Recursos Humanos

Un 18% de los mexicanos se ha quedado dormido en el trabajo.

Según una encuentra realizada por el portal Trabajando.com en cuatro países de América Latina, los peruanos son los que más duermen en el trabajo.
Un 18% de los mexicanos se ha quedado dormido en el trabajo.
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Más de 6 mil trabajadores de 4 países de América Latina respondieron a la ¿te has quedado alguna vez dormido en el trabajo? Los resultados: los más dormilones fueron los peruanos, con un 32% que aseguró de manera afirmativa, seguidos por los chilenos, con un 28%, y más atrás con un 18% y 16%, los mexicanos y argentinos, respectivamente.

La mayoría de los consultados aseguró que se han quedado dormidos en sus escritorios; sin embargo, la opción más votada por los argentinos fue el baño.

Según Juan Pablo Swett, director general de Trabajando.com, la baja productividad y la falta de concentración son consecuencias directas de la escasez de sueño, los trabajadores deben procurar descansar las horas adecuadas porque de lo contrario el rendimiento y la salud se verán gravemente afectadas.

Swett agrega que el compromiso con el trabajo no es sólo cumplir un horario, va más allá, tiene que ver con cumplir las responsabilidades de la mejor forma posible y si no estás bien, el camino es aún más difícil.

A la hora de buscar soluciones que faciliten la tarea de dejar atrás el sueño durante las horas de trabajo las opiniones están bastante divididas. Los mexicanos prefieren tomar café o salir a tomar aire, con un 38% y 32%, respectivamente. Los argentinos comparten la opinión con los chilenos y creen que las medidas más efectivas son una taza de café bien cargado o mojarse la cara antes de retomar las tareas, con un 38% y 31% cada una. Y por último, un 43% de los peruanos prefiere lavarse la cara y otro 32% tomar aire.

Por otra parte, en las consecuencias del sueño en el trabajo hay un mayor consenso: la opción más votada es que disminuye la productividad, con un 57% los mexicanos, 53% los chilenos, 49% los argentinos y 47% los peruanos.