Tiene 12 años y creó un jabón artesanal para promover el consumo responsable

Montserrat Gómez Cruz, originaria de Veracruz, quiere crear una fábrica de jabón que genere empleo a comunidades rurales con un sueldo justo.
Tiene 12 años y creó un jabón artesanal para promover el consumo responsable
Crédito: Isaac Alcalá

Grow Your Business, Not Your Inbox

Stay informed and join our daily newsletter now!
3 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

El consumo sustentable es una de las principales preocupaciones de los niños y jóvenes. Las marcas que apuestan por productos sin químicos, elaborados con base en ingredientes naturales y en un proceso artesanal han empezado a competir por estos mercados.

Esto llamó la atención de Montserrat Gómez Cruz, originaria de Minatitlán, Veracruz. Ella tiene 12 años de edad y lleva dos operando ShabuM, marca especializada en la producción y venta de jabones artesanales elaborados con glicerina, aceites esenciales y semillas.

El nombre surge a partir del vocablo zapoteco shabú, que significa jabón, al que Montserrat agregó una letra M al final de la palabra por ser la primera letra de su nombre y como personalidad. Parte de esta identidad es su interés por enaltecer las culturas prehispánicas y sus raíces mexicanas. Montserrat tiene como meta a futuro lograr altos niveles de producción para dar empleo a comunidades rurales con un sueldo justo y contribuir al desarrollo económico de su estado. Por eso busca ampliar su oferta y elaborar champú sólido y mascarillas.

Estudia el primer año de secundaria y entre sus pasatiempos está jugar tenis y prepararse para hacer crecer su negocio en el centro de emprendimiento infantil Business Kids, donde surgió ShabuM en 2017. “La visión a futuro de mi empresa es que sea financieramente viable y reconocida por su calidad”, dice. A la fecha ha vendido más de 1,500 piezas, principalmente en ferias y a través de sus redes sociales, donde regularmente recibe pedidos por mayoreo.

ShabuM cuenta con tres presentaciones: de 8, 10 y 25 gramos, con un precio de 5 a 25 pesos por pieza. “Lo más complicado fue asignarles costo a mis productos, para lograrlo hice varias pruebas donde medía el porcentaje de cada ingrediente por jabón y a partir de ahí dividí un porcentaje del precio final”.

Ella reinvierte el 50% de sus ingresos para promocionar su marca e invertir en equipo e insumos para producción, el restante lo ahorra en una cuenta bancaria que le abrió su mamá, Blanca Inés Cruz Velázquez, quien asegura que el objetivo de este proyecto es que “Montse comprenda que existe la posibilidad de tener un autoempleo y al mismo tiempo ella puede generar otros y motivarla a tener mayor confianza en sí misma”.

Keep Reading

Latest on Entrepreneur