Finanzas

9 pasos previos para salir a buscar dinero

Aprende a organizar tus números y prepárate para conseguir el financiamiento que necesitas para hacer que tu negocio despegue. Estos consejos te ayudarán.
9 pasos previos para salir a buscar dinero
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Tarde o temprano necesitarás dinero para crecer. Ten esto muy claro, pero no te compliques. Si sabes organizar tu empresa y te preparas antes de salir a buscar financiamiento, las posibilidades de éxito aumentan. No importa si se trata de una cantidad pequeña para tu flujo de efectivo o si deseas adquirir una nueva y costosa maquinaria.

Estos 9 consejos de la International Finance Corporation (IFC) te ayudarán a demostrar que eres una empresa seria y que tu proyecto de negocios es realmente viable. Aprende a causar una buena impresión y acércate al dinero con pasos seguros.

1. Actualiza tu plan de negocios

Revisa la última versión de tu plan de negocios para verificar que presentas la empresa de modo preciso y eficaz. ¿Le resulta fácil a un inversor potencial captar la situación de tu empresa con una lectura rápida del plan? ¿Con qué grado de eficacia has demostrado que sabes cómo comercializar tu gran producto o servicio y ganar dinero al hacerlo? ¿Cuán fuerte es tu resumen ejecutivo? ¿Muestran tus datos financieros cuándo y cómo obtendrás rentabilidad a largo plazo? ¿Cuán honesto has sido en tus evaluaciones del mercado y de la competencia? ¿Tienes corroboraciones de terceros para apoyar los principales supuestos que has hecho en tu plan de negocios?

2. Pon en orden tus papeles

La solicitud de préstamo normal requiere presentar documentos y cifras específicas. Antes de iniciar el proceso debes dedicar tiempo a poner esta información en orden. Siempre es buena idea programar una reunión con tu contador o con algún otro asesor financiero para hacerlo. Algunos de los documentos que necesitarás son:

- Estados contables y financieros de la empresa preparados por un contador (pérdidas y ganancias y balance general de los tres últimos ejercicios).

- Declaraciones de impuestos de los tres últimos años.

- Estados financieros y contables internos (si existen).

- Las declaraciones de impuestos más recientes de todos los propietarios.

- Estados financieros personales de todos los propietarios.

- Documentos de la organización, tales como estatutos, documentos, licencias comerciales, etc.

- Listas de activos de la empresa y activos personales que puedan ser presentados como garantía.

- Nombres de al menos tres referencias crediticias, y datos para tomar contacto con ellas.

3. Prepárate para decir cómo utilizarás el dinero

Además de los documentos identificados en el punto N° 2, puede ser conveniente que agregues los estados financieros proyectados para los 3 a 5 años siguientes. Incluye en estos documentos una descripción clara de cómo emplearás el dinero que ingrese y cómo te propones devolverlo. Sé específico. Muestra cómo utilizarás el dinero para abrir nuevos mercados, lanzar nuevos productos u otros usos definidamente comerciales que impactarán positivamente sobre tus beneficios netos. Los términos vagos, tales como "se necesita capital de trabajo" no dan buenos resultados, ya que no infunde en prestamistas e inversores la confianza de que su dinero será bien gastado. Trata de adaptar estas presentaciones a las necesidades de la fuente de financiamiento. Si lo que estás buscando es financiamiento con deuda, debes poner énfasis en tu capacidad para devolver el préstamo. Si, en cambio, los inversores adquirirían participación patrimonial, querrán ver el potencial para generar una buena tasa de rendimiento.

4. Examina tus indicadores financieros

Es posible que sientas la tentación de incluir proyecciones optimistas en tus estados financieros, pero esto puede ser un gran error. A los banqueros les gusta ver proyecciones de negocios que estén en tono con los promedios del campo de actividad. Aquellos que difieren mucho levantan automáticamente una bandera roja, y ponen de inmediato en peligro su solicitud de préstamo.

5. Verifica tu calificación crediticia

Muchos bancos emplean la calificación crediticia para determinar si estás en condiciones de recibir un préstamo o no. Estas calificaciones, que generalmente se utilizan para los préstamos destinados al consumo, se basan en factores tales como la historia crediticia para determinar si alguien constituye o no un riesgo. Aun en caso de que tu banco no base sus decisiones únicamente sobre este método, sin duda se fijará en tu historial de pagos para determinar tu aptitud futura para recibir créditos. Es probable también que te pidan que garantices el préstamo personalmente, de modo que tu historia de crédito personal también es importante. Es esencial que recurras a las principales organizaciones de información crediticia para obtener una copia de tus informes, con el fin de asegurar que sean precisos y de corregir los errores que puedan existir antes de iniciar la búsqueda de préstamos.

6. Constituye la empresa

No es indispensable que hayas constituido una sociedad anónima para obtener financiamiento, pero puede ser de ayuda. Si bien es cierto que otro tipo de estructuras son igualmente adecuadas para muchos negocios, las sociedades anónimas suelen ser más atractivas para prestamistas e inversores. Es probable que sientan más confianza en tu negocio. Además, esta alternativa hace más fácil para los inversores externos adquirir parte del patrimonio de tu empresa a cambio de su dinero.

7. Practica

A muchos propietarios de pequeñas empresas les resulta útil hacer una simulación de entrevista antes de hablar con las fuentes de financiamiento. Esto les permite preparar respuestas contundentes a las preguntas que puedan surgir en la presentación. Recuerda que tienes sólo una oportunidad ante cada inversor potencial, de modo que tu presentación tiene que salir bien la primera vez. No hagas estas sesiones de práctica de modo informal. Busca el apoyo de tu contador, un colega que haya gestionado financiamiento hace poco, o algún banquero a quien conozcas. Pídeles que hagan preguntas tal como lo haría el banco.

8. Presenta solicitudes impecables

Los datos financieros que presentes son probablemente el criterio de mayor peso para ayudarte a conseguir fondos, pero la pulcritud también cuenta. No dejes de lado las pequeñas cosas que pueden ayudarte a impresionar a los inversionistas y a reforzar tu imagen de profesionalismo. Tus formularios deben ser limpios y fáciles de leer. Los informes desmañados no tienen otro efecto que perjudicarte. Viste ropa sobria, propia de gente de negocios. Haz todo lo posible para sugerir confiabilidad y demuestra que eres sumamente capaz.

9. Ten paciencia

Cualquiera sea la etapa en que se encuentra tu empresa, el proceso de obtener financiamiento es fatigoso y lleva mucho tiempo. Muchos propietarios de pequeños negocios subestiman notoriamente el tiempo que les llevará conseguir el dinero que necesitan, y no es raro que se queden sin dinero durante este proceso. Asegúrate de contemplar el factor tiempo para todas las tareas que necesites hacer, desde pulir tu plan de negocios hasta elegir tus candidatos entre largas listas de bancos, instituciones de crédito e inversores externos.

Si lo que necesitas "organizar" tu negocio, estos artículos te ayudarán a controlar y mejorar tus números:

Cómo fija precios un fabricante

http://www.soyentrepreneur.com/home/index.php?p=nota&idNota=5436

Guía (rápida) para administrar tus finanzas

http://www.soyentrepreneur.com/home/index.php?p=nota&idNota=5363

Cómo cuidar tu efectivo

http://www.soyentrepreneur.com/home/index.php?p=nota&idNota=4949

Demuestra el potencial de crecimiento de tu empresa

http://www.soyentrepreneur.com/home/index.php?p=nota&idNota=5362