Marketing

6 claves del marketing de contenidos

Para conquistar a la audiencia con tu historia necesitas ofrecer información útil para sus vidas y dejar a un lado los mensajes publicitarios.
6 claves del marketing de contenidos
Crédito: Depositphotos.com

Sé honesto contigo mismo: ¿Por qué a los clientes y prospectos debería importarles lo que tienes que decir? A todos lados donde tus consumidores volteen, están bombardeados por mensajes publicitarios. En lugar de contribuir al ruido, ofrece algo útil. Sé su fuente de información. Este tipo de storytelling de calidad puede funcionar como una especie de esteroides para tu posicionamiento web y en redes sociales.

Habiendo dicho eso, muy pocos negocios tienen las habilidades y la capacitación para crear un programa de marketing de contenidos y cumplir constantemente esa promesa. ¿Y entonces cómo creas contenido que mueva a tus clientes y prospectos a la acción, aun siendo una pequeña empresa?

Te compartimos seis principios que deben ser el corazón de tu estrategia de marketing de contenidos:

1. Satisface una necesidad. Tu contenido debe responder una pregunta o una necesidad insatisfecha de tu cliente. Necesita ser útil de alguna manera para los consumidores, mucho más allá de lo que puede ofrecer tu producto o servicio. En algunos casos podría rellenar una necesidad emocional (tomemos las campañas de Coca-Cola y de Red Bull como ejemplos).

2. Mantente consistente. La gran marca de un gran editor es la consistencia. Ya sea que te suscribas a una revista mensual o a un newsletter diario, el contenido siempre se entrega a tiempo y como es esperado. Aquí es donde muchas empresas fracasan. Cualquiera que sea tu compromiso en tu marketing de contenidos, recuerda que ser consistente es básico.

3. Sé humano. Encuentra tu voz. El beneficio de no ser una entidad periodística es que no tienes a nadie que te detenga de ser tú. Encuentra tu voz y compártela. Si la historia de tu empresa es humorística, cuéntala así. Si es un tanto sarcástica, también está bien. La idea es que seas auténtico.

4. Ten un punto de vista. No es contenido de enciclopedia ni estás entregando una tarea de historia. Así que no tengas miedo de tomar una postura en temas que puedan posicionarte a ti y a tu empresa como expertos de la industria.

5. Aléjate de la jerga de ventas. En mi empresa, cuando creamos contenido sobre nuestros propios productos o servicios, sólo conseguimos el 25 por ciento de las páginas vistas y de compartidos que recibimos a comparación de un post educacional. Conforme más hablas de tu marca, menos personas compartirán tu historia. Así de simple.

6. Sé el mejor. Aunque no puedas llegar inmediatamente a ello, tu meta debe ser que tu contenido sea el mejor. Esto significa que lo que distribuyes es lo mejor que está disponible en tu nicho de contenido particular. Sé que puede sonar demasiado simplificado, pero si esperas que tus clientes usen su tiempo en tu contenido, debes entregarles gran valor.