Hide this Looking for English Content? Click here

Qué es la resiliencia (y por qué la necesitas en los negocios)

Haz un recuento rápido: ¿cuántas veces las cosas no te han salido cómo querías?
Qué es la resiliencia (y por qué la necesitas en los negocios)
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Escrito originalmente para Premo 
¿Cuántas veces las cosas no han salido en tu negocio como esperabas? Si éste ha tenido la capacidad de enfrentarse a dichas adversidades, sacando lo positivo de la situación para continuar avanzando y encontrando nuevas oportunidades es un negocio que ha desarrollado la resiliencia.

Cuando una empresa enfrenta una crisis económica, un desastre natural o un problema y logra prosperar aun con todo eso cuenta con esta habilidad tan preciada en el mundo de los negocios.

Es muy importante que los emprendimientos, sobre todo aquellos de reciente creación, lleguen a dominar esta capacidad ya que es en los primeros años en dónde se enfrentan a una serie de situaciones que de no superarse las llevan al cese de sus operaciones.

Aunque hay personas que por nacimiento tienen más carácter y son más propensas a la resiliencia, es posible que se llegue a desarrollar.

Anticípate a las crisis

Es importante que las empresas conozcan todo el panorama del entorno en donde están situadas e identifiquen los factores que pueden propiciar una crisis o una situación de adversidad.

Pueden existir factores internos como problemas con el personal, robo o fraude, una mala administración, descomposturas de alguna máquina, así como factores externos como problemas económicos, revueltas, problemas climatológicos, nuevas regulaciones, impuestos y aranceles, etcétera.

Conocer a lo que te puedes enfrentar te ayudará a prepararte bien para que tu empresa salga adelante de la mejor manera.

Crea una red de apoyo

Nadie puede ganar batallas solo, por eso es importante conformar una red de apoyo tanto emocional como en el ámbito profesional. Personas que puedan aconsejarnos y ser el soporte en la toma de decisiones. De esta manera, una crisis puede ser más llevadera.

Dentro del negocio identifica de antemano esas personas claves que pueden significar ese apoyo, y con quien puedas de alguna manera compartir los pasos que se tengan que dar.

Lo mismo tendrás que hacer en el plano personal, puede ser un amigo o un familiar con quien tengas confianza y trato frecuente y que pueda ser tu soporte ante la vulnerabilidad de tu estado.

Desarrolla la confianza en ti mismo

El filósofo estadounidense Ralph Waldo Emerson decía que “la confianza en uno mismo es el primer secreto del éxito”, ésta te puede catapultar tan alto como quieras o enterrarte tres metros bajo tierra.

Tener confianza en sí mismo es ser capaz de decir cómo te sientes, qué piensas, pedir lo que necesitas, hacer sugerencias, expresar tus ideas sin temor al que dirán, a ser rechazado o juzgado.

Para aumentarla es recomendable recordar los logros que se han tenido a lo largo de la vida, la manera en la que se han superado los fracasos, las buenas oportunidades que se han sabido aprovechar. Así mismo el reconocer la valía que uno tiene, las habilidades, el desarrollar pensamientos positivos y tener la capacidad de alejar de la mente los pensamientos negativos que solo hacen daño.

Aunque suene muy de cliché, visualizarte con una actitud ganadora, triunfando y superando las adversidades que se te presentan.

La resiliencia te permitirá reparar las fallas de tu negocio, salir de la adversidad tan pronto como se pueda y aprender de los errores. Aprende a desarrollar actitudes que te lleven a ella y no te rindas ante el primer viento de cambio.

Escrito originalmente para Premo 

 

OK

This website uses cookies to allow us to see how our website and related online services are being used. By continuing to use this website, you consent to our cookie collection. More information about how we collect cookies is found here.