Plan de Negocios

Cómo medir el progreso de la empresa mediante el plan de negocios

Tienes una idea, la convertiste en una plan de negocios luego de invertir mucho tiempo y dedicación, conseguiste financiamiento gracias a tu estructurado proyecto y echaste a andar tu empresa. Ahora, en la práctica, es necesario ir midiendo tus avances. Aquí te enseñamos como hacerlo con la misma herramienta que inicio tu negocio.
Cómo medir el progreso de la empresa mediante el plan de negocios
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Todo buen emprendedor debe saber que el progreso se hace cada día, con cada triunfo y aún con cada fracaso. Los logros van llegando poco a poco y van perfilando el rumbo de la empresa.

Bajo esta premisa, es necesario entender que no basta con que luego de que una idea genial de negocio haya surgido en tu mente le des forma a través de un proyecto. Como todos saben, ese proyecto debes ejecutarlo y encontrar financiamiento a través de muchas herramientas, entre ellas el mentado "bussines plan".

Pero hay algo aún que no todos recuerdan y practican. El plan de negocios, misma herramienta que utilizaste para ordenar tu proyecto, analizando muchos puntos esenciales y que te permitió presentar tu nuevo negocio a los inversionistas para convencerlos de la excelente idea que es financiar tu emprendimiento, también es una útil herramienta para medir de forma periódica el progreso de tu actual empresa.

Sigue estas cuatro recomendaciones para conseguir que esta herramienta te permita medir el avance de tu negocio.

1. Planea revisiones periódicas del negocio.

Muchos factores que afectan tu negocio están relacionados con un ciclo anual. Para asegurarte que tu plan de negocios continúe siendo de ayuda, revísalo y ponlo al día anualmente. Separa tiempo al comienzo del año, del año fiscal o cuando sea conveniente para ti.

2. Revisa tus datos para medir el rendimiento del negocio.

Compara los resultados que esperabas con los resultados reales. Como tu plan de negocios proyecta avances de mercadeo, operacionales y financieros, debes analizar detenidamente los resultados reales contra las metas y los objetivos que habías establecido en tu plan.

3. Ajusta el plan.

Partes de tu plan de negocios pueden aparecer completas y otras pueden todavía necesitar algún trabajo. Busca maneras de mejorar lo que has hecho hasta ahora. Incorpora en tu plan la experiencia que has ganado hasta ahora como dueño de un negocio. Anticipa los eventos futuros (buenos y malos) que pudieran afectar tu negocio. Toma las acciones necesarias si algunas de las metas que habías planeado no se han cumplido.

4. Recibe ayuda de los demás.

De haber cambiado y puesto al día tu plan de negocios, compártelo con un consejero. Estos te ayudan a los empresarios a crear y revisar planes de negocios.

5. Esfuérzate por operar tu negocio de acuerdo a tu plan de negocios.

Tu plan de negocios es un documento que trabaja para ti, si lo utilizas como recordatorio, tanto para ti como para tus empleados, de tus metas y cómo las puedes lograr. Estés poniendo al día tu plan de negocios por primera vez o por vigésima vez; el respetar tu plan de negocios como un documento dinámico que cambia con el tiempo, es una prueba para ti y los demás de que conoces tu negocio y estás al tanto de lo que se necesita para hacerlo crecer y prosperar.

Encontrarás más estrategias ingeniosas para armar tu negocio, si revisas los siguientes artículos:

Abre tu centro de yoga

Inicia tu agencia de seguridad

Cómo elegir una marca que venda tu proyecto

www.SoyEntrepreneur.com