes para ayudarte:

Ley 1: Sea un tomador de acción

Primero, ser un tomador de acción es mejor que prepararse para el próximo paso perfecto. Es mejor hacer las cosas que esperar la perfección, porque la persona que siempre se está preparando no vencerá a la persona que actúa. Están aprendiendo de la experiencia de primera mano y recopilando datos en tiempo real. Quienes toman medidas aprenden de sus propios errores y fracasos .

Todo emprendedor de alto rendimiento y éxito a largo plazo le dirá que no puede planificar para el peor de los casos. Si pudieras, la vida y los negocios serían más fáciles. Pero la marca de un gran emprendedor es su capacidad para resolver problemas, grandes y pequeños. La única forma de resolver los problemas es tomar medidas masivas y rápidas.

Relacionado: 4 cambios de mentalidad esenciales para ser un emprendedor de alto rendimiento

Ley 2: Aprende del odio

Es muy fácil obsesionarse con los comentarios negativos. Vivimos en un mundo de PC hoy en día, por lo que hay muchas personas que buscan una razón para enojarse. Ya sea que publiquen una mala crítica sobre usted o que digan algo negativo sobre su empresa, debe poder ver esa revisión como una retroalimentación.

Saca tus emociones de ahí y mira lo que puedes aprender de eso. Si no puedes aprender nada de ello, sigue adelante. Cuanto más exitoso seas, más odio atraerás. No le vas a gustar a todo el mundo, así que acéptalo ahora. Tendrás haters a lo largo del camino, y tienes que aprender a aprender de tus haters .

Ley 4: Cuida tu salud personal

Las personas exitosas entienden que su salud los impulsará aún más con cada nivel de éxito que alcancen. La necesidad de optimizar su salud no se trata solo de su cuerpo. También es su mente, alma e incluso su dinero. La falta de dinero matará tu salud mental más rápido que cualquier otra cosa.

No puedes alcanzar el nivel más alto de éxito si estás muerto o postrado en cama. Es por eso que usted tiene que mejorar constantemente su salud . Es una pieza fundamental que debes dominar para que puedas impulsar tu misión y sostenerte. ¿Qué es el verdadero éxito si no puedes disfrutarlo sin dolor y sin estrés?

Ley 5: Construya su visión a largo y corto plazo

Para lograr el éxito a largo plazo, debe tener una visión. La Biblia dice: "La gente perece por falta de visión". Vision genera esperanza en usted, su negocio, su empresa y su futuro para un mañana mejor.

Tu realidad actual es cómo es la vida ahora, pero tu vida no siempre será así si tienes una visión. Si te despertaras cada día enfocado en los resultados finales e incapaz de aceptar tu realidad actual, serías miserable, porque siempre estarás molesto porque no estás donde quieres estar.

El zoom-out debería ayudarlo a esperar lo que está trabajando tan duro para lograr día tras día. Por otro lado, si siempre te enfocas en tu realidad actual y no puedes acercarte a tu visión en evolución, sentirás constantemente que no vas a ninguna parte. Además, si no tiene una visión a largo plazo , no tiene la capacidad de generar impulso.

Relacionado: Los 5 hábitos principales de los empresarios de máximo rendimiento

Ley 6: Cuida a tu tribu (clientes)

Lo que hace que alguien tenga éxito es tener muchos clientes que pagan, por lo que siempre debe esforzarse por asegurarse de que estén contentos y atendidos. No cuidarlos es la forma más rápida de acabar con tu negocio.

Comuníquese siempre con sus clientes sobre lo que están ganando al comprarle y cómo su vida será diferente al trabajar con usted. No tenga miedo de responsabilizarlos por lo que dijeron que harían. Cuanto más viertas en tu cliente, más te cuidarán.

Ley 7: Construye tu círculo íntimo

Mi forma favorita de explicar esto es con una explicación bíblica de Jesús. Jesús, a pesar de que miles de personas lo siguieron, siempre tuvo un círculo interno a su alrededor que mantuvo cerca. Tenía millones de seguidores antes de que existieran las redes sociales. Sin embargo, por la noche, solo habló con los 12 discípulos famosos que conocemos hoy.

Hacer crecer un negocio, estar activo con la familia y los amigos y crear seguidores en línea es difícil. Vendrá con muchos altibajos y algunos bajos oscuros. Cuando estés en lo más alto, todos te apoyarán y te animarán. Necesitas a las personas adecuadas para que te ayuden a superarlo en el punto oscuro y bajo.

Ley 8: Tu equipo merece un trato real

Ser emprendedor es difícil. Las personas que cuidar de sus clientes siempre es lo primero. Nos aseguramos de tratar a todos nuestros empleados como reyes y reinas. La primera interacción de mis clientes con mi negocio vendrá a través de mi equipo.

Asegúrese de pagar bien a su equipo, otorgando bonos y capacitación también. Luego, siéntese y construya un plan con ellos, mostrándoles cómo pueden progresar y crecer en su empresa. Tu equipo anhela crecimiento y desafíos, así que dáselos de la manera más respetuosa.

La mejor manera de asegurarse de que su equipo reciba el trato correcto es tratándose bien a usted también. Demasiados emprendedores nunca llenan su propia taza. Están dando todo a todos y no dejando nada para ellos mismos. Suena bien decir eso, pero en la vida real, eso empeora a todos. Debes estar en la cima de tu juego y debes crecer para darle a tu equipo esa grandeza dentro de ti en todo momento.

Ser un alto rendimiento exitoso no es fácil. Y mantener eso a largo plazo es aún más difícil. Por lo tanto, siga estas leyes y no tenga miedo de doblar algunas. No espere hasta que las cosas sean perfectas. En su lugar, tome medidas y siga avanzando.

Relacionado: Estrategias para construir un equipo de alto rendimiento