Emprendedores

10 lecciones de The Walt Disney Company

La compañía creadora de Mickey Mouse cumple 91 años. Conoce las enseñanzas de la empresa de medios y entretenimiento más grande del mundo.
10 lecciones de The Walt Disney Company
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Hace 91 años, Walt Disney y su hermano Roy O. fundaron lo que después sería The Walt Disney Company en Estados Unidos. Esta compañía es el mayor caso de éxito en la historia de la animación y el entretenimiento infantil, y hoy en día es el conglomerado de medios de comunicación más grande y valioso del mundo. Y hay muchas cosas que un emprendedor puede aprender de su interesante trayectoria:

1. Diversifica tus productos
The Walt Disney Company no sólo es conocida por sus animaciones, series o películas para el público infantil y juvenil. La empresa también es un gran referente en la creación de parques de atracciones, así como en la elaboración y venta de merchandising. Walt Disney, su co-fundador, no sólo fue guionista, animador y director, sino también un excelente diseñador de parques de atracciones (aunque su diseño original contemplaba juegos que en ese entonces eran imposibles de realizar). Gracias a su asertiva diversificación, la empresa obtuvo en 2010 beneficios por más de 36,000 millones de dólares.

2. Sueña, sueña, sueña
“Si puedes soñarlo, puedes lograrlo”. Esta famosa frase de Walt Disney demuestra su filosofía como ser humano y como empresario. A pesar de las dificultades que vivió su empresa (incluyendo guerras, huelgas y caída en bancarrota), el creador de Mickey Mouse nunca se dio por vencido. Hoy sus parques y las historias de sus películas demuestran la importancia que tienen los sueños para dejar una huella y revolucionar (o hasta crear) industrias.  

3. Conquista a varios públicos
En los últimos años, The Walt Disney Company ha tenido un gran éxito conquistando al público preadolescente. Si bien sus entrañables cintas animadas son queridas por públicos de todas las edades, Disney supo dar un paso más y apostar por producciones como Los Piratas del Caribe y High School Musical. Esta empresa ha sabido aprovechar al máximo a segmentos que anteriormente estaban olvidados o poco explotados: los niños y los Teens.

4. Haz felices a tus empleados
The Walt Disney Company sabe que su fortaleza está en su gente, especialmente cuando se trata de sus parques que son “el lugar más feliz del mundo”. Para mantener la lealtad de su personal, la empresa tiene varias iniciativas como permitir a los empleados que falten si se sienten cansados y dar reconocimientos públicos.  

5. Adáptate a los cambios
Los tiempos cambian y una empresa que sigue siendo vigente después de 90 años lo sabe. Poco tienen que ver las animaciones que dibujaba Walt a mano con las técnicas de animación actuales. The Walt Disney Company ha sabido mantenerse en el corazón de los consumidores ofreciendo nuevas experiencias, nuevas historias y nuevos formatos.

Además, cuando se modificaron las técnicas de animación, la compañía reconoció la tendencia y su potencial por lo que en mayo de 2006 adquirió los estudios Pixar, cuyas películas -distribuidas por Disney- habían alcanzado en años anteriores un éxito mayor que las producidas por Walt Disney Pictures.

6. Ten una cultura empresarial sólida
Disney se trata de magia y de hacer sueños realidad. Esta ideología, permeada desde sus orígenes gracias a su imaginativo creador, está presente en todos sus productos, parques, oficinas y empleados. The Walt Disney Company sabe lo que sus marcas significan para los consumidores y todas sus acciones y estrategias están dirigidas para realizar y conservar esa misión.

7. La clave está en el marketing
Disney podría ser uno de los mejores ejemplos de la importancia del marketing. Además de sus masivas y sorprendentes campañas de publicidad, el principal valor de su mercadotecnia está en sus tiendas y parques. Desde el aroma que se despide en ciertas áreas hasta las atracciones y la actitud del personal hacen de éstos un sitio mágico para los consumidores. La compañía demuestra que no importa que Mickey Mouse sea el ratón más famoso del mundo: siempre necesitarás hacer marketing y fortalecer tu branding.

8. El fracaso no es el fin
Como cualquier gran empresa, Disney ha superado varios obstáculos a lo largo de su trayectoria, desde conflictos por derechos de personajes hasta guerras y crisis económicas. El pionero en la animación de caricatura se enfrentó a varios problemas financieros a finales de la década de 1920 y principios de los 30s, incluyendo la pérdida de los derechos del popular personaje Oswald the Lucky Rabbit.

Su compañía tenía $4 millones de dólares de deuda a principios de 1930. Pero con sólo el suficiente dinero para financiar el proyecto, lanzó “Blancanieves y los siete enanos” en 1938, película que salvó a la empresa de la bancarrota y financió la creación de los nuevos estudios.

9. Deja un legado
Si la historia de The Walt Disney Company hubiera llegado a su fin cuando Walt falleció en 1966 a causa de cáncer pulmonar, probablemente el éxito hubiera estado únicamente ligado a la genialidad de su creador. Sin embargo, Walt logró la trascendencia creando grandes productos e inculcando en el corazón de la compañía la importancia de los sueños, la innovación y la pasión por conquistar al público.

10. No temas crear o revolucionar industrias
El mundo tiene algo que agradecer a Walt Disney: Antes de él, muy pocas empresas se preocupaban por atender al mercado infantil e impulsar su desarrollo. Previo a Disney las caricaturas eran casi inexistentes, al igual que la cantidad de objetos especializados para niños. The Walt Disney Company es el parteaguas de una industria, y lo mejor es que supo hacerlo comunicando valores y promoviendo pensamientos positivos.