Consultoría

Cómo reconocer un billete falso

Si manejas dinero en efectivo necesitas saber cómo reconocer cuando te están engañado. Te ahorrará más de algún bochorno además de varios pesos.
Cómo reconocer un billete falso
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Día a día circulan miles de billetes falsos por las manos de los transeúntes. Ya sea porque nadie se da cuenta que son falsos o porque hay gente que conscientemente sigue usándolos como dinero verdadero. 

Cualquiera sea el caso, debes estar alerta cuando recibes billetes de cualquier persona y verificar su autenticidad para evitar ser engañados, especialmente con montos altos. Ya sean pesos, dólares, euros u otras monedas, sigue estos simples pasos ante cualquier duda. 

Toca el billete - La mayor parte de los billetes falsos son realizados sobre papeles de menor calidad que los comunes. Toca el papel y siéntelo con los dedos. Compara el billete con otro que tengas a la mano para ver si tienen la misma textura. Comprueba los dos extremos, siempre existe la posibilidad que hayan abierto el billete en dos y la mitad de abajo sea de un billete real y la otra mitad sea papel regular. 

Todo billete real debe estar fabricado en papel moneda. Este tipo de papel se siente un tanto rugoso al tacto, a excepción de los billetes de $20 que, por ser de polímero, son prácticamente lisos.

Mira los colores - Si notas algo irregular en la coloración del billete, debes sospechar. La tinta con la que los billetes fueron hechos es casi siempre de más baja calidad que los originales, esto hace que se decolore o despinte con el uso.

Observa los diseños - Aunque pienses que no conoces el diseño del billete con exactitud, tu cerebro sí que lo conoce. Un billete normal no llamará tu atención, pero el dibujo del busto o una figura mal copiada llamarán tu atención sin duda. También revisa la marca de agua: es una repetición de la imagen del personaje histórico (a la derecha en el anverso y a la izquierda en el reverso), que únicamente se percibe viendo el billete a contra luz. Los billetes de $20 y $50 no cuentan con esta medida.

Observa la letra pequeña - En casi todos los billetes del mundo, siempre existe una letra pequeña indicando el banco emisor. Esta letra es lo bastante pequeña para ser difícilmente falsificable. Revisa que la letra pequeña sea inteligible y pareja a lo largo del billete. 

Observa las marcas metálicas del billete - Algunos billetes tienen una línea color plata brillante que atraviesa el billete, otros vienen con vivos metálicos. Procura revisar que estas marcas no sean pegatinas o autoadhesivos pegados al billete. En algunos casos, esta línea está oculta y muestra la denominación del billete en cuestión. Revisa si es de la misma denominación que el billete, algunos falsificadores lavan billetes de baja denominación para pintarlos de nuevo y que parezcan de alta denominación. 

Revisa las marcas que cambian de color - Esta característica hace que un número en el billete cambie de color según el ángulo con el que se lo vea. Procura hacer esto mirando hacia una fuente de luz para que el efecto sea notorio. 

Usa una linterna de luz negra - Alguna vez habrás visto algunas linternas que generan una luz de color púrpura o lila con algunos cajeros. Bueno, estas linternas hacen que los detalles salgan a relucir. 

Busca la sección transparente - Si lo que tienes en tus manos es un billete de polímero, busca la parte transparente del mismo. Otra forma de verificar que tienes un billete de polímero es mojarlo. Esta clase de billetes no absorben agua pues no son hechos de papel. Esta es una forma muy segura de saber si es falso. 

Consejo: Ten cuidado por la noche, ya que los billetes lavados y con diseños pobres pueden ser fácilmente confundidos en la noche. La falta de luz y la astucia de algunos hace que sea más difícil reconocer un billete falso.