Consultoría

Cómo escoger un vino para una cena de negocios

¿Qué debes tomar en cuenta a la hora de elegir una botella de vino para conmemorar un evento importante?
Cómo escoger un vino para una cena de negocios
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Quizá acabas de poner los cimientos de tu negocio, o tal vez cerraste un trato importante. Sea cual sea el caso, se trata de una ocasión especial que vale la pena festejar con una buena botella de vino.

Con frecuencia, las personas se preguntan qué deben tomar en cuenta a la hora de elegir una botella de vino para conmemorar un evento importante. Y es que, en la actualidad, las opciones son tan diversas que cada vez se vuelve más difícil saber por cuál decantarnos.

¿Cómo saber qué vino elegir según la ocasión?

1. Champaña

Cuando cierres un trato importante o conmemores un gran evento, ésta es, sin duda, la mejor elección. Y es que la champaña lo tiene todo: seriedad, elegancia y la cantidad perfecta de burbujas para celebrar un gran logro. Eso sí: una vez abierta, deberás consumir toda la botella (dicen que no hacerlo es presagio de mala suerte). Para brindar, la mejor opción es el Brut Nature, una variedad muy seca.

2. Oporto

Producido en el valle de Douro, en las provincias norteñas de Portugal, este vino tinto es aromático y dulce, por lo que se suele acompañar con los postres. Dura para siempre y mejora con la edad. Y la ventaja más grande: una vez que lo abres, puedes dejarlo abierto durante varios meses y disfrutar un poco cada noche. No hay necesidad de terminarlo todo en una sola sentada.

3. Botellas grandes

Para una ocasión especial, busca una botella grande: es más especial, y, además, se produce de manera más artesanal. Las botellas grandes envejecen más lentamente y suelen desarrollar más complejidad y matices que las botellas pequeñas.

Prueba cambiar la clásica botella de 750 ml por una de 1.5 litros. Considera los vinos de Burdeos, Borgoña, Italia y algunas regiones de Estados Unidos.

4. Botellas con tu logo

Hoy día, en un sinfín de lugares puedes imprimir una etiqueta para vino con el logotipo de tu empresa. Si tendrás un evento importante, como una cena de aniversario con tus empleados, considera personalizar tus etiquetas para hacer que la ocasión sea aún más especial. ¡Además podrán servirte de recuerdo!

5. Vino añejo

Si vas a tener una cena realmente importante, en la cual celebres un aniversario o el cierre de un trato, invierte en una botella que tenga de 5 a 10 años –o tal vez más– de añejamiento. Con un precio más alto, estos vinos madurados en barricas de roble se distinguen por su gran calidad y profundo sabor a frutos o especias.

Si vas a un restaurante…

Evita tomar el camino fácil. Aléjate de las variedades conocidas, como Cabernet Sauvignon, Pinot Noir y Chardonnay: todo el mundo las conoce, y por ende, conoce sus precios. Es cierto que estos vinos son agradables para cualquier paladar, pero también lo es que difícilmente impresionarán a tus clientes o socios.

Ve por lo desconocido. Aléjate de regiones como California, Burdeos o Borgoña: prefiere un vino Rieslings alemán, un Pinot Grigio italiano, un tempranillo español, un vino africano… Si nadie lo ha probado, pueden aprovechar para criticarlo en conjunto. Éste podría ser un gran tema de conversación.

No temas pedir ayuda. Todos los restaurantes elegantes cuentan con un sommelier, así que si no tienes ni idea de qué vino pedir para maridar la cena, pide que vaya a su mesa para recomendarles uno en persona. Para que el sommelier sepa cuál es tu rango de precio, toma la carta enfrente de él y apunta de manera discreta un precio. Dile que estás buscando algo en ese rango, entenderá inmediatamente.

Una opción es pedir algo que nunca haya probado nadie en la mesa; entonces la cata de vino se volverá una aventura en sí, y una gran manera de romper el hielo. Mejor aún: todos aprenderán algo nuevo, y se irán de esa cena con el sabor de un vino que les recordará su cena contigo.