Franquicias

8 características de los franquiciatarios exitosos

Además de contar con recursos y experiencia, para ser exitoso con este modelo debes tener estos rasgos.
8 características de los franquiciatarios exitosos
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Muchas personas creen que ser franquiciatario es sólo para los emprendedores clásicos, es decir, aquellos que desean dejar alguna huella en el mundo de los negocios. Pero la realidad es muy diferente.

Adquirir una franquicia se trata de seguir un sistema probado para replicar el éxito del negocio original. Es por eso que las personas estables que están dispuestos a confiar en el sistema son mejores dueños de franquicias que aquellos de actitud independiente.

Además de la habilidad de seguir un sistema, existen ocho rasgos comunes en todos los franquiciatarios exitosos. Conócelos y determina si comprar una franquicia es lo correcto para ti:

1. Motivado por los resultados
Eres conocido por: enfocarte en producir, conocer a tu competencia, alcanzar tus metas. Entiendes que actuar no es un logro. Reconoces el valor de analizar a tus competidores y constantemente evalúas tus procesos para obtener los resultados esperados. Si un plan no te está funcionando, inmediatamente lo cambias.

2.  Gran pensador
Eres conocido por: imaginar el futuro y reconocer las tareas necesarias. Sabes que aunque trabajar por muchas horas o hacer el trabajo "sucio" puede no ser la situación ideal en el momento, pero que valdrá la pena hacerlo. Te imaginas las posibilidades para el futuro como un resultado a largo plazo que motiva tus actividades diarias. Tienes los ojos puestos en la meta.

3. Buen motivador
Eres conocido por: hacer que las cosas pasen, importarle el éxito y reconocer esfuerzos. Sentarte atrás y esperar que el negocio salga solo no es tu estrategia. Siempre estás presente y reconoces el trabajo de otros.

4. Optimista
Eres conocido por: ver hacia delante, crear soluciones y mantenerte positivo. Siempre ves el vaso medio lleno. Las soluciones y oportunidades son más obvias para ti que los obstáculos. Atiendes los problemas resolviéndolos en lugar de preguntarte cómo ocurrieron.

5. Sociable
Eres conocido por: relacionarte con los clientes, mantener la moral alta, sobresalir en el networking y por tener una voz en la comunidad. Eres rápido para entender, independientemente en qué negocio te encuentres, que los clientes y los empleados son lo más importante para obtener el éxito. Construir relaciones y conservarlas es natural para ti.

6. Entusiasta seguro
Eres conocido por: tener una dirección. Tomas todas las precauciones necesarias en tu vida diaria. Siempre buscas mitigar los riesgos y tener seguridad en tus decisiones.

7. Resistente
Eres conocido por: confiar en el futuro y tener perspectiva. No te dejas afectar por el pesimismo. Los retos te emocionan y sabes que las cosas siempre pueden mejorar. Continúas levantándote de la adversidad.

8. Tranquilo y sereno
Eres conocido por: estar consciente y mantener la compostura. Sabes lo que está ocurriendo a tu alrededor, pero no entras en pánico ni provocas una escena. Te enfocas en lo esencial y le das paz a tus clientes y empleados.

Aunque tener una franquicia no es apto para todos, puede ser la situación ideal para la persona indicada. Estas características -aunadas a contar con los recursos y la experiencia necesarios- son básicos para triunfar con este modelo. Si te identificas con esta descripción, es posible que cuentes con la confianza, empuje y motivación para ser un franquiciatario exitoso.