My Queue

There are no Videos in your queue.

Click on the Add to next to any video to save to your queue.

There are no Articles in your queue.

Click on the Add to next to any article to save to your queue.

There are no Podcasts in your queue.

Click on the Add to next to any podcast episode to save to your queue.

You're not following any authors.

Click the Follow button on any author page to keep up with the latest content from your favorite authors.

Emprendedores / Consultoría

Design Thinking, el nuevo 'must' de las empresas

¿Conoces esta metodología? Aquí te explicamos de qué se trata.
Design Thinking, el nuevo 'must' de las empresas
Crédito: Depositphotos.com
3 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Muchos de ustedes habrán escuchado hablar de design thinking y quizá no les queda claro qué es ese término. Probablemente asumen que es algo importante y estratégico en una empresa, pues está muy presete el argumento en diferentes medios de comunicación o porque su amigo les platicó que habían contratado en su empresa a un especialista. 

Así como en algún momento tener un buen publicista fue fundamental, hoy en día contar con alguien que conozca la metodología de design thinking y la aplique en productos y servicios tiene mucho peso. En la actualidad, este término se ha vuelto indispensable para una empresa que busca distinguirse en el mercado.

Pero ¿qué es desing thinking? Se trata de aplicar la metodología de los diseñadores, principalmente los industriales, a cualquier producto o mejor aún, a un servicio.

Un diseñador industrial, cuando diseña una silla o una mesa, piensa en muchas cosas: que sea bonita, funcional, cómoda, agradable, accesible, etc. Es decir, piensa en las necesidades reales de la persona que la comprará y usará.

¿Por qué no hacer lo mismo con un servicio? ¿Por qué no ponernos en los zapatos de nuestros usuarios para hacer nuestros productos más atractivos?

La lógica es la siguiente:

  1. Empieza por empatizar con tus usuarios, pensar qué les gusta y qué no les gusta.
  2. Una vez que hayas hecho tu labor de investigación es importante definir qué es posible y qué no, además de cómo lo vas a implementar.
  3. Idea soluciones reales a problemas reales.
  4. Desarrolla el prototipo de la solución que hayas ideado anteriormente.
  5. Por último, una vez que lanzamos el prototipo, se necesita probar y probar para ver si efectivamente resuelve de forma adecuada las necesidades de los usuarios. Además de descubrir siempre cómo mejorar el producto constantemente.

Esta famosa metodología tiene alcances súper potentes de innovación, que toda empresa debería aplicar en sus productos o servicios.

Por ejemplo, en Homie.mx, dentro de nuestro equipo de producto, contamos con una persona que se dedica todo el día a mejorar, a través de ésta y otras metodologías, la experiencia de usuario y nuestros servicios. Recuerda que una vez que encuentras una deficiencia y la resuelves, no quiere decir que más adelante no haya otra o que podamos resolver aún mejor que la anterior.

¡Siempre tenemos que mejorar día con día, no sólo nuestra empresa, también a nosotros mismos!

¡Todos los emprendedores vivimos con miedo! Pero no tiene nada de malo