Marketing

Grypho: Sofisticado y digital

Esta marca asume el reto de tener un impacto global en las prendas de moda con una renovada estrategia de marketing digital.

En la industria mexicana de prendas de moda, muchas compañías apuestan por el músculo: la gran capacidad de producción del sector local. De hecho, en varias mercancías e insumos fashion, según datos de la Secretaría de Economía, México se ubica entre los 10 principales fabricantes del mundo.

Para garantizar el crecimiento de su marca Grypho, Mauricio Olvera usará esta potencia industrial, pero no se jugará todo por ella.

“México es líder en producción, pero no existe un sello mexicano de impacto global. Es absurdo”, afirma Olvera. Colocar a Grypho en los escenarios del mundo no sólo implica ampliar los canales de venta.

El reto importante, dice Olvera, es mantener una estrategia de crecimiento que abarque distintos ángulos: “en este negocio, para trascender, hay que diseñar conceptos y marcas, no sólo prendas; entender la dinámica del retail; aprovechar las nuevas formas de mercadotecnia y comercialización; aplicar inteligencia de negocios. Ya no somos una industria de pura confección”, apunta.

Gestión elegante

Con un enfoque multidisciplinario, Grypho, estima Olvera, crecerá en nuevos territorios y oportunidades, y lo hará basándose en las mejores prácticas empresariales; conceptos que el creador de Grypho está afinando o adoptando: planeación rigurosa, gobierno corporativo, búsqueda de alianzas, impulso a la innovación y,  especialmente, fortalecimiento de las estrategias de marketing digital y comercio electrónico. En 2013, según la Asociación Mexicana de Internet, el e-commerce nacional generó ventas por $121,600 millones.

El plan de crecimiento está definido, la actitud para ejecutarlo también está en su lugar. “Los emprendedores debemos ser valientes y constantes, no arriesgar todo al corto plazo. Y un detalle que nunca se debe olvidar: en los negocios, como en la vida, hay momentos buenos y malos. Hay que prepararnos para enfrentar cualquier circunstancia”, afirma Mauricio Olvera.