My Queue

There are no Videos in your queue.

Click on the Add to next to any video to save to your queue.

There are no Articles in your queue.

Click on the Add to next to any article to save to your queue.

There are no Podcasts in your queue.

Click on the Add to next to any podcast episode to save to your queue.

You're not following any authors.

Click the Follow button on any author page to keep up with the latest content from your favorite authors.

Columnas

Los 6 problemas más comunes a los que te enfrentarás con tus inversionistas

Antes de levantar capital, POR FAVOR, investiga a qué te comprometes.
Los 6 problemas más comunes a los que te enfrentarás con tus inversionistas
Crédito: Depositphotos.com
8 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Los inversionistas ángeles y administradores de fondos de inversión de capital privado suelen ser tus mejores amigos. Son personas en las que puedes confiar, te respetarán y apoyarán como si fueran tus tíos consentidos de la infancia. Sin embargo, existen personas que no suelen tener los mismos ideales y valores, son tiburones que te acecharán a cada momento y aprovecharán una oportunidad para eliminarte de tu empresa. Por eso es importante que, al momento de entrar a la etapa de levantamiento de inversión para tu startup, lo hagas por medio de organismos reconocidos acompañados de una incubadora o aceleradora acreditada para evitar tragos amargos. 

No solo eso, deberás conocer previamente los seis principales problemas a los que te puedes enfrentar con tu inversionista si sus objetivos no se encuentran alineados con los tuyos.

1) Tomar decisiones solo y sin consultar a tus inversionistas

Debes tener en cuenta que subir nuevas personas al barco o inversionistas a tu empresa significa que ya no serás el dueño único y las decisiones importantes deberán tomarse por medio de un consejo de administración que deberá estar regido bajo un correcto gobierno corporativo. Esta será la mejor forma de organizar y operar la empresa aplicando las mejores prácticas corporativas existentes a nivel mundial. De lo contrario, te enfrentarás a problemas fuertes ante tus inversionistas por tomar decisiones posiblemente equivocadas o que van en contra de los objetivos conjuntos (lo que puede desembocar en problemas legales que no te recomendaría para nada). Así que mi recomendación sería que tomaras un curso de gobierno corporativo, recordando que la formación y por su puesto contratar un buen despacho de abogados en derecho corporativo.    

2) No llevar una administración financiera correcta

Para muchos emprendedores las finanzas suelen ser aburridas y, en algunos casos, poco comprensibles. Sin embargo, es la información más importante de las empresas, ya que estas son las radiografías de los recursos con los que cuentan las organizaciones, y si no se llevan en forma correcta, pueden desencadenar grandes problemas de información al momento de la toma de decisiones (además de problemas legales y fiscales).

Recordemos que una startup está diseñada para crecer rápidamente con la finalidad de convertirse en una empresa tan grande que posiblemente pueda estar cotizando en la bolsa en algunos años, pero al no llevar una adecuada administración financiera, tus inversionistas no podrán conocer la realidad de la empresa, bloqueando el crecimiento de la misma e incluso llegar al cierre. Mi recomendación es tomar un curso de dirección de negocios y finanzas, así como aliarte con consultores contables y financieros quienes te ayudarán a llevar una adecuada práctica corporativa.

3) Involucrarte en otros proyectos fuera de tu startup

Tal vez eres un gran creativo con miles de ideas de negocio en la cabeza, y como todo buen emprendedor buscas ejecutarlas, aunque algunas veces esto te desenfocará de tu objetivo en la dirección actual de tu startup. Esto puede ocasionar que tus inversionistas se molesten o desconfíen de la dirección de la empresa para cumplir los objetivos. Hay que recordar que un ángel inversionista o fondo de inversión en realidad inyectan capital en las personas (fundador y equipo), no solamente en el producto, por lo que cualquier distracción por parte de los emprendedores será mal visto y desencadenará seguramente en problemas de lealtad y compromiso. Sin entrar en detalles, puedes incurrir en problemas legales si dentro de los acuerdos estipulados en el acta constitutiva de la empresa se encuentran restricciones a estas prácticas e incluso de competencia. 

¿Qué hacer entonces? Sin duda alguna estar consciente de que al menos durante los primeros cinco años de la operación de tu empresa una vez levantada la inversión deberás estar 100% enfocado en crecer y desarrollar la startup junto con tu equipo de trabajo y evitar cualquier distracción. Una vez que logres vender tu empresa, podrás enfocarte en esas ideas que tienes en mente con la ventaja de que ahora tendrás más recursos para poder hacerlo. Lo mejor de todo es que te sobrarán inversionistas interesados en ser parte de tus proyectos porque has generado un buen track record.

4) Sueldos altos de los emprendedores

Ser director de tu propia empresa no significa que puedas servirte con la cuchara grande. Es decir, los sueldos de los miembros del equipo, incluyendo el del CEO, deben ser adecuados al mercado y al tamaño de la empresa. Durante años he visto como proyectos de startup fracasan porque el emprendedor fundador quiere pagarse un sueldo como si trabajara para una compañía multinacional.  Hay que tomar en cuenta que estás trabajando para tu propia marca y que acabas de comenzar operaciones. Lo importante en este momento es hacer que la empresa sea rentable lo más pronto posible y esto involucrará apretarse el cinturón llevando una metodología lean startup, donde se tienen que hacer sacrificios de presupuesto en todas las áreas, incluyendo tu sueldo. 

Recuerda que la gran apuesta está en la venta de las acciones a largo plazo, no en el retiro de utilidades a corto plazo. Asimismo, es necesario cuidar los costos operativos, ya que esto perjudicaría el EBITDA de la empresa y por ende la valuación final, algo que te aseguro no les gustará nada a los inversionistas.

5) Falta de liquidez por parte del fondo o inversionista

No todos los problemas vienen de parte el emprendedor, también algunos inversionistas tienen cola que les pisen y es más común de lo que te imaginas. Si estás recibiendo la inversión solicitada en "capital calls", esto puede significar un riesgo para la liquidez de tu startup y llevarte al fracaso, ya que existen fondos de inversión poco profesionales o ángeles inversionistas con flujos no constantes de dinero que pueden en algún momento dejar de realizar los depósitos acordados a tu cuenta. Incluso podrías estar bloqueado legalmente para levantar una nueva ronda de capital según los estatutos que se firmen dentro del acta constitutiva. Por tal motivo y como es más común de lo que te imaginas, mi recomendación es solicitar capital solo por un plazo de operación de 12 meses, con la finalidad de levantar una nueva ronda de inversión cada año.

No solo eso, recuerda solicitar que la inversión se haga en una sola exhibición y protocolizar el acta con los nuevos inversionistas lo antes posible. Ten en cuenta siempre contar con un abogado corporativo experto en venture capital para que te asesores correctamente en los términos de la inversión, no firmar estatutos sin antes leerlos y sobre todo, siempre verificar la valoración, experiencia y recomendación del fondo de inversión o ángel inversionista con el que te vas a casar durante un tiempo determinado.

6) Nueva ronda de inversión

Algunas veces las cosas no salen como uno quisiera y las ventas no van como las habíamos proyectado en nuestra hoja de Excel. Esto quiere decir que el dinero de los inversionistas puede haberse quemado y será necesario levantar una nueva ronda de inversión para mantener la empresa a flote. Esto puede traer algunas diferencias de opinión entre los inversionistas y los emprendedores debido a que la siguiente ronda tendrá que tener la misma valuación a la que entraron hace un año o más los actuales inversionistas, o peor aún, por debajo. Esto podría desencadenar una serie de disgustos entre ambas partes, ya que a nadie le agrada perder dinero. Sin embargo, la decisión se tendrá que tomar (y pronto) para poder obtener una nueva oportunidad de supervivencia en la empresa. 

Es importante recordar que se requiere fracasar varias veces antes de triunfar. La perseverancia, compromiso, optimismo y esfuerzo conjunto de todos los integrantes de la startup harán que el éxito llegue. No te desanimes y sigue insistiendo cada día un poco más. 

Keep Reading

Mexico Desconocido

Los 5 destinos favoritos de México de Alan x el mundo

Alan x el mundo nos cuenta cuáles son sus cinco destinos más entrañables de México y nos da un consejo para convertirnos en viajeros de tiempo completo.
Nupcias Magazine

Realidad virtual en la boda

Podrás revivir el momento las veces que desees.
Cine Premiere

Tom Hiddleston revela fecha de inicio de rodaje de Loki, la serie de Disney +

Antes de regresar a Marvel Studios, el dios del engaño deberá protagonizar un triángulo amoroso sobre el escenario.
Altonivel

“Banorte cree en la Cuarta Transformación”: Carlos Hank González

Carlos Hank González, de Banorte, llamó a los empresarios del país demuestren su apoyo hacia la Cuarta Transformación de AMLO

More from Entrepreneur

New York Times bestselling author Nicole Lapin can help you pitch your brand to press and strengthen your media training.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Create your business plan in half the time with twice the impact using Entrepreneur's BIZ PLANNING PLUS powered by LivePlan. Try risk free for 60 days.

Latest on Entrepreneur