Emprendedores

Survmetrics: 8 lecciones de Silicon Valley

En Campus Party 2015, Ramón Escobar, cofundador de Survmetrics, compartió las bases del éxito de su negocio.

Para alcanzar sus objetivos, cada proyecto recorre un camino diferente. Sin embargo, hay dos cosas que todos los negocios exitosos tienen en común: parten de una idea diferenciadora y crecen y se consolidan como resultado de una estrategia sólida de negocios, y no de la casualidad.

Tal es el caso de Survmetrics, una plataforma para realizar encuestas en línea. Esta compañía fue fundada en 2013 por dos mexicanos nacidos en Tamaulipas, quienes decidieron salir de la comodidad de casa para viajar a Silicon Valley, y hoy día está fuertemente posicionada en el mercado norteamericano. Entre sus clientes más destacados se encuentran Fox, HP y Facebook.

En el marco de Campus Party 2015, Ramón Escobar, cofundador de la compañía, compartió algunas claves que hicieron que su compañía pasara de ser una idea novedosa a un negocio de carne y hueso.

1. Arma tu equipo

Puede sonar trillado, pero eso no lo vuelve menos cierto: escoge con cuidado a tus compañeros de negocio. “Si todo marcha conforme lo planeado, con ellos pasarás los siguientes cinco, ocho o diez años de tu vida”, explica el emprendedor.

“Los mejores lugares para encontrar un buen socio son las universidades (¿dónde crees que se conocieron los creadores de Facebook?). Asimismo, mantén los ojos bien abiertos en tu trabajo: muchas empresas se han gestado en el seno de otras compañías, y han salido de ellas para “independizarse”. Por último: acude a cuantos eventos puedas para realizar networking. ¡Ahí podrías encontrar a tu socio ideal o al inversionista que tanto has buscado!

“Una vez que hayas conformado tu equipo, toma en cuenta estos 3 consejos clave: tomen decisiones juntos, den prioridad a la organización y sean tolerantes”, comparte el experto.

2. Valida tu idea" 

Dejar tu trabajo es dar un gran paso. “Significa que dejarás de recibir un ingreso fijo, apostarás por algo nuevo. Es renunciar a la comodidad para ingresar a una zona de peligro”, admite Escobar. Por eso, antes de apostarlo todo, sugiere validar tu idea de negocio para asegurarse de u viabilidad.

¿Es escalable tu negocio? “No tengas miedo de salir a explicar en qué consiste y preguntar a las personas si lo comprarían. Si consigues 10 clientes, podrás conseguir 100. Cuando alguien te dice ‘dónde lo pago’, ya la hiciste”. Valida tu idea de negocio con tus amigos, compañeros de trabajo, conocidos… Conforma una lista de early adopters, una base de usuarios que valide tu producto o servicio, te dé retroalimentación y te ayude a recomendarlo.

3. Mira más allá

Al conformar tu negocio, busca cumplir con las tres “F’s”: que sea fácil de usar, fácil de escalar y fácil de vender. Pero no sólo eso: “crea algo que sea por lo menos 10 veces mejor que lo que ya está en el mercado”, explica Escobar.

En el ecosistema emprendedor, a esta cualidad de ir un paso más allá se le denomina “innovación incremental”. Al crear un algoritmo más eficiente que el de Microsoft y Yahoo!, Google se posicionó como el principal buscador de internet del mundo. “Quizá tu innovación cueste más que lo que ya está en el mercado, pero si realmente resuelve una necesidad, como el ahorro de tiempo, los usuarios lo pagarán”.

Survmetrics, la empresa fundada por Ramón Escobar y Bernardo Nishikawa.

4. Prueba, evalúa y cambia

El ambiente es dinámico, se encuentra en un cambio constante. Esto significa que tu proyecto requerirá ciertos ajustes, por lo que es importante que te mantengas flexible. “La única forma de ser competitivo es entender hacia dónde vas con tu negocio. Pero esto no descarta hacer cambios pequeños en el proceso, que te permiten ajustarte al mercado y ser más óptimo”, comparte el emprendedor.

Conoce a tu cliente; comprende su perspectiva, colecta feedback, pregunta en redes sociales y aprovecha las herramientas digitales como Google Analylitcs y Mixpanel, que pueden arrojan datos importantes sobre tu negocio. Evalúa esta información y no demores en hacer los cambios pertinentes. 

5. Planea en grande, pero comienza desde abajo

Survmetrics comenzó como una idea de dos amigos que vivían en Ciudad Victoria, Tamaulipas. “Para financiar nuestro negocio se nos ocurrió contactar a una inversionista que buscaba una startup para invertir dos millones de pesos. Acudimos a entrevista con ella, y a los dos minutos de presentarle nuestro proyecto, dio por terminada la sesión”, comparte Escobar. Ciertamente, con las ventas que tenían en ese momento, no estaban listos para dar ese gran paso. Pero tenían la convicción de darlo pronto.

A los dos años se mudaron al D.F. y desarrollaron una idea escalable. Después viajaron a Silicon Valley para aprender todo lo que pudieran y finalmente llegaron a Mountain View, California, donde establecieron su empresa.

“Ninguna gran empresa arranca a nivel global: todas se construyen desde abajo. Si quieres llegar lejos, empieza por atacar un nicho muy específico”. En su origen, Facebook ofrecía membresías limitadas a los estudiantes de la universidad de Harvard. Después se expandió al resto de universidades de Boston, las universidades de la Ivy League y Stanford… y el resto es historia. “Si tu proyecto es bueno, la gente empezará a hablar de él, y solo escalará”.

6. Conoce tu negocio

Suena lógico, ¿verdad? Además de que es indispensable para tomar las decisiones acertadas, conocer a profundidad tu negocio te permitirá encontrar los socios, clientes e inversionistas adecuados. “Apréndete los números, domina las estadísticas de tu industria. Ten siempre esa información en la mente y crea una historia. Así, cuando platiques con la gente, generarás confianza y podrás vender tu negocio”, sugiere el experto.

7. Nunca dejes de aprender

Por supuesto, dominar tu nicho y tu negocio no quiere decir que ya lo sepas todo. Una de las grandes cualidades de todo emprendedor exitoso es mantenerse abierto al aprendizaje sin importar qué tanto camino se hay recorrido.

“El entorno cambia cada vez más rápido, por lo que hay que actualizarse. No dejes de tener mentores, toma cursos en línea, platica con colegas”. Si permaneces estático, por más talentoso que seas, tus competidores te devorarán.

8. Trabaja duro y diviértete

Levantar un negocio requiere trabajar duro, sacrificar comodidades y horas de descanso. Por eso, busca un negocio que te apasione y te divierta. Así, el camino al éxito no será tan pesado.