Recursos Humanos

Recluta un buen equipo para tus redes sociales

Hay ciertas características que debes conocer para que los encargados de las plataformas sociales manejen tus cuentas de manera óptima.
Recluta un buen equipo para tus redes sociales
Crédito: Depositphotos.com

Los equipos de redes sociales pueden ir desde una persona hasta cientos de empleados. Pueden ser parte del área de marketing, relaciones públicas o de un grupo específico contratado exclusivamente para manejar las redes. A pesar de la estructura, alguien necesita encabezar el equipo y hacerse cargo de esto.

El nivel de responsabilidad de tu gerente de redes sociales dependerá de qué tanta experiencia tenga con las plataformas, el tamaño de su equipo y el alcance de la empresa. Obviamente una persona tiene una gran carga, así que sería inteligente limitar el número de redes que puedes cubrir para que tu gerente pueda responder inmediatamente a las publicaciones. Si no tienes el presupuesto o la mano de obra para estar en diferentes plataformas, quédate con la mejor o mejores de tu lista, las que se adapten a tus necesidades y sean más utilizadas por tu público objetivo.

Necesitas seleccionar a las personas correctas para las tareas adecuadas y entrenarlas. La gente que quiera trabajar en redes sociales debe estar lista, dispuesta y entusiasmada por aprender sobre tu negocio, productos y servicios. Necesitarán absorber mucha información respecto a la compañía y ser buenos escuchando. Mientras estén en tus plataformas, la identidad de los medios sociales de cada miembro del equipo debe ser la de su negocio y la marca. Necesitas asegurarte de que tus seguidores, fans y clientes estén felices.

Tu equipo soñado debe incluir:

Gente conocedora de los medios sociales. Debes buscar personas que estén a gusto en por lo menos una red social o de preferencia más. Todos proclaman ser “expertos” porque pasan tiempo en Facebook, así que realiza preguntas sobre su uso así como qué harían en ciertos casos.

Puedes darte cuenta bastante rápido si alguien sabe sobre las redes o si lo está inventado mientras habla.

Por ejemplo, si preguntas a un candidato lo que piensa de la nueva (y ficticia) red social “Fourblog” y miente diciendo que está creciendo muy rápido, sabes que no está siendo honesto.

Miembros del equipo expertos. Asegúrate de que todos conozcan lo que hace tu empresa, sus productos y servicios, así como la marca que están tratando de promover. Si no saben la respuesta a la pregunta de un cliente, asegúrate de que sepan dónde encontrarla rápidamente. Nada es peor que dar a la gente respuestas erróneas o no responderles.

La gente correcta en las posiciones adecuadas. La paciencia y la habilidad para mantenerse calmado hasta en situaciones donde el cliente es difícil, odioso o simplemente grosero, son atributos importantes si vas a manejar el servicio al consumidor.

Las personas que no están cómodas participando sobre una base constante, pero que tienen habilidades de diseño, pueden ser maravillosas para la apariencia de las páginas y la elección de las mejores imágenes. Usa esas habilidades para que la gente trabaje de manera correcta.

La gente correcta en la plataforma correcta. Tu Twitter necesita personas que piensen rápido y respondan con rapidez, ya que esta red es una conversación constante. Los representantes de Facebook tienen un poco más de tiempo para responder, así que pueden ser mejores para investigar y dar respuestas detalladas. Si alguien es más orientado visualmente y es el mejor en la producción de video, ponlo en tu plataforma de YouTube.

Interacción y consistencia. Tienes una marca y una voz en las redes sociales para presentarla. Algunos negocios no son tan intensos, otros enfatizan su cultura e historia, algunos son modernos, otros más elegantes o refinados.

La marca y su voz necesitan estar en sincronía y ser consistentes en todas las plataformas. Por eso mismo, los miembros de tu equipo deben interactuar unos con otros para asegurarse de que todos están en la misma página.

Tener juntas para informar a todos sobre las últimas noticias y actividades es también vital para que los seguidores obtengan en mismo mensaje de cada plataforma.

Pensamiento “fuera de la caja” dentro de la caja. Tu estilo y mensaje se engloban en tu marca. Pero dentro de la marca, no quieres que todos estén diciendo y haciendo la misma cosa, leyendo de guiones o poniendo las mismas publicaciones como robots. Ayuda a la gente a ser más creativa, piensa fuera de la caja para que se te ocurran nuevas e innovadoras soluciones dentro de los parámetros de la marca.

Gente que se ayuda una a la otra. En lugar de arrojar empleados al asador, haz que se unan en equipos y trabajen con personas más experimentadas que los ayuden a decidir qué publicar y cómo responder antes de que lo hagan ellos solos. Motívalos a aprender de los otros y a preguntar.

Un equipo que conozca y siga tus mejores prácticas. Tal vez ya tengas soluciones de trabajo establecidas que han servido con los clientes. Asegúrate de que tu equipo conozca la manera en la que las cosas han tenido éxito en el pasado para que puedas utilizarlas cuando sea necesario, ya que muchos problemas y preguntas de clientes pueden repetirse.

Preocupación y entusiasmo. ¿Quieres un equipo que le guste lo que hace y que le importe la gente con la que se involucra? La meta de las redes sociales es el compromiso y quieres que todos tengan una experiencia positiva al tratar con tu negocio y tu marca. La preocupación y el entusiasmo crea una experiencia positiva, especialmente cuando alguien en tu equipo va más allá por un cliente o consumidor potencial.