Se enamoraron en la universidad hace 45 años y juntos construyeron Panda Express, una marca que vale 3 mil millones de dólares

Andrew y Peggy Cherng dirigen dos mil restaurantes en todo el mundo.
Se enamoraron en la universidad hace 45 años y juntos construyeron Panda Express, una marca que vale 3 mil millones de dólares
Crédito: Bob Riha Jr | Getty Images

Grow Your Business, Not Your Inbox

Stay informed and join our daily newsletter now!
5 min read
This story originally appeared on Business Insider

En el transcurso de 45 años, Andrew y Peggy Cherng (quienes se conocieron y enamoraron en la universidad) convirtieron Panda Express de una marca de un solo restaurante en un centro comercial del sur de California en un imperio con dos mil ubicaciones en todo el mundo.

La pareja fundó la compañía a principios de la década de 1980 y continúa siendo propietaria y operadora de cada Panda Express. Hoy, los Cherngs han acumulado un patrimonio neto combinado de tres mil millones de dólares, según estima Forbes, convirtiéndolos en dos de las personas más ricas en la industria  de la comida rápida.

Para saber más: 

Pero los Cherngs no siempre estuvieron en el camino de construir un imperio de comida rápida. Sigue leyendo para aprender cómo construyeron su fortuna multimillonaria.

Andrew y Peggy Cherng, ambos de 71 años, son los cofundadores y CEOs de Panda Express, el restaurante chino estadounidense con casi 2,000 ubicaciones en todo el mundo. 

El matrimonio posee y opera prácticamente todas las ubicaciones de Panda Express, no los otorgan en franquicia a otros propietarios, lo que hace que Panda Express sea una rareza entre las cadenas de restaurantes de su tamaño.

La pareja también posee un restaurante de ramen altamente calificado con ubicaciones en la ciudad de Nueva York y Berkeley, California, llamado Ippudo.

Imagen: Facebook / Panda Express

El fuerte control de los Cherngs sobre las operaciones de sus restaurantes puede haber ayudado a preservar la calidad de los alimentos y a que la cadena creciera, pero también ha generado algunos problemas con los empleados. Se han enfrentado a múltiples demandas por pago de horas extras en Estados Unidos y discriminación de contratación en los últimos años.

Andrew Cherng nació en Yangzhou, China. Su padre era chef, pero Andrew no entró en la industria de los restaurantes al principio: vino a los Estados Unidos para estudiar y finalmente obtuvo una maestría en matemáticas aplicadas de la Universidad de Missouri. Fue ahí donde conoció a su futura esposa, Peggy.

Cherng pasaba sus veranos como mesero en restaurantes chinos en la ciudad de Nueva York. En 1973, abrió su propio restaurante en Pasadena, California, llamado Panda Inn, con su padre como chef.

La apertura de Panda Inn coincidió con la famosa visita de 1972 del presidente Richard Nixon a China, un momento decisivo en las relaciones entre Estados Unidos y China. Como explicó Peggy Cherng, los pandas fueron vistos como "un símbolo de amistad" entre los dos países.

En 1983, Peggy Cherng se unió a Andrew en el negocio de los restaurantes, y los dos abrieron el primer Panda Express en un centro comercial en Glendale, California.

Para saber más: 

Nacida en Myanmar y criada en Hong Kong, Peggy emigró a los Estados Unidos para estudiar la universidad. Más tarde obtuvo un doctorado en ingeniería eléctrica de la Universidad de Missouri.

Peggy Cherng combinó su experiencia en ingeniería con la experiencia de Andrew en el servicio de alimentos para racionalizar las operaciones y la logística de la compañía. Fue pionera en el uso de la tecnología para tareas como el seguimiento del inventario y el reordenamiento de ingredientes, una práctica que otros restaurantes chinos estadounidenses aún no habían adoptado.

Panda Express comenzó a crecer rápidamente, expandiéndose a 97 restaurantes en 10 años. "Al principio, dijimos que queríamos ser los McDonald's de la comida asiática", dijo Peggy Cherng en su momento a Bloomberg Businessweek.

Panda Express vendió aproximadamente más 40.8 millones de kilos de su pollo a la naranja en 2018, y compró más de 99.7 millones de libras de brócoli en 2017

Los Cherngs encontraron oro en su negocio familiar. La pareja ocupa el puesto número 838 en la lista de multimillonarios de Forbes de las personas más ricas del mundo.

"En 1973 se trataba de ganarse la vida para la familia", dijo la pareja en un comunicado a Forbes. "Hoy se trata de desafiarnos a nosotros mismos y ver lo que todos nosotros en el equipo podemos lograr; vivir la misión de Panda de inspirar mejores vidas".

Dos de los tres hijos de Cherng trabajan para el padre corporativo de Panda Express, Panda Restaurant Group. Andrea Cherng es la directora de marketing, mientras que Nicole Cherng es la gerente de catering y eventos especiales.

Los Cherngs frecuentemente citan su filosofía de tratar bien a los empleados y permitirles mejorar y avanzar en sus carreras. La pareja compró una escultura multimillonaria 'LOVE' de Robert Indiana multimillonaria de 3.6 metros para exhibirla fuera de su sede corporativa en Rosemead, California, para representar eso.

"Amar es el verbo que enfatizamos con nuestra familia Panda", dijo Peggy Cherng a The Times. "Debemos respetarnos y cuidarnos mutuamente. Debemos presionarnos y estirarnos mutuamente".

Keep Reading

Latest on Entrepreneur