Hide this Looking for English Content? Click here

El inversionista que busca proyectos de alto impacto

Rodrigo Villar, socio director de New Ventures México, confía en que los modelos de negocio sostenibles resolveán problemáticas sociales y ambientales. Por eso, impulsa la inversión de impacto en Latinoamérica.
El inversionista que busca proyectos de alto impacto
Crédito: Eduardo Islas / Entrepreneur en Español
  • ---Shares

El es Rodrigo Villar, y quiere transformar el sector privado para que genere el TripleBottomLine (TBL); es decir, que incorpore criterios de éxito no sólo financieros, sino sociales y medio ambientales, a partir del desarrollo de la industria de inversión de impacto en México y Latinoamérica. El empresario está al frente de New Ventures México, organización que cataliza el crecimiento de estas empresas con servicios de aceleración, capacitación, el directorio de productos y servicios sustentables Las Páginas Verdes y el fondo de inversión de impacto Adobe Capital.

Entrevistado en el Foro Latinoamericano de Inversión de Impacto (FLII) en Mérida, Yucatán, Entrepreneur conversó con este visionario acerca del panorama actual, las oportunidades y los retos a los que se enfrenta esta industria en crecimiento. 

¿Cómo defines inversión de impacto?

Es la manera de poner recursos financieros a trabajar en emprendimientos que resuelven una problemática social o ambiental a partir de un modelo de negocio sostenible; es decir, que no depende de donativos. Es una inversión consciente e intencional que se hace en una empresa rentable y que genera un beneficio para la sociedad, con el objetivo de ayudarla a crecer su impacto.

¿En qué giros invierte?

En el caso de México, se concentra en temas de vivienda, salud, educación, acceso a servicios financieros y acceso a energía. Estos representan pendientes tan grandes para la población que no se pueden resolver sólo con filantropía o con acciones del gobierno. Ahí es donde entra la iniciativa privada y recursos de impacto, pues ésta puede resolverlos viéndolos como oportunidades de negocio, encontrando la forma de hacerlo rentable.

¿Cuántos fondos de impacto existen??

En Latinoamérica, al menos 50. Estos invierten intencionalmente buscando resolver problemas ya sea en varias verticales y países o en una sola industria, con acciones enfocadas y locales. Además, están los fondos tradicionales que detectan oportunidades de negocio en la inversión de impacto y destinan parte de sus recursos en empresas sociales –más como diversificación que como su eje primordial–.

¿Crees que está peleada la rentabilidad con el impacto?

?Para nada. Hay quien está dispuesto a sacrificar rentabilidad con tal de tener un impacto mayor, pero no necesariamente son dos medidores opuestos. En Adobe Capital no vemos este conflicto; al contrario, creemos que en las industrias de impacto se pueden encontrar oportunidades muy grandes para hacer  

empresa, ya que son economías que tienen mucho potencial de escala. Al buscar maximizar la rentabilidad, se puede tener una escala y un impacto mayor. Y cuanto más se acerque a resolver el problema, más crecerá la empresa y mayores retornos financieros generará. De ahí que cuando se invierte en estas industrias, eventualmente ambas métricas se alinean.

Entonces, ¿en qué se fija un fondo de este tipo: en el impacto, en la rentabilidad o en los dos?

Nuestro primer filtro en Adobe, por ejemplo, es la empresa y lo que está solucionando. Nos gustan empresas cuyo core business sea resolver el problema, no obtener dinero. Cuando hay una solución por medio de un modelo de negocio, pasamos a la siguiente etapa y analizamos a la empresa como negocio, usando los mismos criterios que un fondo tradicional de capital privado.

Nunca sacrificamos el retorno, pues queremos maximizarlo. Me explico con el caso de SalaUno, una de nuestras inversiones, cuya misión es eliminar la ceguera innecesaria en el país. Y es que existen más de dos millones de mexicanos ciegos por cataratas, una enfermedad curable pero que tiene altos costos. Las cirugías que ellos hacen cuestan 70% menos que en una clínica tradicional. Así, entre más operaciones haga, más se acerca a resolver el problema. Por su puesto que queremos maximizar la rentabilidad, porque mientras más intervenciones hagan, menor será el problema. Y así los ayudamos a cumplir su misión.

¿Cómo está México en comparación del resto del mundo?

Bastante bien posicionado. En Latinoamérica somos el más avanzado porque tenemos una economía bastante grande y estable que nos permite escalar, innovar, hacer fusiones y adquisiciones, tener dinamismo en nuestros negocios, y buenos emprendedores. Pero al mismo tiempo tenemos muchos problemas sociales por resolver. No es combinación fácil aunque se están dando las condiciones necesarias para que la inversión de impacto se genere.

¿Qué hace falta para detonar la inversión: más emprendedores o más recursos?

Cuando éramos aceleradora, pensábamos que faltaba dinero; ahora que lo tenemos, creemos que faltan emprendedores. En realidad es que son las dos cosas. Considero que hacen falta mecanismos de inversión alternativos que entiendan las necesidades de las empresas sociales, como la deuda convertible (Adobe es pionero en implementar este instrumento) o salidas estructuradas más flexibles. Todavía hay mucho espacio para innovar y un campo grande es el sector financiero. Por el lado de los emprendedores, se necesita que estructuren mejor la innovación que proponen para que puedan ser atractivos para los fondos y estén listos para recibir capital que los haga crecer y acelerar su impacto. 

OK

This website uses cookies to allow us to see how our website and related online services are being used. By continuing to use this website, you consent to our cookie collection. More information about how we collect cookies is found here.