Marketing

¿Emoticones en tu estrategia de marketing?

Aprende a sacar provecho de estas figuras para generar una conexión más profunda entre tu marca y tus clientes.
¿Emoticones en tu estrategia de marketing?
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Alegría, tristeza, enojo, preocupación, enamoramiento, cansancio… los emoticones, esas simpáticas figuras que invaden nuestras conversaciones digitales y redes sociales, son capaces de expresar emociones sin necesidad de escribir una sola palabra.

¿Cuántas veces no has visto que un contacto tuyo se siente “emocionado” en Facebook? ¿Sabido que alguien está decaído con sólo ver el emoticón que acompaña su nombre en Whatsapp? Los emoticones no son nuevos, pero en los últimos años se han popularizado cada vez más debido a su capacidad de sintetizar emociones de manera gráfica.

Las marcas, por supuesto, no se han quedado atrás en esta tendencia. Algunas compañías han optado por incorporar estos elementos en sus estrategias de comunicación, añadiéndolos a sus mensajes de redes sociales con la finalidad de generar un acercamiento con sus seguidores. 

Recientemente, Chevrolet lanzó un comunicado completamente lleno de emojis. Por otro lado, Coca Cola sustituyó su logo por una carita feliz, y la línea aérea Norwegian Air Shuttle creó una URL llena de estas figuras para promocionar su nuevo vuelo a Las Vegas.


Publicidad de Norwegian Air Shuttle

Ciertamente, ésta es una manera novedosa (y muy atractiva) para promocionarse. Pero, ¿cómo usar emojis en una estrategia de marketing sin caer en lo ridículo? ¿Cuándo es pertinente usarlos y cuáles son las reglas?

En entrevista con AltoNivel.com.mx, Merary Delgadillo, Chief Operating Officer (COO) en TresEnSocial, explica cómo usar emojis para mejorar la conexión entre las marcas y sus clientes.

Congruencia con la esencia de la marca

Si vas a incorporar emoticones en los mensajes de tu marca, evita hacerlo “sólo porque sí”. Cada una de estas figuras deberá guardar relación con la esencia de tu marca. Si tienes un negocio dirigido a novias, un emoji enamorado atraerá muchos likes, pero si buscas promocionar un servicio de contenidos editoriales, quizá una figura de éstas podría hacerte parecer poco formal… ¿no crees? Antes de emplear un emoticón, analiza tu marca y tu público.

Según una encuesta de SwiftKey, el emoji más popular es la carita feliz, seguido por  la carita triste y los corazones.

Claridad en el mensaje

Los emoticones deberían aportar algo a tu mensaje, y no al revés. Úsalos para expresar emociones claras y no para añadir “misterio” a aquello que quieres comunicar. De lo contrario, tus clientes podrían sentirse confundidos… y tu estrategia no habrá cumplido su objetivo.

No dejes a un lado el texto

Recuerda: los emojis deberían complementar tu mensaje, y no ser el mensaje en sí. Por lo general, acompaña tus mensajes que contengan emoticones con un texto.

Úsalos con mesura

Sí, los emoticones son buenísimos para establecer una conexión más informal e íntima con tu marca, pero ¡cuidado con usarlos demasiado! Tus mensajes podrían parecer forzados (algo así como los papás que intentan usar un lenguaje “cool” con los amigos de sus hijos) y tus usuarios podrían sentirse atosigados. Como con todo en esta vida, úsalos con discreción y mucha inteligencia.

¿Cuáles son las ventajas de usar emojis en tu estrategia de marca? Descúbrelo aquí.