De medio tiempo

Europa produce

Europa produce
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Europa produce Europa produce Atractivo panorama Preparan el escenario Afortunados en 2005

Europa produce

Varias compañías americanas voltean hacia la UniónEuropea, atraídas por los incentivos empresariales de esaregión

Joshua Kurlantzick

En meses recientes, la mayoría de las compañíasestadounidenses han dirigido su atención a China, que es ahora elreceptor más importante de inversión extranjera. Quienes buscanoportunidades en algunas otras áreas investigan el sudesteasiático y hasta Irak. Pero estos emprendedores pasan por alto unmercado potencialmente mejor: las 10 naciones de Europa Central y Orientaladheridas a la Unión Europea (UE).

Los 10 nuevos países de la Unión Europea --Polonia,Hungría, Eslovaquia, la República Checa, Chipre, Eslovenia,Estonia, Lituania y Latvia-- no ofrecen mano de obra tan barata como China.Pero tienen una fuerza laboral más educada, que es menos costosa que suscompetidores en Europa Occidental y Estados Unidos.

Los salarios en la mayoría de los sectores son un 25 por ciento menoresque en cualquier país de Europa Occidental. &flashquotLa mano de obra es muydiestra. Docenas de ingenieros electricistas en cada ciudad,&flashquot dice LindsayLloyd, director regional para Europa del International Republican Institute,una incubadora ubicada en Washington.

En verdad, dice Joel Ranck, publirrelacionista con gran experiencia en EuropaOriental, la mano de obra de la República Checa se ha hecho tan diestraen el inglés que el país ahora compite con Irlanda, unanación cuya lengua materna es el inglés, por obtener puestos enlos centros de atención a clientes de las empresas.

Incluso, una vez que los países ex-soviéticos se agreguen a laUnión Europea, las compañías podrán trasladar losbienes a través de sus fronteras hacia el interior de los primerosmiembros de esta Unión como Francia y Alemania, casi si ningúncontrol o cargo aduanal. La mayoría de estos 10 nuevos miembros handemostrado una fuerte tasa de crecimiento económico en añosrecientes, señal de que serán sólidos a largo plazo.

Atractivo panorama

Los nuevos 10 países de la UE atraen con agresividad a los empresariosextranjeros. Muchos estados han introducido programas estrictos de reformaeconómica y privatización, facilitando el éxito de losnegocios extranjeros. &flashquotCuando los países unen un región como laUE, se convierten en parte de lo que está diseñado para ser unterreno de juego parejo,&flashquot dice Simon Anholt, asesor del Gobiernobritánico. &flashquotLa competencia está diseñada para ser muydura, y tienen que establecer una diferencia&flashquot.

Al tratar de elevarse por encima del común general, Eslovaquia hareducido al máximo sus impuestos sobre las utilidades corporativas. Hoyen día, las compañías en Eslovaquia tienen impuestos a unatasa base de sólo 19 por ciento. De acuerdo con un informe preparado porThe Heritage Foundation, una incubadora ubicada en Washington, Polonia hacreado un &flashquotcambio estructural profundo en su economía,&flashquotabriéndola de par en par a la competencia del mercado libre.

Lituania redujo los impuestos corporativos y las limitaciones de sus sectoresde pequeños negocios. Diversas naciones también ofrecen jugososincentivos a las compañías extranjeras. Por ejemplo, en laRepública Checa, las compañías extranjeras reciben unareducción a los impuestos corporativos durante hasta 10 años,mientras que en Eslovenia ha organizado series completas de conferencias,reuniones y exposiciones itinerantes diseñadas para mostrar su ambientede inversión.

Preparan el escenario

Aún existen varias dificultades. &flashquotLos países que desean ingresara la UE son como niños que sueñan con ser estrellas de rock yahora de pronto son lanzados hacia el escenario&flashquot, dice Anholt.

La corrupción y las argucias son todavía graves problemas en elentorno de negocios de esa zona más que en Europa Occidental y lossistemas legales todavía son relativamente débiles, en particularen Eslovaquia y Latvia, la nación con menos recursos de laregión.

Pero como lo indica el informe para 2003 de Transparencia Internacional,organización que lucha contra las prácticas turbias, indica queal unir fuerzas con la UE, estos 10 países mejorarán sus sistemaslegales, ya que tendrán que adoptar las normas judiciales estandarizadasde la UE.

&flashquotLos beneficios que tendrán los países de Europa del Este, conrespecto a China, será que se encuentran dentro de la Unión, yeso los hace más seguros&flashquot en términos de contratos y patentes,dice Desmond Lachman, especialista en mercados emergentes en la incubadoraAmerican Enterprise Institute.

Afortunados en 2005

El atractivo de los nuevos 10 de la UE comienza a entreverse: la Conferencia delas Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo calculó que casi 30 milmillones de dólares de inversión extranjera ingresaron a laregión en 2004.

La República Checa, una de las tres mejores opciones para lascompañías extranjeras por sus obreros con alto nivel escolar, yase ha convertido en la &flashquotHollywood del Este&flashquot porque ha atraído a muchascompañías cinematográficas extranjeras. Estonia, otrabuena opción que ha demostrado uno de los crecimientos másfuertes en la región, recientemente fue llamada &flashquotla alumna estrella&flashquot delFondo Monetario Internacional por la forma en que abrió sueconomía.

Polonia, el mayor de los nuevos 10 de la EU y, por mucho, el mayor mercado paralas compañías extranjeras, ha comenzado a abatir sudéficit presupuestal, posibilitando el convertirse en uno de losprimeros de los 10 en poder unirse a la moneda común, el euro, quefacilitará aún más que los inversionistas operen en estepaís. Bajo esta óptica, ¿quién necesita a China?