La industria musical ha recibido $6,000 millones de dólares por parte de YouTube en doce meses

El mundo de la música es muy lucrativo y una muestra de ellos es la cantidad que ha pagado YouTube por anuncios y suscripciones.

Por
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

La industria musical se ha convertido en una de las más lucrativas en el mundo del internet y una clara muestra de esto es la cantidad que pagó YouTube por el concepto de anuncios y suscripciones.

picture alliance | Getty Images

De acuerdo con Lyor Cohen, quien ocupa el puesto de responsable global de música de la plataforma, entre julio del 2021 y junio del 2022, la empresa abonó más de $6,000 millones de dólares a la industria musical, lo que significó un incremento de $2,000 millones con relación a los doce meses anteriores.

Según un comunicado publicado en el blog de YouTube, los contenidos incluidos en esta monetización son shorts, videos largos, pistas de audio, emisiones en directo y videos oficiales musicales.

Asimismo, se dio a conocer que el objetivo de la empresa de videos es que los artistas encuentren un camino rumbo al éxito utilizando la plataforma, sin necesidad de intermediarios.

Lyor Cohen sostuvo que, de esta manera, YouTube ayudó a los músicos y compositores a generar el 30 por ciento de sus ganancias por derechos intelectuales y regalías.

El ejecutivo de la compañía, propiedad de Google, explicó que los artistas también han encontrado en shorts —una función que compite con Tik Tok— una manera de ganar dinero, pues, aseguró, tienen más de 30 mil millones de reproducciones diarias y más de mil 500 millones de usuarios activos por mes.

POLÉMICA POR LAS REGALÍAS

A pesar de los dichos sobre el pago de derechos de autor y regalías por parte de YouTube, Billboard expuso que la empresa tiene un sistema lleno de errores" y "maduro para el abuso".

Lo anterior ha provocado que la mitad de las 20 pistas principales en el Billboard Hot 100 se encuentren en conflicto por disputas entre escritores, editores y otros actores por saber cuánto se les debe.