Marketing

El photocall: la nueva tendencia en marketing

Descubre los beneficios que este ingenioso invento le puede traer a tu empresa.
El photocall: la nueva tendencia en marketing
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Desde que el marketing digital se volvió una plataforma de publicidad famosa, muchas empresas han canalizado buena parte de sus recursos a promocionarse a través de internet y ha hecho que algunos hayan relegado los anuncios tradicionales a un segundo plano.

Aunque no podemos negar que la red global es una herramienta publicitaria muy poderosa, también hay que reconocer que actualmente se encuentra saturada de anuncios.

Lograr destacar por encima de la competencia se ha vuelto cada día más difícil y costoso. Por ese motivo, algunos empresarios han dado marcha hacia atrás, y han regresado a los medios de promoción tradicionales.

Por lo tanto, surge la pregunta: ¿Qué clase de publicidad le conviene más a tu negocio: por medio de internet, o mediante plataformas ajenas a la red?

Eligiendo el tipo de publicidad ideal

La realidad es que ninguna estrategia tiene el éxito garantizado, ya que los consumidores son impredecibles. Por esa razón, te recomendamos hacer uso, al mismo tiempo, de herramientas online y offline con el fin de conocer a tus clientes ideales.

Por ejemplo, las redes sociales pueden usarse para atraer clientes potenciales a tu negocio y contribuir a que te visiten en persona. Por otro lado, si incluyes los perfiles de tus redes sociales en tus anuncios físicos, seguramente comenzarás a tener más seguidores en línea.

Una herramienta offline efectiva

La forma de hacer publicidad ha evolucionado con el tiempo, y eso no solo incluye al marketing digital. Mencionamos antes que la respuesta de los consumidores no se puede anticipar del todo. Pero eso no significa que no puedas hacer nada para lograr mejores resultados.

En lo que respecta al marketing offline, hay una forma de publicidad que está generando muy buenos resultados. Nos referimos al photocall. Se trata de un anuncio de un tamaño considerable que funciona como una especie de escenario para que la gente se tome fotos en él.

Lo debes colocar afuera de tu negocio y en zonas concurridas. Este ingenioso invento cumple, al menos, con tres objetivos:

  1. Hace que los clientes potenciales volteen a ver tu negocio.
  2. La gente tiende a compartir sus fotos en las redes sociales, así que es muy posible que tu anuncio aparezca en internet y sea compartido por muchos usuarios.
  3. Puedes proponer a tus seguidores un reto, como lograr cierto número de “likes” o comentarios. Por supuesto, debe haber un incentivo para el que cumpla con el objetivo, sea que se trate de un premio o de un descuento atractivo. Haciendo esto, es muy probable que tu marca, productos y promociones se den a conocer.

Contrario a lo que pudiera pensarse, las plataformas online y offline no están peleadas entre sí. Más bien, se complementan perfectamente. Combinar lo mejor de ambos mundos puede ser la fórmula que lleve a tu empresa al éxito.