Hoy se queda con Spider - Man, pero hace años Sony pudo ser dueño de todos los personajes de Marvel

"A nadie le importa un carajo los otros personajes de Marvel. Consigue solo los derechos de Spider-Man".
Hoy se queda con Spider - Man, pero hace años Sony pudo ser dueño de todos los personajes de Marvel
Crédito: Marvel Studios / Sony
Entrepreneur Staff
5 min read

Todos hemos escuchado la historia de cuando Netflix se acercó a Blockbuster para buscar una alianza solo para ser rechazado en medio de burlas. Sabemos qué fue lo que pasó después. El servicio de streaming en el que nadie confiaba terminó por sepultar los servicios de renta de películas.

No es la primera vez que la falta de visión de una empresa acaba por costarle muy caro. Kodak por ejemplo, fue la primera empresa en desarrollar la cámara digital, sin embargo decidió no perseguir esa línea de mercado para no afectar las ventas de sus rollos.

Esta semana salió a la luz otro ejemplo: Sony Pictures y Marvel Studios no lograron llegar a un acuerdo sobre los derechos multimillonarios de Spider-Man, lo que podría significar que el personaje en su encarnación por el actor Tom Holland podría ya no formar parte del Universo Cinematográfico de Marvel (MCU). Marvel Studios se lleva solo un porcentaje de las ganancias generadas por el Hombre Araña en las películas Homecoming y Far From Home porque el personaje oficialmente pertenece a Sony, pero Deadline asegura que Disney buscaba aumentar su participación en un 50 por ciento. 

Lo que no muchos saben es que Sony pudo ser dueño de los personajes de Marvel. La empresa asiática ha sido portadora de las licencias de Spider–Man, pero hace algunos años tuvo la oportunidad de comprar los derechos de The Avengers.

Corría el año de 1998 y Marvel Comics estaba saliendo de la bancarrota. Por ello, su división de entretenimiento ofrecía los derechos de sus personajes más icónicos a todos los estudios cinematográficos.

Según indica The Wall Street Journal,  el nuevo libro The Big Pictures: The Fight for the Future of Movies de por Ben Fritz, narra la historia de un joven ejecutivo llamado Yair Landau que fue el encargado de comprar los derechos de Spider–Man para Sony Pictures. Como Marvel Entertainment estaba buscando capital para sobrevivir, lel CEO  de la empresa Ike Perlmutter ofreció a Sony los derechos de Iron Man, Thor, Black Panther, Ant–Man y más personajes por solo 25 millones de dólares.

Landau supo reconocer de inmediato la increíble oportunidad que había llegado a Sony y le llevó la propuesta a sus jefes. Sin embargo, los altos ejecutivos de Sony respondieron diciendo “A nadie le importa un carajo los otros personajes de Marvel. Consigue solo los derechos de Spider-Man”.

Craso error.

Marvel logró colocar sus personajes con otros estudios. Efectivamente, Sony Pictures e quedó con los derechos solo de Spider–Man y los personajes relacionados, mientras que 21st. Century Fox se hizo con los 4 Fantásticos y X – Men. The Walt Disney Corporation adquirió Marvel Studios para adueñarse de todas las demás propiedades de la marca (no olvidemos que recientemente Disney anunció la futura compra a la subsidiaria de Fox).

En 2005 un joven entusiasta de los cómics llamado Kevin Feige llegó a la presidencia de Marvel Studios y convenció a Disney a apostar por una película pequeña llamada Iron Man. El resto, como dicen, es historia. A 10 años de distancia, el Universo Cinematográfico de Marvel ha generado ganancias por más de 13,474 mil millones de dólares para Disney.

La decisión de Sony Pictures seguro les pesa en la cabeza. Pues por una inversión de solo unos cuantos millones de dólares pudo consolidarse como la mayor empresa de entretenimiento del mundo.

“En retrospectiva es muy fácil decir ‘qué tontos’, pero la realidad es que Sony tomó la mejor decisión que podía con las herramientas que tenía en su momento”, asegura Iván Morales, director editorial de Cine PREMIERE.

El experto también recuerda que en 1998, cuando se dio la negociación, las películas de superhéroes no eran populares, pues solo se tenía el éxito de Batman de Tim Burton en los años 80 y que nadie podía adivinar lo que el género iba a lograr.

Irónicamente, Sony terminó por llegar a un acuerdo con Disney para que Marvel Studios usara a Spider-Man en sus historias porque las películas que había producido en solitario no tuvieron el impacto esperado. Habrá que ver cómo resultan las nuevas obras del Hombre Araña ahora que Disney está fuera de la jugada. 

¿Te imaginas cómo sería el MCU si Sony se hubiera quedado con los derechos?

Keep Reading

More from Entrepreneur

Get heaping discounts to books you love delivered straight to your inbox. We’ll feature a different book each week and share exclusive deals you won’t find anywhere else.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Create your business plan in half the time with twice the impact using Entrepreneur's BIZ PLANNING PLUS powered by LivePlan. Try risk free for 60 days.

Latest on Entrepreneur