Recursos Humanos

Fondo del BID: remesas a América Latina y el Caribe se desaceleran

Emigrados enviaron unos US$ 66.500 millones a la región en el 2007, el aumento fue de dos dígitos.
Fondo del BID: remesas a América Latina y el Caribe se desaceleran
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Emigrados de América Latina y el Caribe enviaron unos US$66.500 millones a sus países de origen en el 2007, alrededor de 7% más que el año anterior, según estimaciones presentadas hoy por el Fondo Multilateral de Inversiones (FOMIN) del Banco Interamericano de Desarrollo.

"Esta es la primera vez desde que comenzamos a estudiar las remesas en el año 2000 que no hemos registrado un aumento de dos dígitos", señaló el gerente del FOMIN, Donald F. Terry.

"Esto se explica mayormente porque los dos principales destinatarios de las remesas en la región, México y Brasil, no siguieron las tendencias pasadas".

Las remesas a México apenas crecieron 1% en el 2007 a unos US$24.000 millones. Las transferencias de dinero a Brasil bajaron 4% a unos US$7.100 millones el año pasado.

Según Terry, la desaceleración de los flujos de remesas a estos dos países se debe a distintas causas. En el caso de México, los emigrados estarían menos dispuestos a enviar dinero a su patria que en el pasado por temor a la aplicación más estricta de las leyes de inmigración y la debilidad de la economía de los Estados Unidos.

En el caso de Brasil, los incentivos para enviar dinero desde los Estados Unidos han caído para los emigrados brasileños, dadas las crecientes oportunidades económicas en su país de origen y el fortalecimiento de la moneda brasileña contra la moneda estadounidense (el real se ha revaluado 24% contra el dólar en los últimos 12 meses).

En contraste, las remesas a países en el istmo centroamericano se incrementaron 11% el año pasado para llegar a unos US$12.400 millones. Las transferencias a países andinos aumentaron 5% a unos US$11.600 millones.

Las remesas son una fuente de ingresos clave para muchos países en vías de desarrollo. En Guyana representan 43% del productor bruto interno, en Haití 35%, en Honduras 25% y en El Salvador y Jamaica, 18%.

Acerca de la reciente caída de las remesas a México (bajaron 6% en enero del 2007 en comparación con el mismo mes del 2006) Terry dijo que no podía predecir si se afianzará una tendencia a la baja o si se repetirá en otros países, particularmente en América Central.

"Aún no tenemos certeza sobre si se trata de un cambio de corto plazo o el comienzo de una nueva dirección", agregó. "Pero si se confirma la tendencia, millones caerán en la pobreza".

La mayor parte del dinero enviado por los emigrados se destina a gastos corrientes como alimentación, ropa, vivienda y medicinas. Casi tres cuartas partes del dinero enviado por emigrados a América Latina y el Caribe salen de los Estados Unidos. España y Japón también son fuentes importantes de remesas a la región.

El FOMIN, un fondo autónomo administrado por el BID, comenzó a estudiar estos flujos para analizar su verdadera magnitud e impacto económico. El fondo también ha alentado la competencia entre proveedores de servicios, quienes en años recientes han reducido notablemente las tarifas para las transferencias de dinero a la región.