Tedx Cuauhtémoc

¿Para qué emprendemos, por qué hacemos lo que hacemos?

Carlos vive a la orilla de uno de los ríos más contaminados de México: el Río Atoyac. Lejos de resignarse, ha comenzado una cruzada contra el mal uso del agua.

¿Para qué emprendemos? Al intentar contestar esa pregunta automáticamente pensé en la plática TED de Simon Sinek, titulada “How great leaders inspire action” (Cómo los grandes líderes nos inspiran), la cual habla precisamente de las motivaciones en el mundo empresarial. Independientemente de lo que escribiré, te recomiendo la veas.

La pregunta “¿para qué?” se remonta a una reflexión filosófica del ser. ¿En qué creemos? ¿Qué nos mueve a seguir adelante? Me enfocaré más en esta pregunta que en nuestra causa como emprendedor social, porque creo que en ella se encuentra la verdadera esencia de nuestra motivación.

¿Por qué queremos recuperar el Río Atoyac? La respuesta sería porque es necesario regenerar la cuenca y el río principal porque necesitamos este planeta limpio y sano para vivir. Me parece totalmente irracional tener que contestar la pregunta de ¿por qué? o ¿para qué hacemos lo que hacemos?, ¿no es lo suficientemente obvio?

Aparentemente no, pues nos estamos acabando el planeta y sus recursos naturales indispensables para nuestra supervivencia como especie, en este caso, el agua: líquido vital de lo que estamos hechos.

Como asociación civil, estamos convencidos a que estructurándonos como un elemento de cohesión, entre todos los actores que rodean el río, lograremos sumar voluntades para que la regeneración de la cuenca del alto Atoyac sea una realidad para nuestra generación.

Como ser humano, padre de familia, activista y empresario, mi “para qué” nace de lo más profundo de mi persona. Creo que es una mezcla compleja de instinto, indignación, esperanza, amor por la vida, conocimiento de causa y, principalmente, de confianza auténtica en las personas para poder lograr evolucionar a ser una especie que aproveche su raciocinio para mejorar y no para deteriora el mundo.

Como diría el tío de Peter Parker en la película Spider Man

“A un gran poder, corresponde una gran responsabilidad…” y ese es justo nuestro rol principal como especie en la Tierra.

Ningún ser vivo mas que nosotros tiene la capacidad para equilibrar nuestra existencia como especie dominante y también la capacidad de razonar en conjunto nuestro destino. Tenemos el poder de elegir por todos los que habitamos nuestro querido planeta. 

Firmemente, creo que no todo lo que acontece hoy debemos explicarlo entorno a una reflexión intelectual y racional. ¿Qué ha sido de nuestra intuición y de lo que sabemos en lo más profundo de nuestro ser que tiene que ocurrir y que debemos hacer?

La situación actual de nuestra sociedad requiere de grandes ejecutores que lideren lo que es correcto. Dejemos que la política, las leyes, los números, estadísticas y estudios simplemente puntualicen y acentúen los “cómos” y creemos una nueva época de “para qués”, de motivaciones claras que nos marquen como la generación que cambió el curso de la historia de una destructiva a una de armonía y respeto.

Juntos, día a día, y en diferentes frentes, lograremos ese cambio. Dale la cara al futuro de nuestro planeta.

Esta es una colaboración de TEDxCuauhtémoc, evento planificado de manera local e independiente con la finalidad de empoderar comunidades, estimular el diálogo a través de experiencias y potenciar organizaciones e individuos emblemáticos. Si quieres saber más visita nuestra página web o nuestro Facebook.