Marketing

5 errores terribles en Facebook

Usar esta red social no es tan sencillo. Conoce los pecados capitales debes evitar para no afectar la reputación de tu empresa.
5 errores terribles en Facebook
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Muchos dueños de negocios saben que necesitan estar en Facebook, sin embargo, no siempre es tan simple como suena. Una página de fans requiere no sólo trabajo duro para alcanzar tus metas, sino también prestar especial atención a no cometer alguna equivocación que pueda afectar la reputación de la empresa, entre otras consecuencias “terribles”. 

Te presentamos los cinco errores más comunes que debes evitar al tratar de crear relaciones con tus clientes a través de la red social más popular del mundo:

1. Ignorar tu página de fans
Una vez que ya estableciste presencia en Facebook, debes mantenerte activo para alcanzar los objetivos de tus estrategias en redes sociales. Si no actualizas tu página o no publicas constantemente, parecerá que estás desinteresado en este canal, lo que podría generarte que muchos fans te dejaran de seguir. Mejor, dedícale cierto tiempo al día para publicar contenido de calidad y relacionarte con los clientes, actuales o potenciales. 

También debes tener cuidado del spam y de los comentarios nocivos. Existen diversas maneras de tratar con ellos. En los comentarios a un post tuyo, pasa el mouse por encima del lado derecho del comentario y te aparecerá una “x”. Al darle clic, el comentario podrá esconderse. Para los posts en tu página, puedes darle clic a “ver todos” en el lado derecho de los comentarios recientes. Al hacerlo te aparecerán varias opciones: destacada en la página, visible en la página e historia ocultada en la página, también puedes eliminar o bloquear al usuario.

2. Romper las reglas
No puedes hacer simplemente lo que te plaza en Facebook. Al igual que como ocurre en otros sitios de redes sociales, tiene una parte de “condiciones” que los usuarios deben seguir. Si violas alguna de estas reglas, Facebook podría eliminar o suspender tu cuenta. Una de las violaciones más comunes se refiere al nombre de usuario que elijas, por ejemplo si éste es obsceno o es una marca registrada. Tampoco puedes maldecir o amenazar a otros usuarios. Y llenar páginas de spam con mensajes publicitarios tampoco es tolerado. 

Si tu página es eliminada, tendrás una muy mala imagen de tu marca, especialmente cuando clientes potenciales no puedan encontrar la página que pusiste en tus anuncios o sitio Web. 

3. Ser un spammer
Piensa en tu página de Facebook como si fuera el mostrador de tu tienda. ¿Qué tipo de imagen deseas proyectar? ¿Quieres ser de la clase de personas que todo el tiempo está hablando de lo maravilloso que es su producto y del increíble descuento que tiene “sólo este fin de semana”? Pues no deberías. 

Mejor, usa tu personalidad y conocimiento para entregarles a tus fans puntos de vistas interesantes; no está mal que de vez en cuando le hagas saber a la gente que tu producto está en oferta, pero no seas un spammer. Si quieres promover algo nuevo, sé sutil y creativo. Por ejemplo, intenta ofrecer consejos útiles mientras das tu mensaje. Los usuarios no quieren que les vendan a cada segundo mientras están en Facebook, pero sí aprecian recibir un consejo o una información gratis. 

4. Elegir a la persona incorrecta para administrar la página
Puedes designar a personas para administrar, publicar y responder en nombre de tu compañía. Pero debes tener cuidado en elegirlas. Los administradores deben conocer tu estrategia y políticas de uso de redes sociales, así como de la imagen de la marca puesto que estarán publicando constantemente información a tus fans. Si el administrador de tu página publica algo ofensivo, puede dañar la reputación de tu compañía. Incluso, algún empleado molesto que tiene acceso a los administradores podría removerte como el dueño y tomar el control de la página.



5. Negarte a responder a los comentarios
Tu página de Facebook puede ser tu mejor herramienta para posicionar tu marca, o uno de tus peores enemigos si la ignoras. Si alguien publica un comentario en tu muro diciendo que tu compañía lo atendió perfecto, asegúrate de expresar tu agradecimiento. Demostrar que escuchas y que aprecias la retroalimentación puede impulsar a otros fans a interactuar contigo. 

No simplemente borres los comentarios negativos de tu empresa. Mejor, toma cada uno como una oportunidad de convertir la crítica de un fan en un nuevo cliente. Responde rápidamente y resuelve el problema. Deja que quien te criticó sepa que estás tratando de responder a su inquietud y podrías ofrecer un descuento en su próxima compra.