Emprendedores

Cómo ser un intrapreneur

Innovar y desarrollar tu potencial siendo empleado puede ser tu primer paso para convertirte en emprendedor.
Cómo ser un intrapreneur
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Según datos de la Consulta Mitofsky, uno de cada cinco mexicanos quiere cambiar de trabajo, deseo que se extiende principalmente entre los jóvenes que, disconformes con sus sueldos y tareas o que necesitan mayor independencia, buscan nuevos retos.

Pero no todo se resuelve huyendo de las empresas, debido a que uno de los nuevos caminos para salir de esta situación que provoca gran incomodidad en algunos, se relaciona con la posibilidad de convertirse en un denominado emprendedor interno.

Los emprendedores internos, también conocidos como “intrapreneurs”, buscan poner en marcha ideas de negocio desde dentro de la misma empresa en la que elaboran, pero sin abandonar el barco. Si bien esta opción no es la mejor para quien desea tener un negocio, sí es aprovechable tanto para las empresas que cuentan con este tipo de empleados, como para ti si quieres desarrollarte profesionalmente y explotar tu potencial, aun siendo parte de una organización.

Además, ser un intrapreneur puede ser tu primer paso o una especie de “entrenamiento” para convertirte en emprendedor y echar a andar tú mismo tus propias ideas.  

¿Cuáles son los beneficios?

- Tu compañía te ayuda a utilizar su capital humano y tecnológico para buscar nuevos nichos y oportunidades, lo que incrementa las posibilidades de emprender con éxito. La empresa en la que laboras actualmente puede convertirse en tu escuela, de la cual puedes aprender elementos de administración o de gestión de negocios mediante una organización ya existente. Sin duda, la mejor forma de aprender es practicando y observando.

- La experiencia te permitirá iniciar tus propios negocios, de forma totalmente autónoma, en el futuro. Es importante que busques trabajar en algo que se relacione con tu idea de negocio, así podrás adquirir los conocimientos acerca de esa industria y de la manera de operar.

- Al autor de la idea se le permite invertir el tiempo laboral que necesite en el desarrollo del plan de negocios e incluso se le ofrece coaching. Por eso, si tienes una buena idea para mejorar tu empresa, exprésala y busca implementarla tú mismo. Esto te ayudará a saber qué significa planear y encargarte de un equipo de trabajo, lo cual será básico en tu futura empresa.

- Tienen capacidad de gestión, de definir sus productos y también para lanzarlos al mercado. Fomenta estas cualidades que son parte primordial de tu labor como empresario.

- Generalmente son personas innovadoras que buscan cambiar la manera en la que se hacen las cosas. Recuerda que innovar desde tu empleo te ayudará a tener una visión más amplia que, probablemente, sea aplicable también en tu negocio.

- Son activos, persuasivos y carismáticos, por lo que continuamente son reconocidos por sus logros. Por lo tanto, saben tomar iniciativas emprendedoras dentro de la empresa, lo cual, a la larga, puede derivar en el inicio de un nuevo negocio para el cual ya tienen experiencia.