Recursos Humanos

Reuniones de trabajo al estilo Steve Jobs

En Apple, las juntas de trabajo están conformadas por pequeños grupos donde cada asistente es imprescindible y puede aportar algo.
Reuniones de trabajo al estilo Steve Jobs
Crédito: Depositphotos.com

El principio de mantener las reuniones de trabajo con pocos asistentes y compuestas sólo por gente inteligente está muy presente en la religión de la firma Apple y es clave para cualquier organización que quiera fomentar pensamientos de calidad. La idea es muy básica: Todos los presentes en una reunión deben tener una razón para estar ahí. No existen las invitaciones de cortesía: O eres imprescindible para la reunión o no lo eres. No es nada personal, sólo son negocios.

El inventor y co-fundador de Apple, Steve Jobs, se resistía a cualquier comportamiento que creía representativo de la forma en que las grandes corporaciones piensan, a pesar de que Apple lleva siendo una gran compañía por muchos años. Cuando él llamaba a una reunión, sus expectativas eran que todos los presentes en la sala fueran participantes esenciales. Los espectadores no eran bienvenidos.

Esto se basaba en la idea de que un grupo pequeño estaría más enfocado y motivado que uno grande, y la gente más inteligente hace el trabajo de mayor calidad.

Para una premisa que pareciera tan obvia, es sorprendente cuántas organizaciones no la toman en cuenta. ¿En cuántas reuniones sobrepobladas has estado presente a lo largo del año?, ¿Cuántas de esas reuniones perdieron su enfoque en una forma que nunca hubiese ocurrido si el grupo tuviera la mitad de participantes? La regla del grupo pequeño requiere revisión y gestión de personal, pero vale la pena el costo.    

Una de las razones por las que los grupos grandes y rígidos tienden a ser creados en muchas compañías es por la cultura de que la empresa es más importante que cualquier persona. Es difícil cambiar “la forma en que se hacen las cosas”.

En Apple, como la calidad es más importante que la cantidad, las reuniones son informales y producen progreso visible en una semana, o incluso cada día.

Si estás pensando en poner un póster en tu sala de juntas con las claves para tener reuniones efectivas, éste debería decir:

Cómo tener una Gran Reunión

1. Expulsa a la gente innecesaria
2. Sal de esta reunión si dura más de 30 minutos.
3. Haz algo productivo hoy para compensar el tiempo perdido en la junta.
 
Cuando los grupos pequeños están formados por la gente más inteligente y capaz, le dan a la administración mayor confianza. Limitar el tamaño de los grupos ayuda a ser más productivos y a trabajar más rápido, así como a generar la agilidad necesaria para reaccionar ante eventos inesperados.