19 ideas para conquistar a los Foodies

Este consumidor ha surgido debido al auge de las redes sociales y busca probar todo tipo de alimentos y bebidas aunque no sean gourmet.
19 ideas para conquistar a los Foodies
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

El término foodie (aún poco dominado) está dándole la vuelta al mundo y en México cada día toma fuerza gracias a las redes sociales. Foodie es un aficionado a la comida y a la bebida que disfruta conocer el origen de cada platillo, no necesariamente de sitios refinados.

“A diferencia del gourmet, quien sólo busca comer bien en restaurantes finos, un buen foodie puede probar comida en mercados o en la calle”, comenta @SoyDonDiablo, foodie star con más de 9,900 seguidores en Twitter y miembro del grupo @LosCazaSabor.

El auge de este tipo de consumidor en el país, según la experiencia de @SoyDonDiablo, se da a partir de la llegada de las redes sociales, con ayuda de los hashtags relacionados. Esta comunidad ha logrado juntarse para recomendar los sitios que visitan.

“La difusión en redes sociales ha dado lugar a que cada día existan más catas o degustaciones por parte de tiendas o restaurantes, como El Palacio de Hierro o Liverpool, quienes se han preocupado por acercarse a sus consumidores invitándolos a participar por estos medios, y realmente antes no teníamos esta posibilidad”, reconoce Andrés De Luna, crítico gastronómico. Y es que desde hace tres años, todos los restaurantes o sitios para comer o beber han creado sus propias cuentas en Twitter, Facebook o Instagram, lo que permite que se haga una conexión entre los clientes, los foodies y los restauranteros.

“Antes de Internet, los grupos de amigos a los que les gustaba comer bien, se juntaban para conocer lugares que alguno de ellos recomendaba semanalmente. El tema de las redes te permite tener un grupo de amigos que ni siquiera conoces pero que por medio de ellas puedes conocer 1,000 lugares más”, añade @SoyDonDiablo, quien es foodie desde hace 20 años.

Ana Paola Bravo, consultora de la firma De La Riva Group asegura que esta tendencia tiene gran potencial de crecimiento. Las redes sociales son su principal aliado; sin embargo, el auge de los programas televisivos de cocina permiten que cada día más personas se interesen por conocer distintas culturas gastronómicas.

Características de un Foodie

- Visita todas las ferias gastronómicas y de foodtrucks
- Planea viajes a partir de los lugares en los que va a comer
- Gasta el 40% de su sueldo en comida (sin contar el súper mercado)
- Puede comer en restaurantes finos o en puestos callejeros
- Pregunta por el origen de los platillos que consume
- Visita lugares de colonias populares por sus restaurantes o mercados

Restaurante y Tienda de Productos Orgánicos

La preocupación por llevar una mejor calidad de vida y a su vez proteger el ambiente con productos naturales es una tendencia mundial. La idea consiste en un restaurante que utiliza ingredientes orgánicos en mínimo el 90% de cada platillo. Su principal atractivo es la barra con 12 tipos de ensaladas y su amplia variedad de jugos. Cuenta con una tienda de productos donde se comercializan más de 1,000 productos orgánicos, desde alimentos hasta artículos de cuidado personal y limpieza. Su principal clientela tiene entre 25 y 45 años de edad, preocupada por el comercio justo.
Ejemplo: Orígenes

Quesos Artesanales

El queso mexicano es reconocido por la Unesco como parte de nuestra cultura gastronómica y en nuestro país cada día es más valorado como un producto de mesa más que como un ingrediente. Aprovecha el interés de los foodies por conocer el origen de los productos que comen y comercializa quesos artesanales de productores mexicanos. Tus principales clientes son restaurantes y lugares deli, sin embargo, puedes abrir un punto de venta y ofrecer cursos de maridaje y degustaciones. Utiliza como apoyo el libro Quesos Mexicanos de Carlos Yescas, publicado por Larousse en 2013.
Ejemplo: Lactography

Mercado Gastronómico Itinerante

Si ya cuentas con algún tipo de preparación gastronómica esta idea es para ti. Consiste en reunir durante dos días en algún espacio rentado, a por lo menos 25 productores mexicanos que elaboren y comercialicen productos artesanales, como mermeladas, dulces o cervezas, en algún punto céntrico de tu ciudad. Para elegirlo considera las colonias donde hay mayor variedad de restaurantes o sitios que frecuenten los foodies. En el DF por ejemplo, las colonias Roma o Condesa son la mejor opción. Conviértelo en un día de picnic donde convivan comensales y productores de distintos lugares del país.
Ejemplo: #RepGastro

Taller de Cocina

El movimiento slow food o comida lenta es de los favoritos de los foodies por combinar el conocimiento con el placer de la comida, y se da a nivel mundial. Súbete a esta ola y únete a chefs especializados en distintas materias como postres, pan o ensaladas para ofrecer talleres mensuales. Tus clientes potenciales son profesionistas a quienes les guste cocinar pero sin tiempo para hacerlo. La experiencia va desde la compra de los ingredientes para conocer su origen hasta la degustación final entre los 10 asistentes al taller que dura de tres a cuatro horas.
Ejemplo: La Procedencia

Comida Veggie a Domicilio

Los veganos o veggies son aquellos que rechazan cualquier producto que involucre animales. Más allá de la alimentación, es un estilo de vida que incluye la ropa que usan, productos de limpieza o espectáculos. Aprovecha la poca oferta que existe para este mercado y ofrece un servicio de comida especializada a domicilio en bicicleta, esto para no contribuir al daño ambiental con un automóvil y con ello afectar a los animales. Las redes sociales serán tus principales aliadas, utilízalas para publicar diariamente tu menú y tomar pedidos a través de mensajes privados.
Ejemplo: Los Loosers

Panadería Artesanal Orgánica

En México, el 20% de la población padece alergias alimentarias debido a la manera en que se cosechan los alimentos hoy en día, entre ellos el trigo. Regresa a lo natural y a lo artesanal con la venta de pan de mesa con harinas orgánicas importadas, a través del comercio justo directamente con los proveedores. En tu establecimiento coloca los hornos, el pizarrón de recetas y la mesa de trabajo del panadero a la vista de tus clientes. Añade valor a la experiencia con la venta de café y no olvides contar con la certificación necesaria según tu tipo de producto.
Ejemplo: Bread Panaderos

Tasting, Diplomados y Talleres de Cocina

Con el auge de los reality shows de cocina y el interés creciente por conocer de dónde provienen los ingredientes de los platillos, se abre esta oportunidad de negocio, la cual consiste en montar un centro de diplomados, talleres y sesiones de tasting diseñados para aficionados a la cocina, que guiados por un chef o sommelier aprenden a preparar platillos y a combinarlos con diversas bebidas. El mercado meta son ejecutivos o profesionistas dispuestos a pagar por aprender a elaborar platillos de especialidad. Busca alianzas con marcas de cuchillos, sartenes y equipo de cocina.
Ejemplo: Menjant

Fondues Personalizados

Los sibaritas viven en una constante búsqueda de nuevas experiencias gastronómicas. Esta idea consiste en ofrecer toda una experiencia, ya que todos los alimentos son preparados directamente por el comensal.  Acercan a la mesa los ingredientes crudos y el cliente prepara sus platillos guiados por un chef. La oferta incluye vegetales y carnes, diferentes cocciones y una variedad de salsas, así como frutos y chocolates para el postre. Suma a tu carta una línea en la que los niños preparen sus propios fondues con ingredientes dinámicos y atractivos para ellos.
Ejemplo: Melting Pot México

Milshake Bar

Se trata de una barra de milkshakes o malteadas hechas a base de leche y helado de vainilla natural, pero mezclada con más de 180 sabores que van desde galletas hasta tamarindo. Esta franquicia inglesa acaba de llegar a México y busca franquiciatarios dispuestos a divertirse. Su oferta se extiende a helado de yogur y smoothies, pero el producto estrella es la milkshake presentada en sus tres tamaños. El mercado meta son jóvenes de entre 13 y 22 años, sin embargo, la nostalgia y la curiosidad en los sabores permite satisfacer a adultos y niños de todas las edades.
Ejemplo: Shakeaway

Barra de Té Chai

El té chai es una bebida originaria de India que combina especias y hierbas aromáticas con leche. En México, se ha convertido en la tercera favorita por debajo del café y del té común, sin embargo, aún existen pocas alternativas que vendan el té chai preparado tradicionalmente, ya que la mayoría de establecimientos que lo ofrecen, lo hacen por medio de polvos procesados. Aprovecha esta oportunidad y abre una barra de té chai en la que tengas los ingredientes naturales y a la vista de todos tus clientes. Suma a tu oferta distintos tipos de leche, bebidas frías y calientes y postres orgánicos.
Ejemplo: Chai Bar

Lonchería Gourmet

Comer un sándwich, beber agua de frutas o saborear un pan de dulce ha dejado de ser una simple costumbre; para los foodies y amantes de la gastronomía se ha convertido en toda una experiencia de placer al paladar. Súmate a esta tendencia y asóciate con algún chef para ofrecer productos comunes pero elaborados a detalle con ingredientes orgánicos y con una presentación perfecta. La clave está en la ubicación de tu lonchería y en la originalidad de los ingredientes que utilices. Añade postres, pan artesanal preferentemente horneado en el mismo lugar y bebidas refrescantes naturales.
Ejemplo: Peltre Lonchería

Chocolate Lounge

México es el quinto consumidor de chocolate en América Latina, según un análisis de la consultora Euromonitor. Aprovecha el gusto que existe por este delicioso producto e instala un lounge de chocolate, la idea consiste en ofrecer bebidas frías y calientes, repostería, fondues, trufas y toda clase de platillos elaborados a base de chocolate. La clave es que el cliente se enamore al olfato y a la vista, por eso es importante presentar los productos en vitrinas. Capacita a tu personal para hacer recomendaciones sobre el porcentaje de amargura y los tipos de chocolate que vendes.
Ejemplo: Fuga Chocology

Helados Artesanales

A pesar de ser un producto de consumo estacional y que per cápita no rebasa los dos litros anuales según datos de Latin American Markets, el helado ha encontrado nuevos protagonistas, el helado de yogur y el helado artesanal, siendo éste último un favorito entre los foodies. Los sabores exóticos como tequila con cilantro o aceite de oliva con pimienta negra, son muy atractivos para estos consumidores que además de buscar sabores originales se concentran en el modo de elaboración, el cual se realiza en bandejas de madera cuidando cada detalle en el proceso.
Ejemplo: Helados Finno

Comprimidos Naturales Endulzantes

La “fruta mágica” es una baya originaria de África que tiene la capacidad de darle un sabor dulce a los alimentos que se ingieren después de probarla, esto se debe a una proteína llamada Miraculina que enmascara los sabores ácidos desde 30 minutos hasta por dos horas. Conviértete en franquiciatario de la única marca en nuestro país que comercializa pequeñas pastillas comprimidas con esta sustancia.  Organiza degustaciones, prepara recetas e invita a todos aquellos consumidores interesados en explorar una nueva forma de comer.
Ejemplo: Fruta Mágica

Pizzería Artesanal

Entregar pizzas en menos de 30 minutos se ha vuelto irrelevante cuando de sabor se trata. Para los foodies es más importante encontrar un lugar con buena música y bebidas que puedan maridarse con el producto estrella: la pizza. Invierte en un restaurante con una amplia y exótica variedad de sabores, dedica tiempo a encontrar los mejores proveedores para la masa, quesos y la salsa de la casa. Dale un toque divertido haciendo de tu pizzería un lugar temático, en el que todo gire alrededor de un tema: el rock & roll por ejemplo.
Ejemplo: Pizza del Perro Negro

Bar de Bebidas Mexicanas

Las cantinas tal como las recordamos en películas del cine de oro, han quedado en el pasado. Actualmente, este tipo de lugares han tomado un nuevo estilo dirigido principalmente a jóvenes interesados en escuchar música nueva y en probar bebidas tradicionales pero servidas de una manera novedosa. Alíate con productores mexicanos de excelente nivel que estén interesados en dar a conocer sus bebidas. La clave está en ofrecer una amplia variedad de licores y cervezas, preferentemente elaborados artesanalmente, así como en productos novedosos como el destilado de chile ancho.
Ejemplo: Doméstico

Alta Cocina Prehispánica

La cultura gastronómica de nuestro país se remonta hasta épocas prehispánicas en las que según registros, degustaban una gran variedad de animales que ahora consideramos exóticos como insectos, armadillos o gusanos, entre muchos otros. La idea consiste en preservar este legado y de la mano de un chef especializado, montar un restaurante de alta cocina prehispánica en la que ofrezcas platillos que integren animales, pero también semillas como amaranto o pepitas de calabaza. Busca criaderos de animales debidamente legalizados e integra ensaladas y salsas tradicionales.
Ejemplo: Restaurante Chon

Taller de Cerveza Artesanal

La oferta de cervezas en México tanto nacionales como extranjeras es muy grande y capaz de satisfacer los gustos de todos los aficionados, actualmente además de las grandes cadenas, se ha abierto una brecha que cada día genera más adeptos, la cerveza artesanal, la cual es elaborada a detalle por productores mexicanos y capaz de competir con las más populares. Si cuentas con experiencia en este nicho abre un taller de cerveza, en el que después de seis horas intensivas, cualquier persona pueda preparar su propia cerveza con mezclas personalizadas y disfruten de este juego de sabores.
Ejemplo: La Graciela

Bebidas Moleculares
La coctelería igual que la gastronomía ha evolucionado, ya no basta con probar las típicas bebidas mezcladas con refresco o agua mineral, actualmente el cliente de bares busca sabores y bebidas innovadoras que conviertan cualquier brindis en una experiencia al paladar. La tendencia que continúa en auge es la coctelería molecular, en la cual, el bar tender combina técnicas químicas inmediatas como cristalizar, esferificar o espumar diversos ingredientes que le dan una presentación y una colocación en el paladar estratégica para disfrutar mejor los sabores.
Ejemplo: Ripex