Marketing

Una flor de tu jardín

Una flor de tu jardín
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Una flor de tu jardín Una flor de tu jardín Por dónde empezar Cuidado con la presunción ¿Dónde hay necesidad?

Una flor de tu jardín

Apoya a tu comunidad y consolida, al mismo tiempo, la imagen institucionalde tu negocio

Por Rodolfo Urdiain

Destinar un porcentaje de tus ventas a alguna institución de asistenciaprivada, integrarte a un sistema de voluntariado u organizar campañas demejora colectiva, son formas de contribuir a la comunidad y de crear unasólida imagen institucional. Es una opción para hacer publicidadal tiempo que ayudas a los demás. Un verdadero esquema de ganar-ganar.

Anímate a apoyar y lograr más ventas a través de serviciosa la comunidad: más de una persona preferirá adquirir un productocuando sepa que al comprarlo también está entregando un beneficioa otras personas.

Por dónde empezar

Estas acciones se llevan a cabo básicamente a través de lossiguientes dos esquemas. En cualquiera, se otorgará un porcentaje delprecio de venta a una institución de asistencia privada o unaorganización similar.

Patrocinios. El fin de que el público relacione tu marca con susespacios cotidianos Puedes buscar una causa colectiva afín a tu negocio.Por ejemplo, una empresa de jardinería podría gestionar ante sudelegación o municipio el arreglo y mantenimiento de un camellón,jardín o parque. Lo que tiene que pedir a cambio es un letrero en el quese indique que esa empresa patrocina la causa. Existen varias formas en las quepuedes participar: la remodelación de una escuela, o entregaralgún apoyo económico o en materiales para un concurso entre losestudiantes. De esta manera no solamente contribuirías para bien, sinoque además estarías posicionándote en las preferencias detus futuros consumidores.

Donativos. Ya sean en efectivo o en especie, los donativostambién son una forma de ayudar y de darte a conocer. Los apoyosmateriales son de gran ayuda para la comunidad, pero también es muyimportante que canalices tu trabajo a las causas comunes. Pero si tu empresaque no cuenta con los suficientes recursos para llevar a cabo un patrocinio oun donativo, bien puedes contribuir con trabajo. Tu participación eneste tipo de acciones es tan importante como el dinero. Podríasorganizar, por ejemplo, que tú y tus empleados se ofrezcan comovoluntarios, impartan clases de primeros auxilios en una escuela, o bien acudanuna vez al mes a leer a grupos de ancianos.

Una de las características de los emprendedores es compartir elliderazgo; esta habilidad puede servir no sólo a tu negocio,también a la sociedad.

Cuidado con la presunción

Echar mano de estas herramientas puede generar un poco de incomodidad puesimplican un beneficio para la empresa, una promoción para su imageninstitucional, y también manejan elementos emocionales pues tocan fibrassensibles.

Debes ser sumamente cuidadoso al manejar este tipo de acciones. Ponatención en que en ningún momento suenen a presunción.Además, es indispensable que cumplas lo que prometes y que el tipo deapoyo que otorgues sea transparente. Una acción mal ejecutada o unengaño en este sentido podría traducirse en una granpérdida de clientela y una reputación muy negativa para tuempresa.

Cuando piense en publicidad, considera que ayudar a tu comunidad es unaherramienta doblemente valiosa y que no necesariamente implica un fuertedesembolso.

¿Dónde hay necesidad?

Para realizar un plan de apoyo a la comunidad como primer paso identificacuáles son las preocupaciones que atañen a tu entorno. Elsiguiente autosondeo podría ayudarte a identificar los objetivos:

* ¿Que es lo que más me preocupa de mi colonia?

* ¿Sé de algún negocio que realice servicios a estacomunidad?

* ¿Qué servicio a la comunidad me gustaría que apoyaran losnegocios de mi colonia?

* ¿De qué manera me gustaría enterarme si algúnnegocio de esta colonia apoya a mi comunidad?

Y la pregunta obligada: si te enteraras que algún negocio apoya a lacomunidad, ¿empezarías a comprar en ese establecimiento, oseguiría con el mismo?