'Cuando el reloj marque las 12': Lo que puede hacer tu negocio para adaptarse al cambio climático

¿Eres un 'líder heroico'? Si sí, ¿qué es lo que tu empresa está haciendo sobre la catástrofe en potencia que amenaza a nuestro planeta?
'Cuando el reloj marque las 12': Lo que puede hacer tu negocio para adaptarse al cambio climático
Crédito: Paul McGee | Getty Images
VIP Contributor
Prime Time TV and Radio Show Host, Author, Speaker
8 min read
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

La NASA define el término de ‘cambio climático’ como “el cambio inusual de la temperatura de un lugar”, independientemente de si ese cambio incluye un exceso de lluvia en una región específica o el cambio de temperatura en un mes o estación en particular.

Desde el inicio de los tiempos el clima ha estado en constante cambio, pero nunca lo había hecho a la velocidad alarmante con la que lo está haciendo ahora. De hecho, 18 de los 19 años más calientes de los que se tiene registro han ocurrido desde 2001, siendo 2016 el año más caliente hasta ahora, con .16º C más de lo que se había registrado en los 50 años anteriores.

Así que, independientemente de si crees o no en la validez del cambio climático, estos cambios en la temperatura importan, porque la realidad es que el clima afecta todo lo que hacemos, desde la comida que comemos hasta los productos que fabricamos, incluyendo importaciones, exportaciones e incluso la forma en la que hacemos negocios.

Y el cambio climático tendrá un impacto adverso en nuestro crecimiento económico durante las próximas décadas. Según Brookings Institution, en Estados Unidos los ingresos se verán reducidos en un 36 por ciento hacia finales de este siglo. Otros estudios han demostrado que el aumento de un sólo grado centígrado en la temperatura global disminuiría el producto interno global en $72 trillones de dólares.

Si eres una persona de negocios, estos números son alarmantes. Independientemente de tus creencias personales sobre el cambio climático, si los patrones climáticos pueden tener un impacto dramático en tu línea de producción, es momento de estar atentos.

¿Los negocios están haciendo lo necesario para adaptarse a esta amenaza? No.

De hecho, la ciencia ya ha demostrado que no estamos haciendo lo suficiente. Una encuesta del Centro para el Cambio Climático y Soluciones Energéticas realizada a 100 empresas mostró que sólo 28 por ciento ellas habían tomado algunas medidas sobre el clima. Y un número menor, 18 por ciento, fueron las que dijeron estar utilizando ya herramientas específicas para evaluar los riegos.

Entre más demanda haya de los consumidores para que las empresas con las que hacen negocios implementen prácticas más sustentables, el siguiente paso lógico será dibujar planes de acción ambientales e implementarlos para que los clientes sean felices. Los inversionistas también le están entrando al juego, pidiéndole a los CEOs que tomen en cuenta este cambio en la actitud de los consumidores para implementar cambios reales y tangibles.

Dentro de este contexto, aquí te dejamos tres cosas que los negocios pueden hacer para no quedarse atrás en este tema.

1. Prevé una gran variedad de escenarios y crea un plan de acción

El cambio es inevitable, pero todos podemos hacer algo para sortear los efectos del cambio climático, independientemente de si estamos entre los Fortune 500 o si somos una startup. Podemos empezar evaluando los riesgos y probabilidades de vivir en la región en la que estemos, tomando en cuenta factores como comida, agua, aumento de los niveles del mar, cambios en la temperatura o cambios en los patrones de lluvia. Podemos hacer una evaluación minuciosa para detectar las vulnerabilidades de ciertas áreas del negocio que antes no se habían considerado antes.

Una evaluación simple puede ser algo tan fácil como invertir en energía renovable. Conforme los precios en esta área sigan bajando, podemos incluso ahorrar dinero y ayudar a reducir la incertidumbre en temas energéticos.

Esto tiene sentido porque, como personas de negocios, nos preocupan los números: lo que tenemos que vender para generar ganancia, nuestros KPIs y nuestras predicciones. Agreguemos llevar registro de nuestra huella de carbono y consumo de energía a esta lista. Aquí te dejamos algunas áreas con las que puedes empezar:

  • Cadena de suministro. Estos tipos de emisiones cargan con la culpa cuando se habla de huella de carbono corporativa. Puede que crear e implementar nuevos procesos te lleve tiempo, pero al final del camino, este esfuerzo nos ahorrará tiempo y dinero. En 2017, LEGO llegó a su objetivo de asegurar que 100 por ciento del consumo de energía estuviera equilibrado por la producción de fuentes de energía renovables. La empresa se comprometió a trabajar con sus proveedores para reducir su impacto de carbono general, 90 por ciento del cual ocurre en su cadena de suministro.
  • Energía. Esto es algo que todos podemos hacer de manera efectiva y regular: Para empezar, reemplaza tus focos incandescentes por LED, que consumen 75 por ciento menos energía. Para 2027, los LEDS nos pueden ahorrar 348 TWh de electricidad, el equivalente a 44 plantas de energía.
  • Transportación. Usar bodegas de almacenamiento regionales es una forma de reducir significativamente las emisiones de carbono. Permitir el suficiente tiempo para enviar productos a través de una ruta diferente es otra forma de hacerlo. Las empresas deberían considerar implementar un programa que incentive a sus empleados a compartir autos, usar transporte público o llegar en bicicleta a la oficina.

2. Adopta un enfoque de diseño sustentable

Si tu línea de trabajo tiene que ver con crear o diseñar nuevos productos, tu objetivo debería ser reducir el uso de recursos no renovables y minimizar los desechos para reusar y reciclar más. ¿Cuáles son las estrategias de tu empresa para mitigar el cambio? Cualesquiera que éstas sean, los nuevos diseños que hagas deben alinearse con estas estrategias.

Algunos principios de diseño sustentable incluyen:

  • Optimizar el potencial regional
  • Minimizar el uso de energía no renovable
  • Proteger y conservar el agua
  • Mejorar la calidad de los ambientes internos
  • Optimizar prácticas operativas y de mantenimiento

Implementar estos principios puede ayudar a reducir el impacto negativo que se tiene en el medio ambiente sin comprometer tu producción ni tus resultados. En mi más reciente libro, The Hero Factor, escribí que uno de los principales principios del liderazgo heroico tiene que ver con alinear los valores corporativos para que beneficien a tu gente sin disminuir las ganancias.

El gigante Siemens es un ejemplo de una empresa que ha desarrollado prácticas sustentables fuertes para lograr un crecimiento mayor y más redituable a largo plazo. Su Programa de Estrategia 2020+ se alinea por completo con los valores de responsabilidad, excelencia e innovación de la empresa.

Gestiona el riesgo regulatorio

Para administrar los riesgos, necesitamos entender las políticas que nuestros gobiernos están implementando. Después de todo, las políticas públicas cambian con cada elección, pero es nuestro trabajo entender no sólo las políticas, sino las opciones. Este nivel de entendimiento permite a los directivos formular estrategias cohesivas para responder a todos los cambios en regulaciones y políticas que los afecten.

Entre más millennials (y generación Z) se van uniendo a la fuerza laboral empiezan a demandar a las empresas que hagan sustentables sus operaciones diarias, y los inversionistas y accionistas están poniendo atención a esas demandas.

A pesar del retroceso de muchísimas leyes ambientales en varios lugares del mundo, los consumidores están siendo cada vez más vocales sobre la necesidad de las empresas de alinearse con sus valores (los de los consumidores) y apegarse a ellos. Y esto es importante, porque todo dueño de negocios sabe que satisfacer a sus clientes contribuye de manera importante al éxito.

Pero, regresando al tema del cambio climático: independientemente de lo que creas sobre este fenómeno, la realidad es que nos afecta a todos, sin importar la industria en la que estés. Está escrito en la pared: ignorar el cambio en los sistemas climáticos del planeta y en los niveles de los océanos será en nuestro propio detrimento. Las empresas que ya están tomando medidas podrán mantenerse a flote y sobrevivir cuando llegue la destrucción.

Mientras llegamos a ese punto, necesitamos observar detenidamente nuestras políticas corporativas. ¿Estamos haciendo lo suficiente para asegurar que nuestros negocios logren adaptarse a los cambios climáticos? Si la respuesta es negativa, no te quedes atrás, ¡haz algo! Es lo que haría cualquier gran líder.

Keep Reading

More from Entrepreneur

Get heaping discounts to books you love delivered straight to your inbox. We’ll feature a different book each week and share exclusive deals you won’t find anywhere else.
Jumpstart Your Business. Entrepreneur Insider is your all-access pass to the skills, experts, and network you need to get your business off the ground—or take it to the next level.
Create your business plan in half the time with twice the impact using Entrepreneur's BIZ PLANNING PLUS powered by LivePlan. Try risk free for 60 days.

Latest on Entrepreneur