Franquicias

Cómo tener éxito siendo el primer franquiciatario

Ser el primero en adquirir una franquicia tiene ventajas y desventajas. Asegúrate de que tienes el perfil necesario.
Cómo tener éxito siendo el primer franquiciatario
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Toda red de franquicias tuvo a su primer franquiciatario. No importa qué nombre le pongamos, esta persona es alguien que está dispuesto a arriesgar su dinero para construir un negocio exitoso.

Y mientras que el éxito es muy importante para el primer franquiciatario, es algo imprescindible para la empresa franquiciada. Su crecimiento futuro dependerá, en buena parte, en la validación de los resultados obtenidos por el primer franquiciatario.

Como primer franquiciatario, debes ser un tipo especial de persona. Debes tener un perfil de riesgo mucho mayor que el de un inversor común. Debes ser claro y valiente, y estar dispuesto a enfrentarte a situaciones difíciles, donde los cambios y la adaptación son básicos para el desarrollo del negocio. El primer franquiciatario es, por lo general, un auténtico emprendedor y un socio cercano de la franquicia, mucho más que los siguientes franquiciatarios.

Ser el primer franquiciatario es comparable a ser el hijo primogénito. Lo bueno de ser el primero es tener toda la atención. Lo más retador es que el primogénito debe ‘romper el hielo’ en cualquier asunto. Esto les facilita mucho la labor a los siguientes hijos, pero es un verdadero dolor de cabeza para los primerizos. En realidad, ellos son los que ‘entrenan’ a los padres a ser razonables y a tener expectativas realistas. Y es esta misma dinámica la que existe entre una franquicia y su primer franquiciante.

Existen tres secretos que te ayudarán a ser exitoso como franquiciatario:

1. Sé la persona adecuada
Es esencial, tanto para ti como para la franquicia, el entender cuál es el rol que debe desempeñar el primer franquiciatario. El primer franquiciatario es una persona que se siente cómodo con la incertidumbre de ser el pionero en un sistema. Las buenas noticias es que recibirás soporte extra por parte del franquiciante y su equipo. Las malas noticias es que vas a representar un ambiente de aprendizaje para la franquicia. Lo importante es que debes aceptar este rol.

2. Ten expectativas realistas
No importa qué tan bien haya funcionado el prototipo de operaciones de la franquicia, será muy diferente el dirigir la primera unidad franquiciada. No vas a entender por intuición todo sobre el negocio, y tanto tú como el franquiciante, aprenderán al cometer ciertos errores. Es por esto que debe de existir una comunicación abierta y franca acerca de qué áreas del negocio están escritas en piedras, y cuáles involucran probar y aprender conforme se construye el negocio.

3. Logra el trato correcto
La realidad es que el franquiciante te usará como herramienta de aprendizaje. Entonces, los dos lados deben ser razonables sobre quién debe pagar qué en términos de capacitación. Aunque el nivel de soporte otorgado al primer franquiciatario por lo general es mucho más significativo que el de los siguientes franquiciatarios, otros elementos valiosos, como la documentación del sistema no estarán tan bien desarrollados o definidos como lo estarán después. En el momento de negociar el contrato de franquicia u otras consideraciones financieras, debes tener en cuenta estos factores. Tú y el franquiciante deben sentir que el trato es justo.

Puedes recibir gran reconocimiento en el avance del sistema de franquicias como primer franquiciatario, pero también hay muchas desventajas. Por ejemplo, no tendrás la experiencia de otro franquiciatario para consultar. Tendrás mucho soporte y asistencia, pero ese mismo soporte no será probado en alguien más, y tampoco existe el caso de franquiciatarios exitosos de la marca, por lo que los riesgos son sin duda mayores.

Por ello, si estás pensando en convertirte en el primer franquiciatario de una marca, debes considerar a detalle acerca de los tratos especiales y de las responsabilidades de este papel, y debes estar seguro de tener las características para lograrlo.