Emprendedor saludable

¿Te puedes morir por exceso de trabajo?

El síndrome de Karoshi es un fenómeno tan real que en Japón ya ha cobrado la vida de 2,130.
¿Te puedes morir por exceso de trabajo?
Crédito: Depositphotos.com

Como emprendedores solemos pasar muchas horas en el trabajo, esforzándonos por sacar adelante nuestras compañías. De hecho, la búsqueda del equilibrio entre la vida personal y la profesional es un tema constante en la vida de los hombres y mujeres de negocios.  Pero cuidado, si pasas más de 100 horas trabajando al mes podrías sufrir el síndrome de Karoshi

Este término acuñado en Japón en los años 80 se usa para definir la muerte causada por exceso de trabajo, ya sea por permanecer demasiado tiempo en la oficina, llevarse trabajo a casa o, de manera más actual, seguir laborando a través del Smartphone. 

Aunque parezca una exageración, el Karoshi es un problema de salud pública muy real en el país del Sol Naciente. De hecho, existe una ley que determina que si un empleado fallece por Karoshi, la compañía que lo contrata debe pagar una indemnización de más de un millón y medio de dólares a la familia.

Japón se está tomando este problema muy en serio. Este mes el gobierno nipón publicó un informe en el que indica que anualmente unas 300 personas fallecen de Karoshi y desde que se identificó el fenómeno, el exceso de trabajo ha cobrado cerca de 2,130 víctimas (que se han podido comprobar de manera legal). 

¿Nos debería preocupar?

Los casos de suicidio por estrés en Japón son muy conocidos en todo el mundo debido a su ambiente altamente competitivo, por lo que el Karoshi no parece ser un fenómeno muy disparatado. Pero, ¿en países como México? 

De acuerdo con las últimas cifras publicadas en verano por la Organización para el Desarrollo y Cooperación Económica (OCDE), para 2015 los mexicanos son trabajadores que más horas laboran entre los países miembros. En promedio, trabajan ¡mil 246 horas al año!

¿Cómo puede afectarte el exceso de trabajo? Un nuevo estudio de la Asociación Americana de Psicología reportó que: 

-    48% de las personas admite haber experimentado un aumento sustancial en su estrés en los últimos 5 años. 
-    31% de los adultos empleados tienen dificultades para balancear sus problemas familiares y personales. 
-    53% de los trabajadores dicen que sus empleos los dejan “abrumados y agotados”.

Por su parte, el gobierno japonés encontró que las largas horas de trabajo están vinculadas a presión arterial alta, enfermedades del corazón y un estilo de vida poco saludable como no hacer ejercicio, sufrir falta de sueño, tener malos hábitos alimenticios, acudir a un menor número de visitas médicas y un aumento de la ansiedad y la tensión. ¿Te suena familiar?

 

Llegar al agotamiento por trabajo puede ocasionarte problemas cognitivos, cuadros de estrés severos y enfermedades crónicas, dañar tus relaciones personales y síndrome de burnout. 

¿Crees que el gobierno de tu país debería empezar a considerar políticas para atender el Karoshi?