4 formas de hacer que la contratación sea parte de su estrategia de crecimiento

En el mercado laboral más competitivo del nuevo siglo, nunca ha sido más vital hacer que la adquisición de excelentes miembros del personal sea parte de su estilo de vida ejecutivo, no solo una tarea ocasional.

Por
Este artículo fue traducido de nuestra edición en inglés utilizando tecnologías de IA. Pueden existir errores debido a este proceso. Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

La parte más desafiante del crecimiento de mi empresa ha sido, sin lugar a dudas, la contratación de talento y, en el mercado actual, la demanda de personal de alto calibre es desproporcionada con respecto a la oferta. Y aunque es fabuloso que tantas grandes empresas estén experimentando un crecimiento récord, esta competencia por los empleados muestra pocas señales de disminuir y, de hecho, es probable que empeore. Las empresas ya no pueden salirse con la suya ofreciendo un salario sólido y un paquete de beneficios frente a los empleados potenciales; también deben, entre otros incentivos, brindarles los medios para lograr un impacto significativo, para ayudarlos a comprender por qué su trabajo es importante.

Para las startups en particular, este proceso puede ser aún más complicado, ya que normalmente no tienen los recursos para colmar a los potenciales empleados con dinero en efectivo y beneficios. Además, a estos primeros empleados a menudo se les pide que asuman una variedad de responsabilidades, independientemente de su título o descripción de trabajo original.

Cuando encuentre la contratación adecuada, puede ser como encontrar oro para su equipo y su empresa. Como muchos fundadores, he dado algunos pasos en falso en la forma en que he abordado esto, pero las conclusiones han sido invaluables.

1. La contratación debe ser una prioridad desde el primer día

Reunir personal es un trabajo duro para todas las partes involucradas, pero el proceso puede ser especialmente frustrante y desalentador para los fundadores porque les quita un tiempo valioso a otros esfuerzos de construcción de la empresa. Pero si usted y su equipo no priorizan la contratación de talentos fuertes desde el principio, las consecuencias pueden ser nefastas, especialmente a medida que crece la empresa.

Muchas startups caen en la trampa de contratar solo cuando se vuelve demasiado doloroso no hacerlo, pero en mi experiencia, si sientes el dolor, ya has esperado demasiado. En los primeros días de la construcción de Lumanu, una empresa de software con sede en Oakland, California que se especializa en herramientas para facturas, pagos y colaboraciones, la contratación fue tan desafiante que tomé la decisión de centrarme primero en desarrollar productos. En retrospectiva, debería haber priorizado compartir mi misión y visión con más empleados potenciales. Contratar grandes talentos lleva tiempo y nunca es demasiado pronto para entablar relaciones con personas que eventualmente se unirán a su empresa. Un beneficio adicional de ese esfuerzo es que no hay mejor práctica para contar la narrativa de una empresa que presentársela a los candidatos docenas de veces a la semana.

Relacionado: 6 consejos para contratar a las personas adecuadas

2. Siempre busca

En una semana determinada, al menos el 50% del tiempo de un fundador debe dedicarse a actividades de contratación, desde mejorar la marca de su empleador hasta establecer contactos con posibles empleados y realizar entrevistas. El mercado laboral actual es más competitivo que nunca, por lo que es fundamental estar al frente de él. Ya sea que esté realizando una entrevista de trabajo formal o simplemente charlando con alguien en un evento social, no tema exponerse y dejar que la gente sepa lo que está buscando y por qué. Si realiza un trabajo eficaz al presentar la misión y la visión a un posible empleado, es más probable que tenga una oportunidad en mente. Es posible que esto no dé lugar a una contratación inmediata, pero puede plantar una semilla.

3. Contrate las fortalezas en lugar de mitigar las debilidades

Es importante contratar a personas más inteligentes y mejores que usted en determinadas áreas. Pregúntese qué competencias básicas está buscando y contrate según lo bien que una persona pueda satisfacer esas necesidades. Una de mis preguntas favoritas es: "¿Cuál es tu superpoder?" En mi experiencia, los mejores candidatos siempre están mejorando en sus fortalezas: saben dónde están y pueden articular cómo aplicar este superpoder para lograr un impacto significativo. También estoy más inclinado a contratar a alguien con un fuerte aumento en una o dos áreas en lugar de un todoterreno. Entonces puedo concentrarme en combinar conjuntos de habilidades y experiencias únicas entre varias personas para construir un equipo completo.

Relacionado: 4 prácticas de contratación que necesitaba abandonar ayer (y qué hacer en su lugar)

4. Enfatizar el ajuste cultural

Considero que es una de mis mayores responsabilidades atraer talento que no solo abarque empresa cultura, pero se suma a ella. Un empleado que no está tan alineado puede causar estragos rápidamente, incluso si aporta mucha habilidad y experiencia. Contratar para este tipo de ajuste significa ser sincero sobre lo que es su empresa, por qué está haciendo el trabajo que está haciendo y los tipos de personas e interacciones que está buscando, incluida la formulación de preguntas basadas en valores para asegurarse de que su filosofía se alinee con la del candidato.

Por ejemplo, cuando realizo una entrevista, me gusta realizar un “ejercicio post-mortem”: preguntarles qué creen que podría haber sucedido si, en seis meses, nos separamos. Esto me brinda la oportunidad de ser radicalmente sincero sobre cómo es trabajar en Lumanu para que los candidatos vean nuestra empresa desde diferentes ángulos, con verrugas y todo. Al mismo tiempo, me proporciona una comprensión más clara de lo que es realmente importante para esta persona y de lo que puede (y no puede) vivir sin él.

Es posible que la contratación nunca sea un paseo por el parque, pero al convertirla en una parte intrínseca de su crecimiento, puede ayudar a garantizar que está agregando valor constantemente a una empresa y su cultura. Y quién sabe, la contratación puede convertirse en su superpoder.