Emprendedores

Cómo fondear tus sueños

Hay una manera interesante de lograr capital y no me refiero a préstamos. Descúbrelo.
Cómo fondear tus sueños
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Si emprendes a una corta o avanzada edad, siempre tendrás compromisos en tu vida financiera que quizá no te dejarán invertir al 100% en tu sueño. Esto lejos de ser un problema aislado es una realidad en el mundo del emprendimiento. Por lo que no hay que sentirse frustradas o superarlo rápidamente.

Hay varias maneras de adquirir dinero para hacer crecer tu proyecto, sin embargo si no hay un plan que respalde como regresarlo o hacer los pagos, yo recomiendo que no solicites ningún tipo de préstamo. O si ya tienes una deuda, no le eches más piedras al costal.

Hay otra manera interesante de lograr capital y es utilizando “tus habilidades” cómo el principal motor para generar esa entrada de dinero que podrás destinarlo a inversión o saneamiento de tus finanzas o ambas.

Les comparto unas sugerencias sencillas para llevar a cabo pero que requerirán de varias tareas internas para salir exitosas, por lo que la paciencia y organización son clave.

Como dicen, el “éxito” sólo aparece antes que el “trabajo” en los diccionarios. Así que esto consiste de más trabajo en vez de estrés por deber dinero a una institución financiera.

1. Llevar una línea de tiempo

Esto debe responder al crecimiento de tu emprendimiento, una tabla de Gantt con objetivos y metas humanamente posibles. Puedes hacerlo con asana con instagantt.

2. Qué sigue para mi emprendimiento

Una vez que detectas en tu tabla que sigue, puede ser: la creación de tu marca, registro o prototipos, lo que veas necesario cotízalo. No te vayas por lo más barato ni lo más caro. Busca un presupuesto alcanzable que responda a un buen desempeño de quién te ofrece el servicio profesional.

3. Tengo la cifra clara $

Cuando tienes las cifra de cuánto necesitas, agrega un 20% por lo que no estés contemplando y pueda sacarte una sorpresa. Aquí comienza lo interesante y puedes hacer varias cosas:

  • Trabajo temporal. Hay proyectos temporales por eventos en los que podrías participar, procura que estén relacionados con el proyecto que estés haciendo ya que podrás tener buenos contactos.
  • Freelancear proyectos específicos. Aquí balancea tu tiempo de emprendedora vs.freelance para que no te coma.Trabaja en aquello que sabes hacer bien.
  • Comunidades & talleres. Acércate a comunidades y revisa qué aportación en conocimiento puedes hacer. Armar un taller con un costo de recuperación o hablando claramente que es para financiar tu proyecto. Esto puede ayudarte a juntar esa cantidad necesaria. Las comunidades encuentran sentido en ayudar de esta manera y qué mejor que se lleven un conocimiento más para ellos aplicarlo en sus proyectos.
  • Iguala mensual. Quizá puedes programar un par de horas al día con una empresa. De ésta manera tienes una entrada segura pero el tiempo flexible para seguir con tu emprendimiento. Procura que sea home office o a remoto.

4. Actividades internas y externas

Es importante que sepas que si no puedes avanzar en actividades que el mercado o cliente final perciba de tu emprendimiento, avanza en la organización interna del mismo.

Todo ese tejido empresarial que te ayudará a mostrarte segura y te dará las respuestas correctas cuando comiences el RP del mismo, negociaciones o ventas directas.

5. Ser persistente

Saber que se debe trabajar todos los días yes lo que necesitas para ir subiendo los peldaños que tu misma te marques en tu tabla de Gantt.

Avanza todos los días para llegar a ese futuro deseado en tu emprendimiento.

Escrito por Verónica Madrigal para Victoria 147.

Victoria 147 es una organización sin fines de lucro que busca redefinir el concepto de la mujer actual, al inspirar a más mujeres a través de la promoción de casos de éxito, artículos, estudios de interés y programas especiales para emprendedoras y ejecutivas. Buscamos despertar la conciencia de la sociedad y empoderar a la mujer en temas de equidad y negocios. Somos la organización experta en mujeres más grande del país y la primera aceleradora (en su tipo) certificada por el INADEM.