Marketing

Encuentra tu voz en redes sociales

Aprende cómo hablarles a los usuarios en redes sociales para que no parezca que sólo las usas para hacer marketing y vender.
Encuentra tu voz en redes sociales
Crédito: Depositphotos.com
  • ---Shares

Gracias a las redes sociales, cualquier persona puede ser un escritor. Escribimos todos los días nuestros pensamientos, gustos y quejas a través de las redes sociales y los compartimos con los amigos, conocidos y desconocidos. No importa cuál sea el medio: un libro, un artículo, Facebook, LinkedIn o Twitter, todos tenemos una voz, incluso las marcas. Por eso, es importante que para distinguir a tu empresa en este gran universo, con millones de usuarios, tengas una voz propia y diferente a las de los demás. Pero, ¿cómo encontrarla?

Algunos expertos sugieren que lo primordial es que, a pesar de que es la marca “la que está hablando”, ésta debe comunicarse como una persona, debido a que en realidad hay uno o varios seres humanos detrás de ella. No importa el canal que se utilice, existen algunas reglas básicas de comunicación que aplican en redes sociales y en cualquier otro medio.

En el caso de las redes, éstas a veces son tan espontáneas que los principios básicos son necesarios y hay que tenerlos bien presentes. Y el principio más básico es: Habla como escribes. No te esfuerces demasiado en sonar como alguien más o en utilizar palabras cuyo significado tú no conoces; debes ser honesto y auténtico en el momento de dirigirte a tu público en social media. Esta estrategia te ayudará a que no parezca que tu marca únicamente usa las redes sociales para vender y hacer marketing, sino que para darte a conocer e interactuar con tus clientes.

Dave Kerpen, CEO de Likeable Media y gurú en redes sociales afirma que “una gran analogía para el social media es que son como la fiesta más grande del mundo, pero sin las bebidas y a una escala increíble”. Para Kerpen, el principio de la comunicación en las redes sociales debe ser el mismo que el de las relaciones entre personas: cuando te acercas a alguien en una fiesta te presentas, haces preguntas sobre ella, le cuentas historias y anécdotas interesantes y realmente escuchas a la gente; lo mismo debes hacer en tus redes.

La autenticidad y la trasparencia son elementos importantes. Para Kerpen, las redes sociales deben ser pensadas con el mismo significado que le damos a la palabra “social”. Debes imaginarte que les hablas a tus clientes como si estuvieran enfrente de ti.

Una de las mejores formas de cautivar a los usuarios es ofreciéndoles un buen contenido, es decir, hacer marketing de contenidos. Antes de lanzar cualquier tipo de contenido o de artículo a tus redes sociales pregúntate a ti mismo, ¿a mí me importaría si alguien me dijera esto a mí? Es decir, primero define si la información es atractiva y útil para ti mismo y para la gente que te rodea. Si es muy notable que tu intención es vender y tú mismo no lo compartirás con tus amigos, es momento que cambies de estrategia.  

En el mundo de las redes sociales, al igual que en el mundo real, la gente no quiere lo rápido y lo fácil, sino que lo inteligente, eficiente y de calidad.  Un solo tweet puede tener las tres cosas, sólo debes fijarte bien en el contenido y asegurarte de que éste cumpla con su objetivo.

Manual para hablar en redes sociales

Como en la vida real, existe un lenguaje que debes aprender a usar correctamente en tus redes. Toma nota:

-    “Gracias” y “Perdón” son las palabras más poderosas.
-    Háblale a tu audiencia como ellos hablan: Escribe en su idioma y usa las frases y palabras que ellos utilizan en su lenguaje diario.
-    Siempre lee tu post o tu tweet varias veces antes de enviarlo: asegúrate de que no tenga errores de ortografía, gramaticales o de dedo.
-    Usa el sentido del humor únicamente si va de acuerdo con la imagen de tu marca.
-    Agrega la palabra tips o consejos, a los usuarios les gusta este tipo de información.
-    Si tuviste algún error, aprende a pedir perdón y asegura que pronto solucionarás el problema.
-    Evita mezclar tus cuentas: Si utilizas algún programa como Tweetdeck y Hootsuite, evita tener tus cuentas profesionales con las personales, ya que podrías equivocarte de cuenta y parecer poco profesional.
-    No utilices abreviaturas difíciles de entender o muy ambiguas. Es mejor mandar dos mensajes separados o acortar tu frase que usar abreviaturas.