Emprendedores

Jóvenes supersónicos

Jóvenes supersónicos
Crédito: Depositphotos.com

Jóvenes supersónicos Jóvenes Supersónicos Generan Fuerza Enseñar lo Imposible En Pañales, S.A. La Difusión Contactos

Jóvenes Supersónicos

Te presentamos a la siguiente generación de empresarios

Por Victoria Neal

En la sociedad actual, donde los cambios constantes caracterizan a laeconomía efervescente de Estados Unidos, surge una generación dejóvenes prometedores que descubrieron los grandes beneficios del trabajoindependiente.

Ante la desaparición de la industria familiar, frente al destinoimprevisible de macroempresas y la enorme influencia de la tecnologíasobre trabajos que rebasan las definiciones de antaño, el campoempresarial ha ganado profunda aprobación del público. A loanterior se suma el hecho de que gran parte de estos cambios es producto de lapequeña empresa y sus innovaciones, lo que ha aumentado en formasignificativa el interés por difundir el conocimiento y la experienciaempresariales entre la juventud.

Si bien la mayoría de los jóvenes de clase alta y media sueletener acceso a estos conocimientos gracias a la convivencia diaria con suspadres, no es sino hasta ahora cuando se reconoce que la vida empresarialofrece herramientas esenciales para todos.

Según Steve Mariotti, creador de la Fundación Nacional para laEnseñanza del Empresariado (NFTE por sus siglas en inglés), setrata de conocimientos que todos los niños tienen derecho a saber, locual nos obliga a familiarizarnos con los programas excepcionales deinstituciones de educación superior, que contribuyen a ladifusión de la teoría y la práctica empresarial.

Generan Fuerza

Instituciones importantes como la Escuela Babson de Educación Ejecutiva,en Massachusetts, reconocen la importancia de estos programas educativos; no envano enseñan a estudiantes de licenciatura y maestría enadministración de empresas a iniciar negocios, desde hace 25años.

Babson, una de las primeras universidades en adoptar este plan de estudios yentre las pocas en contar con un departamento especialmente dedicado a estecampo, ha mantenido su compromiso con la educación empresarial, pese ahaber sido objeto de burla y especulación en el pasado.

Al respecto, Steve Spinelli, director del Centro para el Empresariado Arthur M.Blank de Babson, explica: &flashquotPara decirlo con franqueza, apostamos a este tipo deenseñanza, y hemos demostrado que estábamos en lo correcto. Nosdestacamos en un campo que ahora todos defienden. Hoy todos quieren seguirnuestros pasos, desde las escuelas de contabilidad hasta las de humanidades&flashquot.

Así, con la frente en alto, Babson refrenda su compromiso de ofrecerapoyo a muchas organizaciones no lucrativas excepcionales, como la mencionadaNFTE que, desde 1987, ha enseñado los secretos de dirigir negocios, alas mentes fértiles de jóvenes marginados o de escasosrecursos.

Con programas en 26 estados de la Unión Americana, que abarcan a cercade 8,000 niños al año, la NFTE ha establecido vínculos conimportantes donadores y con programas universitarios adicionales para ofreceruna carrera digna a los jóvenes menos afortunados. Así la NFTEque utiliza a egresados universitarios para enseñar las estrategias decómo hacer dinero en el mercado, reconoce con orgullo sucontribución al desarrollo de este movimiento nacional.

Mariotti destaca que el mercado de la capacitación empresarial haexperimentado el mayor auge en la historia educativa. Asimismo se ha observadoun profundo cambio cultural y la imagen del empresario es mucho máspositiva; ahora los jóvenes pueden seguir sus pasos conadmiración.

Al igual que la NFTE, Estudiantes de Libre Empresa (SIFE por sus siglas eninglés) ocupa un lugar de privilegio debido a su activismo empresarial.SIFE, organización fundada en 1975, trabaja con compañíase instituciones de educación superior para impartir conocimientosempresariales entre los jóvenes y para que éstos los lleven a lapráctica en situaciones reales. Los estudiantes de SIFE colaboran conempresarios que se inician, orientan a jóvenes con problemas oparticipan en las Competencias Internacionales de Difusión Comunitaria,concursos anuales donde se juzgan a los equipos con base en su capacidad paraenseñar a otros los principios de la libre empresa.

&flashquotNuestros estudiantes realizan una gran labor, pues proyectan una imagenempresarial con la que otros jóvenes quieren identificarse. La actitudde que es posible enseñar conceptos empresariales ha cambiadoprofundamente. Lo que antes se consideraba una inclinación vocacionalahora se acepta como un arte y una ciencia&flashquot, dice Alvin Rohrs, presidente ydirector de SIFE.

Al mantener equipos en más de 700 universidades en 48 estados de laUnión Americana, SIFE realiza una labor que Curt DeBerg, asesor de laUniversidad Estatal de California, en Chico, define como &flashquotla difusión dela mística empresarial&flashquot. Y añade que, &flashquotcomo los estudiantesaprenden, practican y enseñan en situaciones reales, conocen a fondo loque es la libre empresa y, al mismo tiempo, descubren que ocupan un lugarimportante en la comunidad&flashquot.

Durante los últimos siete años, el equipo de DeBerg ha realizadocientos de proyectos comunitarios. Más aún, el año pasadoganó el Campeonato Internacional de SIFE. No asombra, entonces, que sufama haya obligado al rector de Chico a contemplar la implantación demodelos empresariales innovadores en el programa de la universidad. ¡Vivala era de ilustración empresarial!

Enseñar lo Imposible

Es posible que todavía muchos crean que los empresarios son resultado deun tipo de mutación en la cual los gametos verdaderamente obstinados sefusionan con zigotos comerciales para producir mamíferos tenaces cuyoúnico fin sea lanzarse al mundo de los negocios. Es necesario aclararque lo anterior no siempre es correcto.

Imposible negar que los empresarios de éxito están dotados de unaabundante dosis de autodisciplina y de rasgos creativos, y si bien estosatributos no se aprenden en la escuela, sí es posible adquirirlos ycultivarlos. Mariotti considera irresponsable sostener que esas cualidades nopueden ser enseñadas, y añade: &flashquotEs contraproducente difundir eseconcepto entre niños marginados. Las virtudes esenciales que exige elmundo de los negocios pueden salvarles la vida, y el concepto de &flashquotpropiedad&flashquot,especialmente, entre la gente que creció carente de todo, sirve degenuina motivación&flashquot.

Cuando estos conocimientos se suman a experiencias directas en el trabajo, enproyectos conjuntos y competencias, como sucede en DECA, centroeducativo en Reston, Virginia, las inquietudes empresariales en estudiantesjóvenes aumentan sin necesidad de otros estímulos. Alenseñarles a comercializar ideas, manejar finanzas y entender losriesgos de tener un negocio, DECA dota a los alumnos de lo necesariopara que éstos conviertan sus sueños en realidad.

Tim Coffey, director de desarrollo corporativo de DECA aclara que noenseñan creatividad ni a generar ideas, pues esta tarea es imposible;pero sí enseñan lo que se puede hacer con una idea. Relacionespúblicas, elaboración de planes comerciales y organizaciónde recursos son materias clave en los programas de estudios de organizacionescomo SIFE. Además, los estudiantes refuerzan sus conocimientos altrasmitirlos a los jóvenes de la comunidad. Rohrs destaca, &flashquotnuestrasociedad tiende a pensar que los empresarios son líderes innatos pero,en realidad, el liderazgo y el espíritu empresarial son cuestiones quese pueden enseñar. Sacrificamos a demasiadas personas cuando aúnestán muy jóvenes, al negarles acceso a estos conocimientos.Cualquiera que esté dispuesto a arriesgar un poco tiene derecho aaprender cómo hacerlo&flashquot.

A su vez, DeBerg afirma que existen muchas personas que, con cierta estructuray orientación, pueden desarrollar sus ideas y planes comerciales. Esimperativo permitir que los estudiantes apliquen la &flashquotconducta creativa&flashquot en vezde limitarse a la &flashquotconducta reactiva&flashquot.

También en Babson se fomenta la &flashquotconducta creativa&flashquot,específicamente a través de la fusión de planes de estudioy el concepto de realidad que Spinelli llama &flashquottécnica de contacto&flashquot,mediante la cual se propicia la experimentación de los estudiantes en elmundo de los negocios. Y Spinelli subraya que jamás inventan un casopara que sirva de ejemplo; al contrario, siempre usan casos reales.

En Pañales, S.A.

Los jóvenes mismos facilitan la experimentación. Conforme a laEwing Marion Kauffman Foundation una fundación privada en Kansas City,Missouri, que promueve el desarrollo empresarial, un estudio recientereveló que siete de cada diez jóvenes estadounidenses quierencontrolar sus destinos, en otras palabras, aspiran a convertirse enempresarios. De acuerdo con una entrevista realizada en 1997, por USA Today, enla cual se preguntó a jóvenes a qué rama sededicarían si pudieran destinar un año a cualquier actividad, 47por ciento de las mujeres y 38 por ciento de los hombres eligieron la ramaempresarial.

&flashquotLos problemas de fusiones, recortes de personal y ventas de empresas hancreado conciencia entre muchos jóvenes que se rehusan a servíctimas de esas situaciones, por lo que están decididos adirigir sus propios negocios y controlar así sus destinos&flashquot, explica JimHayes, presidente y director de Junior Achievement (JA), en Colorado Springs,Colorado.

Con más de 110,000 voluntarios, muchos de los cuales son empresarios, elobjetivo de JA es instar a jóvenes de todos los nivelesacadémicos e ingresos a que se beneficien del libre comercio. ParaHayes, lo importante es ayudar a que los jóvenes comprendan que el mundoempresarial es un camino muy viable, lo que suele despertar su curiosidad.

A los 12 años de edad, el estudiante James Carl se incorporó alprograma de JA y fundó su primer negocio a los 14. Hoy, a los 16años, ya inició su segundo negocio, una casa de bolsa que manejadesde su hogar en Anaheim, California. JA lo atrajo porque, conforme a suspalabras, quería saber lo que se necesitaba para iniciar unacompañía propia. Sus objetivos actuales son el crecimiento de lacasa de bolsa hasta equipararla con J.P.Morgan . . . ambición bastante notable para unadolescente.

En lo que se refiere a los frutos de la NFTE, basta destacar que, entresus alumnos, 83 por ciento de los egresados de preparatoria se consideran así mismos empresarios, de los cuales, un gran porcentaje dirige negociosproductivos.

Byron Bennett tiene sólo 27 años, es ex alumno de la NFTEy espera que su negocio, Roomate Services Inc., ubicado en la ciudad de NuevaYork y fundado dos años atrás, cierre el año con ventaspor US$1 millón. El joven empresario dice: &flashquotLos estudios empresarialessólo canalizan el interés y la energía en cada individuo.No dudo de la importancia de que los jóvenes reciban unaeducación temprana acerca del mundo de los negocios; así puedenvencer los miedos y la ignorancia y descubrir el camino que más lesconvenga&flashquot.

A sus 22 años, Roger López, miembro del SIFE , forma parte ya delconsejo consultivo de la institución. También opina que esimportante aprender los conceptos comerciales a edad temprana, pues en esaetapa resulta más fácil adquirir el espíritu empresarialya que no existe la ambición económica, sólo lacreatividad libre, algo que la mayoría de los adultos olvida.

El compromiso con la enseñanza empresarial de Babson ha influido sobrela comunidad circundante. En encuentros y ceremonias, los maestros muestran suadmiración y respeto a figuras del mundo empresarial. Por ejemplo, en elDía del Fundador, se eligen a personalidades para ocupar un sitio en laAcademia de Emprendedores Distinguidos de Babson. Spinelli califica a losestudiantes antes del primer día de clases: recorre con éstos elSalón de la Fama, y si no se muestran emocionados, los invita aabandonar el curso.

La Difusión

Esperamos que nuestros lectores coincidan en que el conocimiento temprano debeformar parte de nuestros principales objetivos.

Con organizaciones como las mencionadas, que se encargan de garantizar elfuturo de los jóvenes, resulta imperativo que todos los empresarioscontribuyan no sólo a que programas de esta naturaleza se mantenganvivos; también es indispensable luchar para que estos conocimientos seintegren a los programas de estudios de la educación primaria y media.

Asimismo, aportar consejos, tiempo o dinero a este tipo de organizaciones esotra forma de colaborar con estos esfuerzos. Coffey explica que el personaldocente está ávido de que los empresarios compartan sus ideas yexperiencia para enriquecer el panorama de los alumnos.

Actuar como jurado en las muchas competencias regionales también es unaforma de ayudar a estas organizaciones. SIFE organiza competencias deesta naturaleza en 19 ciudades de Estados Unidos; DECA lleva a caboconcursos en cada estado; y JA tiene 168 oficinas en el país que siemprenecesitan miembros en sus juntas de consejo. Por su parte, Babson aprecia eltrabajo voluntario de los empresarios que viven en Boston y sus alrededores.Además, cualquier esfuerzo por difundir los conocimientos es siemprebienvenido, sin olvidar que los estudiantes lo aprecian y retribuyen. Porejemplo, los alumnos de SIFE participan en la elaboración de planescomerciales, estrategias de mercadotecnia e incluso en estudios de mercado.

Es evidente que la juventud de nuestros días está deseosa deencaminarse hacia la vida empresarial, por tanto, el trabajo voluntario en elcampo educativo es medular, especialmente en estos tiempos en que laautosuficiencia se traduce en éxito económico. Al respecto, Hayessubraya: &flashquotMientras más esfuerzos se dediquen a que los jóvenescomprendan el mundo empresarial, mejor podrán apoyarlo y beneficiarse deéste con el paso de los años. Es imposible esperar que lasgeneraciones futuras defiendan estas ideas si no las conocen&flashquot.

&flashquotCrecí en la pobreza, primero en Jamaica y más tarde enFiladelfia. Dediqué mis esfuerzos a alcanzar un nivel de logrospersonales que me hiciera sentir orgulloso. NFTE me atrajo por suobjetivo sin precedentes de iniciar en la vida empresarial a jóvenesmarginados. Este tipo de labor estimula a la juventud a alcanzar sus objetivospersonales&flashquot, dice Byron Bennett, de 27 años, quien fuera estudiante deNFTE y fundador de Roommate Services Inc., un servicio para compartirvivienda que opera en Internet y cuya sede se encuentra en la ciudad de NuevaYork.

Contactos

Babson School of Executive Education, Babson College, Arthur M. BlankCenter for Entrepreneurship, Wellesley, MA 02457, Internet:http://www.babson.edu/

Junior Achievement, 1613 E. Santa Anna St., Anaheim, CA 92805, Email:jdc8@globe.com

Reuben Williams, Tel. USA (530)  898-4824, e-mail:reubenw@ecst.csuchico.edu

Roommate Services, Tel. USA (212) 807-7851, e-mail:bbennett@roommatescentral.com , Internet: http://www.roommatescentral.com

Solar Flare Media, Internet: http://www.solarflaremedia.com ,http://www.pvsi.com

Stacie Power, Tel. USA (530) 895-3356, Email: staceepoo@aol.com

Wendy Cohen, Tel. USA (516) 543-8704, Email: cohen@babson.edu