Marketing

Un arranque estelar

Un arranque estelar
Crédito: Depositphotos.com

Un arranque estelar Un arranque estelar Primero, algo de inspiraci?n Progr?mate para el triunfo

Un arranque estelar

M?s all? de una buena idea... ¿c?mo concretarla enun negocio?

Por Geoff Williams

Se trata de una historia ya conocida. Despu?s de un poco de vino y unadeliciosa cena, resulta que tienen tanto en com?n, que en el momento enque se miran a los ojos se produce una qu?mica instant?nea; unsentimiento de &flashquotella es con quien podr?a envejecer&flashquot. Pero,despu?s de consultarlo con la almohada, despiertas a la mañanasiguiente, en tu cama, solo, y sintiendo ese familiar hueco en elest?mago que estimula a tu cerebro a cuestionarse: ¿en qu?estaba pensando? Entonces estamos de acuerdo en que encontrar esa idea para elnegocio correcto no es tan f?cil. (Porque s? estaba claro quehabl?bamos sobre eso, o ¿a qu? cre?a que nosest?bamos refiriendo?).

Aun cuando tus padres creen que ya deber?as sentar cabeza y quedarte conesa primera idea o que ya deber?as tomar la v?a r?pida ydejar que ellos lo arreglen todo con una carrera c?moda en alg?ncorporativo, en vez de estar persiguiendo esa loca idea, ese arranque,t? sabes que la idea del negocio correcto se encuentra afuera; lapregunta es ¿d?nde?

Si ya est?s muy desesperanzado porque no has logrado encontrar el caminoque te lleve a esa idea genial para comenzar tu negocio, queremos decirte queya no est?s solo... Para ayudarte a acomodar esas ideas que andanrondando por tu cabeza, hemos consultado a los expertos en generaci?nideas de negocios. He aqu? sus valiosas aportaciones:

Primero, algo de inspiraci?n

Era una simple adolescente de vivos ojos cuando encontr? la idea delnegocio correcto; aunque a?n no lo sab?a. Era a mediados de losaños ochenta, Amy Nye Wolf se encontraba disfrutando, junto con unaamiga, un cl?sico tour de mochilazo por Europa cuando se encontr?frente a una tienda de m?sica dentro de un aeropuerto en el Reino Unido.&flashquotEstaba tan aburrida de escuchar s?lo la m?sica que llevaba, queme sent? muy contenta de ver esa tienda&flashquot, recuerda Wolf. No se acuerdalo qu? compr?, &flashquotprobablemente algo de Kinks o alg?n otrogrupo de la ?poca&flashquot, de lo que s? se acuerda es que vol? acasa muy emocionada por su hallazgo.

Cinco o seis años m?s tarde, despu?s de asistir a launiversidad y de trabajar durante alg?n tiempo en Goldman Sacks comoejecutiva de cuentas de inversi?n, Wolf decidi? hacer algo quehab?a estado pensando durante mucho tiempo, empezar un negocio: &flashquotNoten?a mayores responsabilidades en mi vida, as? que era justo elmomento&flashquot. ¿Qu? tipo de negocio? Nada menos que una cadena detiendas de m?sica, localizadas principalmente en los aeropuertos (contodo y que el comercio en los aeropuertos de Estados Unidos estaba casilimitado a restaurantes y kioscos de revistas) de la que hoy es presidenta.¿Su nombre? AltiTunes Partners LP. Hasta ahora cuenta con 27 tiendas, unaen una estaci?n de tren, el resto en m?s de 20 aeropuertos en esepa?s; de hecho, existen algunos aeropuertos con m?s de unatienda. Al finalizar el año, AltiTunes proyecta ganar USD$15 millones.

Al igual que otros negocios, ?ste empez? con una idea que Wolf,de 34 años, admite libremente que tom? prestada. &flashquotMe rob?la idea, pero le hice algunas adaptaciones serias&flashquot, dice.

El robarse la idea de un negocio suena engañoso, pero si losemprendedores no tomaran la inspiraci?n de otros no habr?a, porejemplo, Burger King o Wendy's, ?nicamente McDonald's y, tal vez, nisiquiera eso (hay que recordar que White Castle y otras hamburgueser?asya hab?an estado en escena). Starbucks no fue la primera casa decaf?, ni Barnes & Noble la primera tienda de libros. Wolfsimplemente record? c?mo un empresario en Londres satisfizo susnecesidades musicales y pens? en que ella podr?a hacer lo mismoen su propio pa?s. Cuando Wolf decidi? iniciar su negocio noten?a muy bien formada el plan. Se hab?a olvidado por completo dela experiencia de comprar m?sica en un aeropuerto. Su idea correcta seencontraba en un rinc?n de su cerebro y primero ten?a queencontrarla.

Wolf renunci? a su trabajo de ejecutiva de cuentas en otoño de1993, con una suma ahorrada de USD$100 mil para invertir en su intento inicial;cantidad que le permit?a darse alg?n tiempo para buscar ideaspara su negocio. Qu? bueno, porque esto le llevo varios meses entre elproceso de la lluvia de ideas y canalizar las m?s congruentes. La maneraen la que Wolf encontr? la idea del negocio adecuado podr?a serun plan diseñado para el ?xito de cualquier empresario. Estos sonsus tres componentes m?s importantes:

1. Mantuvo una mente abierta sobre lo que su negocio podr?a ser.

2. Constantemente observaba los n?meros para saber si el negocio erarentable.

3. A?n cuando el negocio parec?a potencialmente rentable, Wolfhizo una revisi?n de la realidad y se cuestion? si podr?acumplir con las expectativas que ten?a para ella y su futuracompañ?a.

La primera idea que realmente le atrajo fue la de abrir una tienda de softwareeducativo y de entretenimiento para niños. Tambi?n se leocurri? que pod?a ofrecer clases para el manejo del software enla parte trasera de la tienda, pero &flashquotel margen de ganancia no era muyfactible&flashquot, dice Wolf, quien termino haciendo una buena planeaci?n,tratando de averiguar c?mo pod?a hacer dinero. Sopes? suidea porque no deseaba levantarse un d?a, pobre y desalentada,pregunt?ndose: &flashquot¿En qu? estaba pensando?&flashquot. As? que,despu?s de sacar n?meros, se dio cuenta de que s?lopodr?a trabajar despu?s del horario de las escuelas y los finesde semana, mientras que la mayor parte del d?a su tiendaparecer?a un pueblo fantasma.

Con la finalidad de hacer dinero extra para sostenerse mientras montaba sunegocio, Wolf realiz? algunos trabajos independientes como entrenadorade computaci?n. Aun cuando esto suene un poco a retiroestrat?gico, en vez de iniciar intr?pidamente su propio negocio,estuvo siguiendo, sin saber, los consejos del consultor de negocios JeffBlackman, un comunicador sobre temas de negocios, en Estados Unidos, quiensugiere que, si vas a buscar esa idea perfecta y elusiva, necesitas salir yvivir tu vida, siempre abierto a las ideas: &flashquotVe televisi?n, sal a veruna pel?cula, lee revistas, t?mate tiempo para caminar&flashquot. &flashquotEsto escomo cuando uno anda en busca de comprar una casa y de repente advierte todosesos señalamientos de &flashquotEn venta&flashquot que lo llevan hasta ella. Siest?s en busca de una idea, programa tu cerebro para identificar esetipo de señales&flashquot.

Wolf disfrut? ser entrenadora de computaci?n, ya que lo consideracomo una carrera, pero su experiencia pr?ctica le abri? los ojos.&flashquotIba a estar siempre limitada por las horas del d?a&flashquot, dice. &flashquotNopod?a trabajar tanto yo sola para tener el tipo decompañ?a que quer?a, y la ?nica forma de hacerlohubiera sido entrenar a otros. Sencillamente no era el negocio adecuado param?&flashquot.

Aunque inviertas en una idea, esto no significa que funcione o que quierasestar con ella por el resto de tu vida.

As? como, probablemente, no te casar?as despu?s de tuprimera cita. En cuesti?n de ideas de negocio pasa lo mismo: necesitascortejar tu idea por un tiempo y empezar a realizarte preguntas sobre ella,hasta llegar a conocerla y quererla cada vez m?s.

Progr?mate para el triunfo

Deborah G. Estes, anteriormente profesora, es conferencista y consultora paracompañ?as y organizaciones que desean comprender c?mofunciona el cerebro durante una lluvia de ideas, por lo que nos comenta: &flashquotElcerebro se debe estimular para hacer que entre en el modo de lluvia de ideas&flashquot.Estes comunica bastante bien todo lo relacionado con las &flashquotdendritas&flashquot, losconectores del cerebro con todos nuestros nervios. &flashquotEntre m?s dendritastenga, encontrar? m?s formas para solucionar problemas. Entrem?s conexiones est? haciendo tu cerebro, podr?s serm?s creativo&flashquot.

As? que, si est?s en busca de una idea de negocio, pero noquieres depender de la distra?da suerte, necesitas estimular esasdendritas.

La preferencia de Estes es una lluvia de ideas en grupo. Si ya tienes uncompañero potencial de negocio, o algunos amigos que te apoyen,re?nelos y comienza a platicar con ellos y a tomar notas, con unaactitud libre y abierta ante las diversas opiniones, y ve qu? es lo queresulta. No te preocupes si tus sesiones creativas no son tan l?gicas,m?s bien busca que sean aventuradas. &flashquotMantenlas creativas y divertidas&flashquot,dice Estes.

Aunque tambi?n hace otras recomendaciones, por si acaso no puedesinvitar a otra persona a tus sesiones de lluvia de ideas: &flashquotVe a alg?nlugar donde no hayas estado antes y toma apuntes&flashquot, &flashquotPlatica con las personascon las que normalmente no hablar?a&flashquot, &flashquotManeja a tu oficina por una rutadistinta, visita un museo o escribe un diario&flashquot. Éstas son solo algunasideas para encontrar esa idea que andas persiguiendo.