Emprendedores

Traduciendo Business

Un emprendedor que ante la barrera del idioma para hacer negocios en elextranjero ahora franquicia servicios de traducción
Traduciendo Business
Crédito: Depositphotos.com

Arturo Vela Galindo, hasta hace algún tiempo gerente regional para Coahuila y Tamaulipas de uno de los bancos más grandes de México, hoy es un empresario. Su actual empresa resuelve el problema al que él mismo se enfrentó en sus primeros pasos como emprendedor, cuando intentó iniciarse en el negocio de la exportación-importación: la barrera del idioma.

De la necesidad al negocio

Desde 1994 surgió en Vela la inquietud por emprender. Mientras trabajaba para el banco, sus ganas por abrir un negocio y convertirse en su propio jefe crecían cada vez más. Lo más difícil para este emprendedor fue tomar la decisión de renunciar pues cada vez que estaba a punto de hacerlo resurgían en su pensamiento la estabilidad, los bonos, las comisiones y las vacaciones, entre otros de los beneficios que gozaba al ser empleado de alguien más. En varias ocasiones había resuelto no independizarse sino hasta que tuviera más capital pero un día se dio cuenta que si pretendía reunir una cantidad que le infundiera seguridad, nunca saltaría al escenario.

"Una vez que se decide emprender de verdad se siente una gran emoción y mucha adrenalina. Es un sentimiento más fuerte y duradero de seguir ahorrando para hacerlo", dice Vela.

Después de analizar qué negocio abrir pero sin perder de vista su inquietud por operar una comercializadora, Vela decidió entrar en el negocio de importación y exportación entre México,Turquía, Alemania y Grecia.

Las cosas marchaban bien sin embargo, pronto se presentó el primer problema: el idioma. Vela tenía grandes dificultades por la falta de traductores profesionales que se encargaran de poner en la lengua de sus clientes los contratos, cotizaciones, propuestas, etc. No obstante, más que un problema que podría echar abajo la comercializadora de Vela, se convirtió en la idea para iniciar una nueva empresa.

En busca de la oportunidad

En el momento en que Vela buscaba traductores profesionales se topó con Eurologos Group, una franquicia europea con sede en Bélgica, especializada en traducciones de todo tipo. Los servicios de la franquicia se enfocan en clientes de cualquier talla que estén interesados en hacer traducciones en el lugar donde se habla el idioma, respetando modismos y terminología.

Vela recuerda que durante la negociación para convencer a los franquiciantes belgas de que le otorgaran la representación en México se enfrentó a varios problemas, como la cultura, la forma de negociar e incluso la desconfianza que mostraron los europeos por la juventud de este emprendedor.

Comenta que la principal arma que le valió ganar el proyecto después de varias citas, correos y llamadas, fue haber presentado un plan de negocios con puntos y metas definidas, apoyado por la investigación del mercado y la forma en que opera la misma franquicia.Hoy Arturo Vela maneja la franquicia maestra para México en la que ha invertido alrededor de 70 mil dólares.

Este es el principio pues como dice Arturo, usará esta franquicia como punta de lanza para emprender otros negocios relacionados con la comercialización, importación-exportación, mercadotecnia y logística internacional, por ejemplo.

Después del recorrido

Algunas enseñanzas que esta odisea le dejaron a Arturo y que quiere transmitir a otros emprendedores son:

* Tener un plan de negocios.

* Siempre hacer un plan de trabajo para un año, teniendo bien claros los objetivos a cinco y diez años por lo menos.

* Buscar un negocio que sea novedoso y atender un nicho de mercado específico.

* Tener capital por lo menos para sobrevivir seis meses en lo que arranca el negocio.

* Tener una red de contactos.

Contacto:

Eurologos-Monterrey, Av. San Pedro 245 Loc. 15 Col. Miravalle 64660, San PedroGarza García N.L.

Tel. (8) 378-0813, fax (8) 378-0814

eurologos@webtelmex.net.mx

http://www.eurologos.com