Mundial Rusia 2018

¿Cómo afrontar el reto del juego México Vs. Brasil (y los que vengan) en las oficinas?

De acuerdo con una encuesta hecha por Mercer, 86% de las empresas nacionales permitirá que sus empleados vea el Mundial; de este porcentaje el 80% sólo podrá ver los encuentros del Tri y el 20% todos los partidos. La vida empresarial se encamina hacia políticas más flexibles.
¿Cómo afrontar el reto del juego México Vs. Brasil (y los que vengan) en las oficinas?
Crédito: Depositphotos.com
7 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Si bien hasta el momento dos de los partidos de México en el Mundial de Rusia 2018 han tenido lugar en fin de semana, su encuentro contra Suecia será el miércoles 27 a las 9:00 horas, lo cual significa que será en pleno horario laboral. Al respecto las empresas han tomado medidas e implementado políticas a su interior para determinar si sus empleados podían ver éste u otros partidos de la Copa del Mundo.

De acuerdo con una encuesta realizada por la consultora líder en Recursos Humanos,  Mercer, 86% de las empresas nacionales permitirá que su gente vea el Mundial. De ese porcentaje, el 80% sólo podrá ver los juegos de México y el restante 20% los demás partidos.

Después del sólido debut de México ante Alemania y su victoria sobre Corea del Sur, hay posibilidades de que el equipo azteca trascienda la fase de grupos, por lo que 21% de las empresas mantendrá las políticas de convivencia; organizará desayunos, comidas, quinielas o rifas de jerseys en las siguientes etapas.

Esto tiene una razón de ser desde el punto de vista de la comunicación organizacional y los recursos humanos. “Si la gente se siente restringida o no tiene el permiso para ver ese tipo de juegos, van a buscar la manera de verlo. Aunque la empresa tenga bloqueadas redes sociales o ciertas páginas de internet en sus corporativos, puede utilizar su propio celular y desde ahí conectarse y ver cualquier enlace; eso genera una disminución de la productividad y la concentración”, comentó Irma Tapia, especialista en Comunicación Interna y catedrática de la Universidad Panamericana.

La Encuesta Mundialista también arrojó que de las organizaciones que ofrecerán tiempo libre a sus empleados para ver los encuentros, el 94% lo hará dentro de sus instalaciones, donde se adecuará algún espacio para fomentar la convivencia entre los miembros, ya sea en la cafetería, comedor, sala de juntas o el auditorio, entre otros.

La especialista considera que éstas son políticas que pueden acarrear muchos beneficios para la empresa y no necesitan de presupuestos mayúsculos para implementarse, porque, como indica la encuesta, pueden organizarse convivencias en el comedor de empleados o promover algún código de vestimenta, de forma que no se necesita una gran inversión.

Por otro lado, los resultados del estudio de Mercer indicaron que el 14% de las compañías ofrecerá un horario flexible, 3% trabajará el viernes hasta medio día y el 1% permitirá que su gente labore desde la comodidad de su hogar con la finalidad de ver Rusia 2018.

“Este tipo de iniciativas son un claro ejemplo de que comprender los intereses de los empleados permitirá mantener el compromiso de los mismos, ya que al final del día un evento de este tipo puede llegar a ser detonador para temas como ausentismo y/o rotación y a su vez impactar directamente en la productividad, traduciéndose en bajos resultados para el negocio”, señaló Gerardo García Rojas, director de Consultoría en Mercer México en el comunicado oficial.

Tapia opina lo mismo, considera que ser flexibles para que los empleados puedan ver los partidos también impide que se vayan a comer y se tomen dos o hasta tres horas de comida, que inventen enfermedades para faltar a la oficina, que pidan más días de vacaciones de los que tienen en realidad. “Inclusive hay personas que de plano deciden renunciar. He sabido de casos, no solamente de personal sino de proveedores de las empresas que prefieren decir: ‘No te voy a a dar el servicio en un mes porque el compromiso es el Mundial’”.

Hacia una empresa más flexible

Para el directivo de Mercer, una de las cinco macro tendencias que hay que fomentar al interior de las empresas es la flexibilidad permanente. Tapia coindice con esta visión, pues piensa que estamos en una transición para pasar de políticas rigurosas a otras más permisivas que mejoran el ambiente y clima laboral, que no se limitan únicamente a las actividades mundialistas, sino en general ser menos rígidos con los horarios de entrada, promover el home office, tener más consideraciones para colaboradores con hijos o en caso de que tengan alguna emergencia familiar o médica, entre otras. “Es una buena estrategia, sí está dando resultados positivos y yo creo que es el camino hacia que todas las empresas, sean del tamaño que sean, deberían ir”.

Prácticas de este tipo permiten que los empleados se sientan más cómodos en su lugar de trabajo e incluso generen un vínculo con la compañía. “(Éstas) no sólo tienen que preocuparse por generar vínculos estrechos con sus clientes, es hacia todas sus audiencias. Llámense clientes, proveedores y, en este caso, los empleados. ¿Qué es lo que permite generar este tipo de ventajas? Incrementa la imagen positiva de la empresa y si tú tienes a un empleado que se siente acogido de esa manera va a rendir más”, añadió Tapia.

¿Y en el caso de las Pymes?

Usualmente las grandes corporaciones tienen sólidos departamentos de Recursos Humanos y Comunicación Organizacional, así como políticas sobre cómo atajar este tipo de compromisos deportivos. ¿Pero qué ocurre con las pequeñas y medianas empresas donde son menos las manos para sacar el trabajo y tal vez sus responsabilidades laborales les impiden usar su tiempo para ver el futbol?

“Se puede aplicar lo mismo, pero ahí sí habría que tener un poco más de delicadeza. Si tienen que entregar algún pedido, hay que pedirle al colaborador que lo cumpla. En este caso es más sencillo llegar a acuerdos, no como en las grandes corporaciones donde tienes mil, 2 mil, 5 mil empleados. Si son microempresas o empresas medianas es más fácil llegar a un acuerdo: ‘Vamos a hacer esta actividad que no entra en el horario laboral, pero a cambio les pedimos esto’”, agregó la maestra en Comunicación Institucional.

Las Pymes que aún están consolidando su cultura empresarial o afinando este tipo de políticas podrían organizar convivios o torneos, convivencias que sean fuera de las oficinas. Este tipo de empresas pueden fortalecer los vínculos con sus empleados a través de actividades similares que no se interpongan con los horarios laborales.

Algunos consejos rápidos

De acuerdo con Mercer, la consultora líder en Recursos Humanos, otras prácticas que las empresas encuestadas en la Encuesta Mundialista aplicarán para fomentar los vínculos con sus colaboradores serán:   

  • Usar camiseta de la Selección
  • Otorgar snacks y bebidas
  • Quiniela Mundialista
  • Torneos internos de futbol
  • Concursos
  • Obsequiar regalos alusivos al Mundial

Keep Reading

Mexico Desconocido

Homenaje a Toledo: volarán papalotes en la CDMX el 15 de septiembre

El domingo 15 de septiembre realizarán un homenaje a Francisco Toledo en la CDMX. Decenas de papalotes volarán por los cielos para recordarlo.
Nupcias Magazine

Montajes de boda 100 por ciento mexicanos

¡Viva México y sus diseñadores! Talento nacional para tu gran día.
Cine Premiere

Taquilla México: El capítulo histórico de It dentro el género de terror

It: Capítulo 2 se ha convertido en el mejor estreno no-Disney en la taquilla de México y ha entrado en el top 40 histórico de películas más taquilleras.
Altonivel

La Fed atrapada por halcones, palomas y… Donald Trump

FED

Quizás Jerome Powell será recordado como el presidente del Banco de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) que más padeció las presiones ajenas para tomar decisiones, o bien para marcar directrices nítidas durante su gestión.

Conforme pasan los meses y cada que se acerca una reunión de política monetaria del poderoso banco central de Estados Unidos, es más evidente que Powell está atrapado muchas veces entre halcones, palomas y también, por si fuera poco, entre los caprichos o decisiones que quiera imponer quien lo colocó al frente de la Fed, nada más ni nada menos que el presidente de su país, Donald Trump.

El asunto es delicado, como todo lo que tenga que ver con la economía y las finanzas de la nación más poderosa del planeta; Jerome Powell ha logrado sortear hasta ahora las presiones, recientemente en la cumbre de Jackson Hole dijo que haría todo lo posible por evitar la desaceleración económica de su país, en línea con lo que exigía Trump, pero sin referirse a un monto ni fechas concretas en las que podría decidir el organismo a su cargo bajar la tasa de interés, tal como lo exige el inquilino de la Casa Blanca.

Este miércoles, al finalizar la reunión de política monetaria de dos días, los mercados están completamente divididos, y no es casualidad, están así porque hasta ahora las presiones sobre la Fed no dañaban tanto su margen de maniobra, pero ahora cada decisión que tome estará sujeta al escrutinio sobre las razones que pudo tener Powell, sobre todo, en esta reunión en la que no habrá conferencia de prensa posterior al anuncio.

Lee: La Fed se encuentra preocupada por una desaceleración económica

Fed
La Fed está inmersa en un ciclo de alzas trimestrales y volvería a subir el costo del crédito el próximo mes, en el que sería el cuarto incremento de 2018.

Halcones y Palomas presionan

Como sucede en casi todos los bancos centrales del mundo, los halcones y palomas están volcados en defender cada uno sus posturas y con ello presionar al máximo encargado del manejo de la política monetaria, en el caso de la Fed es Jerome Powell. 

También como sabemos, los halcones buscan a toda costa que si bien no se incrementen las tasas de interés, ya que en un escenario como el actual sería absurdo pretender algo así, cuando menos no bajen o no bajen con demasiada velocidad; es sabido que las tasas altas son para los halcones la herramienta ideal para mantener a raya el gasto público y el endeudamiento; las presiones sobre Powell deben ser intensas con el argumento de que Estados Unidos debe acercarse cada vez más a una política económica de equilibrio, eliminando riesgos potenciales, no les falta razón desde un punto de vista ortodoxo económico.

Por su parte, las palomas hacen su labor; como sabemos, su preferencia por una política monetaria expansiva genera presiones para que la Fed baje las tasas, aunque dentro de ellos existen visiones diferentes en cuanto a la velocidad con la que deben bajar los tipos de interés. En los meses recientes ha perdurado la idea de que los recortes deben ser moderados y si es necesario puede hacerse una pausa, para evitar gastar sin estrategia los más de 200 puntos base que tiene la Fed antes de llegar al cero absoluto, el 0%.

Este debate entre halcones y palomas no es algo nuevo, siempre ha existido y existirá, pero hoy es más claro todavía por las condiciones en las que se encuentra la economía global. Si bien Estados Unidos no ha mostrado hasta ahora signos de desaceleración profunda, sí es evidente que la fuerza de crecimiento se ha moderado bastante en los dos años recientes, lo que para algunos es prueba de que se requieren otro tipo de acciones más determinantes por parte de la Fed para darle el impulso necesario al crecimiento. Entre ellos, los que piden hacer algo más, destaca un hombre muy poderoso, quizás el más poderoso de la tierra en estos momentos.

Lee: La Fed recorta sus tasas de interés por primera vez desde 2008

Dólar y tasas de interés


Trump, tras la cabeza de Powell

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no le ha pedido, le ha exigido al titular de la Fed que baje de una vez las tasas de interés en un punto porcentual, es decir 100 puntos base, lo que sería un recorte brutal, para llamarlo de alguna manera. Hasta ahora, Powell ha soportado no solo la exigencia de Trump, sino sus agresiones ya que al no hacerlo ha sido objeto de descalificaciones a su labor, algo que pocas veces había sucedido con un presidente de la Fed.

El temor de algunos es que Powell tenga que ceder a las inmensas presiones provenientes de la Casa Blanca, no es común que suceda; de hecho, hasta ahora no hay evidencias contundentes de algo así. Luego entonces el camino sería su salida prematura, algo que igualmente dañaría a la Fed e inyectaría de incertidumbre a los mercados.

No está claro qué sucederá este miércoles con las tasas de interés en Estados Unidos, lo que sí es un hecho es que Powell ocupa un sitio que pocos envidian no solamente por la dificultad y circunstancias que enfrenta la economía global, sino porque parece dormir con el enemigo.

Lee: Trump quiere estimular la economía de EU y así afectaría a México

More from Entrepreneur

Jason's expertise and experience can help you with storytelling, motivation, and pitching your business to media.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Are you paying too much for business insurance? Do you have critical gaps in your coverage? Trust Entrepreneur to help you find out.

Latest on Entrepreneur